Podcasts de historia

Richard Byrd - Historia

Richard Byrd - Historia

Richard Byrd

1888- 1957

Explorador

El contralmirante Richard Byrd nació el 25 de octubre de 1888 en Winchester Virginai. Fue un aclamado piloto y explorador naval que realizó el primer vuelo sobre el Polo Norte en 1926 y el primer vuelo sobre el Polo Sur en 1929. Aunque logró un exitoso vuelo transatlántico en 1927, se vio obligado a abandonar su avión en el mar en la costa francesa a causa de la niebla. Byrd continuó haciendo contribuciones a las exploraciones polares hasta casi el final de su vida. En 1955-56, regresó para otra expedición antártica.


¿Qué hizo tu Byrd los antepasados ​​se ganan la vida?

En 1940, Laborer y Maid eran los trabajos más reportados para hombres y mujeres en los EE. UU. Llamados Byrd. El 22% de los hombres Byrd trabajaban como jornaleros y el 11% de las mujeres Byrd trabajaban como empleadas domésticas. Algunas ocupaciones menos comunes para los estadounidenses llamados Byrd fueron camionero y jornalero.

* Mostramos las principales ocupaciones por género para mantener su precisión histórica durante los momentos en que los hombres y las mujeres a menudo realizaban trabajos diferentes.

Principales ocupaciones masculinas en 1940

Principales ocupaciones femeninas en 1940


Relaciones personales

Richard E. Byrd se casó con su esposa Marie Donaldson Ames el 20 de enero de 1915. Su matrimonio dio a luz a cuatro hijos, a saber, Richard, Evelyn Bolling, Katherine Agnes y Helen.

Durante su exploración de la Antártida, descubrió una región a la que nombró en honor a su esposa y la llamó la & ldquoMarie Byrd Land. & rdquo También es amigo cercano de la gente detrás de Ford Motor Company, Edsel y su padre Henry Ford, quien patrocinó sus expediciones polares.


Richard E. Byrd y la expedición ártica MacMillan de 1925

Uno de los grandes temas de la rivalidad internacional a principios del siglo XX fue la carrera hacia los polos, la competencia entre naciones para ver qué bandera ondeaba primero en el Polo Norte y luego en el Polo Sur. Como las últimas grandes áreas inexploradas del globo, los polos tenían una fascinación particular para los ciudadanos comunes, así como para los científicos y los estadistas. Después de que Robert E. Peary ganara la carrera a pie al Polo Norte en 1909 (al menos a los ojos del público estadounidense, aunque su logro sigue siendo objeto de considerables disputas incluso hoy), la siguiente gran competencia fue ver quién podría ser el primero para volar sobre el poste.

El pueblo estadounidense encontró la aviación tan fascinante como la exploración y, a mediados de la década de 1920, se informó de todo tipo de nuevos y emocionantes logros en el ámbito de la aviación. En 1925 tuvo lugar una inusual primera vez cuando dos naciones intentaron llegar al Polo Norte por aire. El esfuerzo total de Noruega fue realizado por un equipo compuesto por el primer explorador en llegar al Polo Sur, Roald Amundsen, y un joven y rico aventurero estadounidense, Lincoln Ellsworth. El intento de los Estados Unidos estaba en la agenda oculta de un aviador naval relativamente desconocido que estaba ansioso por probar tal vuelo durante una expedición en la que se había asociado con un conocido explorador del Ártico que no quería participar en un intento de llegar. El polo.

Los estadounidenses pronto leerían todo sobre esta curiosa expedición aérea que su país había enviado al extremo norte. A través de la cobertura periódica de los periódicos, aprendieron mucho sobre las actividades de la empresa, que se conocía oficialmente como la Expedición Ártica MacMillan, llamada así por Donald B. MacMillan, el explorador veterano que la dirigía. En el otoño de 1925, varios artículos en National Geographic revista describió el trabajo de la empresa. Uno de estos artículos, escrito por el oficial naval superior de la expedición, presentó al público al hombre que se convertiría quizás en el aviador-explorador más famoso de su época: Richard E. Byrd, entonces teniente comandante en los EE. UU. Armada.


Al enterarse del proyecto de MacMillan, el teniente comandante. Richard E. Byrd sugirió que combinaran sus esfuerzos en una expedición conjunta. (Archivos de la Universidad Estatal de Ohio, Almirante Richard E. Byrd Papers)

La expedición de 1925 fue significativa en varios aspectos. Marcó el primer uso productivo de aviones en la exploración del Ártico por parte de los estadounidenses, y puso a Byrd en el centro de atención como portavoz del papel de la aviación en tales esfuerzos. Como operación conjunta con componentes civiles y militares, fue bien publicitada e informada, con informes diarios de progreso que llegaron al público estadounidense por radio. También marcó la convergencia & # 8212 o casi colisión & # 8212 de lo viejo y lo nuevo en la exploración del Ártico y en las carreras de los hombres involucrados. Fue sólo periféricamente un intento de alcanzar el polo y, sin embargo, incluso con sus modestos objetivos, la expedición no fue más que un éxito nominal.

Richard E. Byrd, descendiente de una familia aristocrática y políticamente influyente de Virginia, se había graduado de la Academia Naval de los Estados Unidos en 1912. Aparentemente encaminado al éxito en la Marina, su carrera se vio comprometida por varias lesiones en su pierna derecha & # 8212 a. fractura de tobillo mientras jugaba al fútbol en la academia, otra fractura del mismo tobillo en un accidente de gimnasia mientras aún era guardiamarina y otra fractura más en una caída a bordo del acorazado Wyoming.

Byrd recibió una jubilación médica como alférez en 1916, pero fue devuelto al servicio activo cuando se necesitaron oficiales adicionales durante la Primera Guerra Mundial. Con la ayuda de amigos bien ubicados, obtuvo el deber ideal para sentarse y sentarse para un hombre. cojeando: fue aceptado para la formación de pilotos. Después de ganar sus alas, Byrd se encontró mayormente en puestos administrativos en la aviación. Nunca voló en combate durante la Primera Guerra Mundial.

Después de la guerra, se convirtió en el innovador y planificador principal del vuelo Curtiss NC-4 de la Marina & # 8217 a través del Atlántico. Decepcionado por no haber podido realizar el vuelo él mismo, dejó su huella gracias a sus contribuciones profesionales a la navegación aérea. Estos, según un comunicado de prensa de la Marina, incluían no solo el sextante Byrd, un sextante de burbuja que había desarrollado, sino también un indicador de deriva y velocidad, un indicador de rumbo y distancia y una proyección cenital del Atlántico que eliminaba los difíciles cálculos matemáticos de el pasado.

Durante los años siguientes, Byrd organizó estaciones y unidades aéreas de la Reserva Naval en todo el país. Pero siguió pensando en el Ártico, un área que lo había fascinado durante muchos años. Incluso de joven había soñado con llegar al Polo Norte, pero después de que Peary logró ese objetivo, Byrd pensó en ser el primero en sobrevolar el polo.

Byrd vio su oportunidad en 1925, una época de intensa actividad en la aviación y de competencia entre los servicios militares. En 1920, un avión del ejército había saltado de Nueva York a Nome, Alaska, con frecuentes paradas. En 1924, el Ejército realizó un vuelo espectacular alrededor del mundo con una ayuda considerable, pero poco reconocimiento, de la Armada. A principios de 1925, la Armada se vio obligada a limpiar un vuelo ártico proyectado del dirigible Shenandoah cuando la aeronave se dañó en una tormenta. Ese mismo año, el servicio estaba planeando un vuelo de hidroaviones bimotores a Hawai. Parecía que Amundsen, el distinguido explorador noruego, pronto estaría listo para volar hacia el Polo Norte. El momento parecía adecuado para un vuelo ártico con aviones de la Armada. Haciendo equipo con el veterano capitán del barco del Ártico Robert A. & # 8216Bob & # 8217 Bartlett, que había estado con Peary en 1909 y era considerado el gran anciano de la exploración del Ártico, Byrd lanzó un esfuerzo de recaudación de fondos en nombre de su proyecto.


El NA-1, uno de los tres Loening OL-2 asignados a la expedición, estaba tripulado por Byrd y Floyd Bennett. Su alcance de 500 millas era menos que ideal para la exploración del Ártico. (Nosotros marina de guerra)

Para obtener los aviones necesarios, se dirigió al Departamento de Marina. Inicialmente argumentó que el Extremo Norte necesitaba ser explorado hidrográficamente, porque los vuelos militares y comerciales eventualmente cruzarían el polo. Como factor decisivo, señaló que la Marina de los EE. UU. Necesitaba un logro sorprendente para contrarrestar las duras críticas públicas que estaba recibiendo a manos de Brig. El general William D. & # 8216Billy & # 8217 Mitchell del Army Air Service, que estaba haciendo campaña por la supremacía del poder aéreo, entregado por un brazo aéreo separado, en futuras operaciones militares. Finalmente, Byrd convenció al secretario de Marina Curtis D. Wilbur de los beneficios de la expedición, y Wilbur, a su vez, vendió la idea al presidente Calvin Coolidge.

El avión que proporcionó la Armada era un diseño anfibio relativamente nuevo construido por Loening Aircraft Company. Los aviones Loening & # 8217 eran únicos en el sentido de que no utilizaban el casco de un hidroavión, como lo hacían los anfibios anteriores, sino que utilizaban un gran flotador individual encajado en la parte inferior del fuselaje. Este biplano biplaza de cabina abierta se fabricó durante varios años, durante los cuales aparecieron una serie de modificaciones, designadas por la Armada como OL-1 a OL-9. Algunos fueron propulsados ​​por motores Liberty, otros por Packards y una serie posterior por motores refrigerados por aire Pratt & amp Whitney.

El modelo entregado a Byrd era un OL-2, que tenía un motor Liberty invertido de 400 hp. Tenía una velocidad máxima de 122 mph, con un rango original de aproximadamente 500 millas terrestres y características de rendimiento apenas impresionantes para un avión que iba a participar en la exploración. Finalmente, tres de estos aviones fueron asignados a la expedición. La Armada emitió un anuncio asegurando al público que si la expedición encontraba alguna dificultad seria, la Armada tendría dos dirigibles, los Angeles y el recientemente reparado Shenandoah, esperando un rescate.

Satisfecho de haber obtenido aviones y personal, Byrd siguió adelante con su planificación. Pero descubrió que no solo el noruego Amundsen se estaba preparando para un intento en el Polo Norte, sino que también se estaba planeando otra expedición al Ártico estadounidense para el mismo período de tiempo general. Este esfuerzo fue encabezado por Donald MacMillan, un ex profesor universitario y explorador del Ártico desde hace mucho tiempo que también había estado con Peary en 1909 y era un teniente comandante en la Reserva de la Armada. MacMillan ya se había acercado a la Marina para conseguir un avión para su expedición después de conseguir un fuerte patrocinio de la National Geographic Society, con el apoyo financiero del millonario de Chicago E.F. McDonald, Jr., quien dirigía la empresa de fabricación de radios Zenith. McDonald también fue teniente comandante en la Reserva Naval.

Al sentir que su propio esfuerzo necesitaba un apoyo más amplio y que una expedición conjunta podría lograr más de dos individuales, Byrd se acercó a MacMillan para combinar sus esfuerzos. El anciano accedió a regañadientes, pero insistió, sin embargo, en que él debía estar a cargo de la operación. El capitán Bartlett fue eliminado de los planes en este momento.

Sabiendo que la Armada desconfiaba de los forasteros, Byrd logró redactar sus propias órdenes para que lo pusieran al mando de una fuerza naval que estaba en una relación de apoyo cooperativo con la expedición civil, en lugar de ser un componente de ella. Sin embargo, ese arreglo estuvo plagado de problemas. A lo largo de la expedición, las dos filosofías polares de MacMillan y Byrd & # 8212 trineo tirado por perros vs. aviones e investigación científica vs. operaciones militares & # 8212 permanecerían en conflicto. McDonald también complicó la lucha por el liderazgo al proclamarse a sí mismo el oficial al mando de Peary, uno de los dos barcos de la expedición. También controlaba el tráfico de radio, incluso en ocasiones impidiendo que Byrd enviara mensajes codificados al Departamento de Marina.


Los miembros de la expedición ártica de MacMillan derriban dos de los OL-2 Loening de la expedición a bordo del SS Peary, listos para el viaje a Etah, Groenlandia. (Imágenes de Bettmann / Getty)

Los diversos propósitos de la expedición se anunciaron con anticipación. Los científicos de la National Geographic Society estudiarían los fenómenos naturales del área, mientras que los aviones de la Armada estudiarían la gran extensión de hielo inexplorado que se encuentra entre Alaska y el polo. Entre otras cosas, esta encuesta trataría de determinar si las tierras reportadas por Peary como & # 8216Crocker Land & # 8217 o por su rival Frederick A. Cook como & # 8216Bradley Land & # 8217 o por MacMillan como & # 8216Lost Continent & # 8217 en realidad existió. Oficialmente poco se dijo sobre el Polo Norte, aunque una de las & # 8216 rutas propuestas de vuelos de exploración & # 8217 mostradas en un mapa publicado en el momento de la expedición se acercaba al polo.

Mientras tanto, Amundsen y Ellsworth habían despegado de Spitzbergen el 21 de mayo de 1925, en ruta hacia el Polo Norte, utilizando dos hidroaviones Dornier Wal configurados como anfibios. Impulsados ​​por dos motores Rolls-Royce en una disposición de tractor-empujador, los aviones tenían un alcance adecuado para hacer el viaje, pero solo transportaban suficiente gasolina para 200 millas más allá de la distancia real al polo y de regreso, aproximadamente 1,200 millas. Cuando no regresaron (ver & # 8216Polar Flight Survival & # 8216 en la edición de mayo de 1998 de Historia de la aviación), se inició una búsqueda de los volantes. Byrd y MacMillan acordaron que encontrar al explorador desaparecido y su expedición se convertiría en una prioridad de la expedición estadounidense.

Al final resultó que, los dos aviones Wal de Amundsen y Ellsworth, después de acercarse a 150 millas del polo, se vieron obligados a realizar aterrizajes de emergencia en el hielo. Durante tres semanas de arduo trabajo, con la comida casi agotada, los seis hombres del grupo pudieron tallar una pista de aterrizaje en el hielo y luego despegar en un avión sobrecargado con esquís en el que regresaron sanos y salvos a Spitzbergen. Byrd no estaba al tanto de ese desarrollo cuando la expedición estadounidense partió hacia el Ártico, pero aparentemente se enteró en el camino hacia el norte.

La expedición MacMillan partió de Wiscasset, Maine, el 20 de junio de 1925, a bordo de dos pequeños barcos. Los hombres de la Armada y sus aviones embalados estaban a bordo. Peary, un antiguo dragaminas canadiense, mientras que la mayor parte del grupo científico estaba a bordo Bowdoin, una goleta auxiliar llamada así por el alma mater de MacMillan # 8217 que se había utilizado en expediciones anteriores al Ártico. La salida fue tardía en la temporada, considerando la distancia que hubo que recorrer incluso antes de que pudiera comenzar el trabajo científico que consumía mucho tiempo en el camino hacia el norte.


De los dos barcos, el pequeño balandro Bowdoin tenía la mayor parte del grupo científico, mientras que Byrd y su equipo estaban a bordo del barco más grande, el Peary. (Imágenes de Bettmann / Getty)

El destino final fue el puerto de Etah, un pequeño asentamiento en la costa noroeste de Groenlandia, a unas 700 millas al sur del polo. MacMillan había ayudado a establecerlo en una expedición de 1912. Después de luchar a través de los campos de hielo cerca del final del viaje, los dos barcos finalmente llegaron a Etah el 1 de agosto. Si bien quedaba mucha luz del día, los vientos fríos del otoño comenzaban a soplar con más fuerza cada día. Por fin, sin embargo, los aviadores estadounidenses pudieron descargar y volver a montar sus aviones. Cuatro días después iniciaron los vuelos exploratorios que tanto tiempo esperaban.

Los tres aviones, designados NA-1, NA-2 y NA-3, fueron tripulados respectivamente por la teniente comodoro. Byrd y el piloto Floyd Bennett Jefe de contramaestre & # 8217s Mate Earl E. Reber, piloto, y Aviation Machinist & # 8217s Mate 1st Class Charles F. Rocheville, mecánico y teniente M.A. Schur y piloto A.C. Nold. Otros dos hombres también estaban en el destacamento: Albert A. Francis, quien se desempeñó como aerógrafo, y N.P. Sorenson, mecánico.

Byrd había planeado que se establecerían dos bases avanzadas para los aviones, una en el extremo más lejano de las islas grandes al oeste, ya sea en la isla Ellesmere o Axel Heiberg, y la otra en una ubicación intermedia en el camino a esos sitios. Desde estos lugares, con sus depósitos de gasolina y otros suministros, se realizarían vuelos hacia el noroeste hasta los límites exteriores de las capacidades de los aviones.

Los vuelos de prueba iniciales mostraron que los aviones tenían una cola pesada cuando se cargaban con las cargas planificadas para las bases avanzadas. El problema se resolvió parcialmente retirando un tanque de gasolina delantero de 33 galones y almacenando la carga allí, pero la capacidad reducida de gasolina afectó el alcance de la aeronave. Estos primeros vuelos, que se realizaron a baja altura sobre témpanos de hielo cercanos, convencieron a Byrd de que el hielo era tan accidentado que sus aviones no podrían aterrizar sobre ellos, incluso si se añadieran esquís a su tren de aterrizaje.

En vista de lo accidentado del terreno debajo, la velocidad con la que el clima podía cambiar y la falta de confiabilidad de la brújula, cada vuelo se convirtió en una misión peligrosa en la que Byrd decidió no ordenar a sus hombres, aceptando solo la participación de voluntarios. Como era de esperar, todos los hombres se ofrecieron como voluntarios.

El problema de la brújula era, por supuesto, endémico de la exploración del Ártico. Las brújulas magnéticas apuntan al polo norte magnético, un fenómeno en movimiento que ahora generalmente se cree que se encuentra a unos 77 grados al norte y 101 grados al oeste en las islas Queen Elizabeth & # 8212, una ubicación bien al suroeste de la isla Ellesmere, donde estaba operando la expedición. Las brújulas inductoras de tierra también se usaban en aviones de esa época, pero también dependían de campos magnéticos. Las brújulas giroscópicas del tipo utilizado a bordo de los barcos no eran adecuadas para los aviones debido a su incapacidad para adaptarse a los frecuentes cambios de rumbo. En consecuencia, la única brújula con alguna confiabilidad en latitudes altas en ese momento era la brújula solar, basada en una relación de reloj de sol y tiempo, pero era inútil cuando el sol no brillaba, una ocurrencia frecuente en el Ártico.

En el primer vuelo extendido el 8 de agosto, Byrd descubrió que el error en las brújulas magnéticas era de 113 grados. Utilizando orientaciones visuales de puntos conocidos de la tierra, los pilotos de los tres aviones pudieron abrirse camino hacia el oeste sobre algunos de los escarpados fiordos de la isla de Ellesmere antes de que el empeoramiento del clima los obligara a regresar a Etah.

Durante los días siguientes el tiempo siguió siendo pésimo, pero se realizaron algunos vuelos. El 11 de agosto, los tres aviones pudieron volar juntos en un intento de establecer una base. Sin embargo, solo se pudo encontrar un lugar de aterrizaje adecuado en aguas abiertas, que estaba en un área al suroeste de Axel Heiberg. Después de regresar a Etah, los aviones fueron reabastecidos y despegaron nuevamente por la noche, los hombres todavía esperaban encontrar un lugar de aterrizaje. Esta vez tuvieron un éxito marginal, aterrizando en el agua en Hayes Sound, una de las muchas hendiduras del océano profundo en la isla Ellesmere, pero no se estableció una base avanzada allí.

El 13 de agosto había motivos para la esperanza, pero esa esperanza pronto se desvaneció. & # 8216 Por fin ha llegado el buen tiempo & # 8217, señaló Byrd en su diario. Sin embargo, pasó a registrar otros problemas. & # 8216El NA-2 y 3 están fuera de servicio. Bennett y yo iremos esta noche por la bendita marina vieja. Debemos hacer una demostración por ella. Todo salió mal hoy. NA-1 carenado perdido por la borda. NA-2 bajó por la nariz. Casi la pierdo. NA-3 casi hundido por los icebergs y herido el ala inferior en la balsa. Más tarde, MacMillan no me dejaría ir. Parece haberse rendido. MacMillan parece tener mucha prisa por hacer las maletas y volver. Me pregunto qué hay en su mente. & # 8217

NA-2 fue rescatado con éxito y sacado del agua.Su motor fue reemplazado por uno de repuesto, pero no volvió a volar durante la expedición. Al día siguiente, NA-1 y NA-3 volaron a un fiordo en la isla de Ellesmere, donde se habían visto aguas abiertas en el vuelo anterior. Allí, los pilotos pudieron llevar sus aviones a 50 pies de la costa, lo que les permitió vadear hasta la playa con un total de 200 libras de comida y 100 galones de gasolina. Por fin se había establecido una base avanzada y las dos tripulaciones podían regresar a Etah sabiendo que eran posibles vuelos más largos.

Al día siguiente, 15 de agosto, ambos aviones regresaron a su nueva base, solo para descubrir que el hielo se había cerrado a su alrededor, imposibilitando los aterrizajes. Mientras buscaban sin éxito otro lugar de aterrizaje, el piloto alistado Nold en NA-3 se separó del avión Byrd & # 8217s. Solo en el avión, como resultado de la decisión de ahorrar espacio para la carga, Nold se había desorientado y había volado hacia el norte.. NA-1El piloto de & # 8216 lo persiguió, finalmente lo alcanzó después de una hora y lo llevó a su casa en Etah, donde Nold observó que nunca se había sentido tan solo en toda su vida como durante el tiempo que estuvo volando solo.

El día 16, los dos aviones operables volvieron al aire, explorando más fiordos de la isla de Ellesmere. NA-3 desarrolló un golpe en el motor que impidió que el piloto Schur acompañara a Byrd y Bennett a través de las montañas más altas, pero luego pudo seguir NA-1 de regreso a Etah. Byrd informó al secretario de Marina: & # 8216 La irregularidad, la irregularidad y muchos valles profundos presentaban un espectáculo magnífico pero terrible. El aire fue el más duro que jamás hemos experimentado. & # 8217

En este punto surgió un problema diplomático. El gobierno canadiense y el vaporizador # 8217s Ártico llegaron a Etah, y los funcionarios a bordo comunicaron la preocupación de su gobierno, que sentía que su territorio estaba siendo utilizado por forasteros sin permiso. MacMillan insistió en que había obtenido tal permiso. El diplomático Byrd fue capaz de desactivar este potencial desagrado con más eficacia de lo que fue capaz de manejar a MacMillan y McDonald.

El día 17 continuó su mala suerte. Gasolina en el agua alrededor Peary se incendió, y NA-3, que estaba amarrado al barco, fue arrojado a la deriva para evitar un desastre. Aunque las alas del avión se incendiaron, la tripulación apagó las llamas con un extintor de incendios, pero ya había daños sustanciales en la tela. Durante los siguientes días, los hombres de la Marina instalaron alas de repuesto y un nuevo motor en el avión. Durante ese tiempo, el fiordo de Etah comenzó a congelarse.

Pronto quedó claro que solo quedaban unos pocos días más antes de que la expedición tuviera que dirigirse hacia el sur. El biógrafo de Byrd, Edwin P. Hoyt, afirma que Byrd y Bennett querían utilizar el tiempo restante para intentar llegar al Polo en NA-1, pero que el plan fue vetado por MacMillan, quien citó el triste récord que los aviones habían logrado hasta ahora. Las porciones publicadas del diario de Byrd & # 8217, generalmente más sinceras que sus informes y artículos de revistas redactados diplomáticamente, no mencionan este incidente, aunque el editor de ese diario, Raimund E. Goerler, indica que el objetivo de & # 8216Byrd & # 8217 era probar aviones en el Ártico y, si es posible, volar sobre el Polo Norte. & # 8217

Sin embargo, se intentó un vuelo importante adicional sobre el casquete glaciar de Groenlandia. Esta operación se convirtió en una de las empresas más exitosas de la expedición, pero tampoco estuvo exenta de problemas. El nuevo motor de NA-3 lanzó una biela poco después del despegue de Etah. Después de un aterrizaje forzoso, NA-3 tuvo que ser remolcado de regreso a Peary, donde fue llevado a bordo y guardado para el viaje a casa junto a NA-2. Byrd y Bennett completaron su reconocimiento y luego regresaron al barco para guardar su avión para el viaje a casa.

En el viaje de regreso a casa, los dos pequeños barcos se encontraron con tormentas y hielo. Los últimos vestigios del verano se habían desvanecido de las altas latitudes. Por el camino, Peary fue llamado para rescatar a la tripulación de un buque naval danés que se hundía y para tirar Bowdoin libre después de que la goleta encallara. Estos retrasos se sumaron a la frustración de Byrd y sus hombres, que se vieron obligados a soportar el continuo desprecio de MacMillan a la aviación más pesada que el aire en sus pronunciamientos públicos.

Durante el viaje, los aviadores escucharon noticias de otros dos vuelos de la Marina que habían experimentado dificultades y # 8212 el accidente del dirigible. Shenandoah en Ohio con la pérdida de 14 vidas y el aterrizaje forzoso del hidroavión con destino a Hawái PN-9, construido por la Naval Aircraft Factory, cuya tripulación se había visto obligada a navegar la torpe aeronave cientos de millas para llegar a su destino después de que el avión se había quedado sin gasolina. Billy Mitchell, el crítico de la aviación naval, estaba teniendo un día de campo.

Sin embargo, al público nunca se le permitió considerar la expedición al Ártico de 1925 como un fracaso. En las páginas de su revista, la National Geographic Society hizo gran parte de los logros científicos de la empresa. Byrd, siempre optimista además de diplomático, tenía cosas buenas que decir sobre MacMillan y su liderazgo de la expedición, y nada más que elogios para el avión Loening y el futuro de los vuelos árticos.

Cuando la expedición llegó a los Estados Unidos en el otoño de 1925, los científicos y los hombres de la Armada tomaron caminos separados, sin planes de volver a trabajar juntos. Mientras los contratiempos de la expedición ártica MacMillan estaban frescos en sus mentes, Byrd y Bennett comenzaron a pensar en el próximo verano ártico y la posibilidad de alcanzar el polo.


La expedición polar regresa a Wiscasset, Maine, en el otoño de 1925. Aquí, sentados de izquierda a derecha, MacMillan y el ingeniero John Jayne de pie desde la izquierda son John McCue, Donald Mix, Eugene Livingston, William Lewis y Richard Goddard. (Imágenes de Corbis)

En retrospectiva, las operaciones de aviación de la expedición resultaron beneficiosas a largo plazo, ya que enseñaron a la Armada y a los futuros aviadores del Ártico, en particular a Byrd y Bennett, varias lecciones importantes. Una era que el concepto de base avanzada no era factible para vuelos de vuelo polar al Polo Norte tenía que ser solo eso, desde su inicio hasta su conclusión, y no los resultados acumulativos de varios vuelos cortos realizados desde bases de aviación avanzadas por aviones que se abrieron camino. paso a paso como los equipos de perros del pasado. Byrd y Bennett usarían esta lección el verano siguiente, cuando volaron un trimotor Fokker equipado con esquí desde Spitzbergen directamente al poste y de regreso.

En cuanto a la afirmación de Byrd de haber volado sobre el polo en 1926, durante muchos años la falta de disponibilidad de sus cartas de navegación y el estado de sus entradas de registro desorganizadas y a veces borradas para ese vuelo han molestado a los expertos. Además, la velocidad aparentemente alcanzada por el avión Fokker parecía poco realista. Llegar al polo requirió un viaje de ida y vuelta de al menos 1.330 millas náuticas, los aviadores pasaron 15 horas y media en un aire bastante tranquilo. Esto significaría que el avión volaba a unos 86 nudos. Sin embargo, el mismo avión, en su triunfante vuelo alrededor del país en 1927, promedió solo 72 nudos, incluso después de que todos los motores habían sido reacondicionados. En 1927, otro Fokker con motores más potentes promedió 81 nudos con viento de cola en un vuelo a Hawai. Por lo tanto, han existido durante mucho tiempo dudas sobre la capacidad de Byrd de haber alcanzado la pole en el tiempo que estuvo en el aire.

Bernt Balchen, quien más tarde voló con Byrd en vuelos transatlánticos y del Polo Sur, se unió a Floyd Bennett en la gira alrededor del país del Fokker y guió a Bennett a través de la aritmética de las relaciones de velocidad y distancia del vuelo del Polo Norte. Cuando Balchen sugirió que el avión debe haber dado la vuelta antes del poste, Bennett no estuvo en desacuerdo, encogiéndose de hombros con la respuesta, & # 8216 Bueno, ya no importa & # 8217t. & # 8217.

Pero sí importaba que la familia Byrd obligara al editor que había impreso el libro de Balchen que contenía esa conversación a desinfectar el pasaje en una edición posterior. El problema del vuelo del Polo Norte siguió sin resolverse y, finalmente, resultó en una ruptura irreparable entre Byrd y Balchen.

Otra lección de los vuelos de 1925 fue que los aviones multimotor eran una necesidad para el trabajo en el Ártico, y que los aviones anfibios convencionales con ruedas eran inútiles. Es imposible decir si otro modelo de anfibios habría tenido mejores resultados en la expedición que los Loening. La aeronave Loening pasó a tener un buen historial con la Marina de los EE. UU. (Que los utilizó para levantamientos aéreos en Alaska y América Latina), la Guardia Costera de EE. UU., El Cuerpo de Marines de EE. UU. Y, en particular, el Ejército de EE. UU., Que empleó a varios de los anfibios en un Vuelo largo y exitoso al extremo sur de América del Sur el año siguiente.

Finalmente, debería haber quedado claro que las relaciones de mando divididas crearon problemas insuperables en la expedición. Una operación militar que dependía de los barcos de apoyo de una agencia filantrópica para el transporte, decisiones de un director civil de permiso para volar y un donante privado para acceder a transmisiones de radio deja de ser una operación militar. Es prácticamente un milagro que la expedición no se haya desintegrado en una disputa pública desordenada entre Byrd y sus rivales MacMillan y McDonald que podría haber dañado el futuro de la aviación ártica.

Ese futuro todavía parecía prometedor en 1925. Quizás incluso se podría concluir que los fracasos de la expedición al Ártico de 1925 en concepto, equipo y liderazgo ayudaron a asegurar un vuelo sin problemas para Byrd y Bennett en 1926, independientemente de si su vuelo realmente alcanzó las coordenadas exactas. del Polo Norte.


Contenido

Robert Byrd nació el 20 de noviembre de 1917, como Cornelius Calvin Sale Jr. [9] en North Wilkesboro, Carolina del Norte, a Cornelius Calvin Sale y su esposa Ada Mae (Kirby). [10] Cuando tenía diez meses, su madre murió el Día del Armisticio [11] durante la pandemia de gripe de 1918. Byrd era el menor de cuatro [11] y de acuerdo con los deseos de su madre, su padre [9] dispersó a los niños entre parientes. Calvin Jr. fue adoptado por la hermana de su padre biológico y su esposo, [11] Vlurma y Titus Byrd, quienes cambiaron su nombre a Robert Carlyle Byrd y lo criaron en la región minera de carbón del sur de Virginia Occidental, principalmente en la ciudad carbonífera de Stotesbury, Virginia Occidental. [3] [12] [13] [14] El padre biológico de Robert Byrd, Calvin Sale, tuvo cuatro hijos más con su segunda esposa, Ola (Pruitt) Sale. [15] [16]

Byrd se educó en las escuelas públicas de Stotesbury. [17] [18] Byrd tocaba el violín en la orquesta de la escuela Mark Twain y el bombo en la banda de música de la escuela secundaria Mark Twain. [19] Fue el mejor alumno de su clase de graduación de 1934 en la escuela secundaria Mark Twain de Stotesbury. [20]

Matrimonio

El 29 de mayo de 1936, Byrd se casó con Erma Ora James (12 de junio de 1917 - 25 de marzo de 2006) [21], quien nació en una familia minera de carbón en el condado de Floyd, Virginia. [22] Su familia se mudó al condado de Raleigh, West Virginia, donde conoció a Byrd cuando asistieron a la misma escuela secundaria. [23]

Niños

Robert Byrd tuvo dos hijas (Mona Byrd Fatemi y Marjorie Byrd Moore), seis nietos y siete bisnietos. [10]

Ku Klux Klan

A principios de la década de 1940, Byrd reclutó a 150 de sus amigos y asociados para crear un nuevo capítulo del Ku Klux Klan en Sophia, Virginia Occidental. [9] [13]

Cuando era niño, Byrd había presenciado a su padre adoptivo caminar en un desfile del Klan en Matoaka, Virginia Occidental. [24] Mientras crecía, Byrd había escuchado que "el Klan defendía el estilo de vida estadounidense contra los mezcladores de razas y los comunistas". [25] Luego le escribió a Joel L. Baskin, Gran Dragón del Reino de Virginia, West Virginia, Maryland y Delaware, quien respondió que vendría y organizaría un capítulo cuando Byrd hubiera reclutado a 150 personas. [24]

Fue Baskin quien le dijo a Byrd: "Tienes talento para el liderazgo, Bob. El país necesita hombres jóvenes como tú en el liderazgo de la nación". Byrd recordó más tarde: "¡De repente, las luces brillaron en mi mente! ¡Alguien importante había reconocido mis habilidades! Tenía solo 23 o 24 años, y la idea de una carrera política nunca me había golpeado realmente. Pero me llamó la atención esa noche, lo hizo. " [26] Byrd se convirtió en reclutador y líder de su capítulo. [13] Cuando llegó el momento de elegir al oficial superior (Exalted Cyclops) en la unidad local del Klan, Byrd ganó por unanimidad. [13] [27]

Nunca pelearé en las fuerzas armadas con un negro a mi lado. Más bien debería morir mil veces, y ver a Old Glory pisoteada en la tierra para no volver a levantarse nunca más que ver esta amada tierra nuestra ser degradada por razas mestizas, un retroceso al espécimen más negro de la selva.

En 1946, Byrd escribió una carta a Samuel Green, el Gran Mago del Ku Klux Klan, en la que decía: "El Klan es hoy más necesario que nunca y estoy ansioso por ver su renacimiento aquí en Virginia Occidental y en todos los estados de la nación. " [29] El mismo año, fue alentado a postularse para la Casa de Delegados de Virginia Occidental por el gran dragón del Klan que Byrd ganó, y tomó su asiento en enero de 1947. [30] [31] Sin embargo, durante su campaña por los Estados Unidos Cámara de Representantes en 1952, anunció que, "después de aproximadamente un año, me desinteresé, dejé de pagar mis cuotas y dejé mi membresía en la organización", y que durante los nueve años que siguieron, nunca ha estado interesado en el Klan. [32] Dijo que se había unido al Klan porque sentía que ofrecía entusiasmo y era anticomunista, pero también sugirió que su participación allí "reflejaba los miedos y prejuicios" de la época. [13] [30]

Más tarde, Byrd dijo que unirse al KKK era "el mayor error que cometí". [33] En 1997, le dijo a un entrevistador que alentaría a los jóvenes a involucrarse en política, pero también advirtió: "Asegúrate de evitar el Ku Klux Klan. No te pongas ese albatros en el cuello. Una vez que hayas hecho eso error, inhibe sus operaciones en la arena política ". [34] En su última autobiografía, Byrd explicó que era miembro del KKK porque "estaba muy afligido por una visión de túnel, una perspectiva inmadura e inmadura", viendo sólo lo que yo quería ver porque pensaba que el Klan podría proporcionar una salida para mi talentos y ambiciones ". [35] Byrd también dijo en 2005: "Ahora sé que estaba equivocado. La intolerancia no tenía cabida en Estados Unidos. Me disculpé mil veces. Y no me importa disculparme una y otra vez. No puedo borrar lo que pasó. . " [13]

Byrd trabajó como asistente de gasolinera, empleado de una tienda de comestibles, soldador de astilleros durante la Segunda Guerra Mundial y carnicero antes de ganar un escaño en la Cámara de Delegados de Virginia Occidental en 1946, representando al condado de Raleigh desde 1947 hasta 1950. [10] Byrd se convirtió en una celebridad local después de que una estación de radio en Beckley comenzara a transmitir sus "ardientes lecciones fundamentalistas". [36] En 1950, fue elegido para el Senado de Virginia Occidental, donde sirvió desde diciembre de 1950 hasta diciembre de 1952. [10]

En 1951, Byrd fue uno de los testigos oficiales de la ejecución de Harry Burdette y Fred Painter, que fue el primer uso de la silla eléctrica en Virginia Occidental. [37] En 1965, el estado abolió la pena capital, y la última ejecución tuvo lugar en 1959. [38]

Educación continua

Byrd comenzó las clases nocturnas en la Facultad de Derecho de Washington de la Universidad Americana en 1953, mientras era miembro de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos. Obtuvo su JD cum laude una década más tarde, [10] para entonces ya era senador de los Estados Unidos. El presidente John F. Kennedy habló en la ceremonia de graduación el 10 de junio de 1963 y presentó a los graduados sus diplomas, incluido Byrd. Byrd completó la escuela de derecho en una era en la que los títulos universitarios no eran un requisito. Posteriormente decidió completar su licenciatura en ciencias políticas, y en 1994 se graduó summa cum laude de la Universidad Marshall. [3]

En 1952, Byrd fue elegido miembro de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos para el sexto distrito del Congreso de Virginia Occidental, [10] sucediendo a E. H. Hedrick, quien se retiró de la Cámara para postularse sin éxito a la nominación demócrata para gobernador. Byrd fue reelegido dos veces de este distrito, anclado en Charleston y también incluyendo su casa en Sophia, sirviendo desde el 3 de enero de 1953 hasta el 3 de enero de 1959. [10] Byrd derrotó al titular republicano W. Chapman Revercomb para el Senado de los Estados Unidos. en 1958. El historial de Revercomb a favor de los derechos civiles se había convertido en un problema, jugando a favor de Byrd. [10] Byrd fue reelegido para el Senado ocho veces. Fue senador junior de Virginia Occidental durante sus primeros cuatro mandatos, su colega de 1959 a 1985 fue Jennings Randolph, quien había sido elegido el mismo día de la primera elección de Byrd en una elección especial para ocupar el puesto del difunto senador Matthew Neely.

Si bien Byrd enfrentó una vigorosa oposición republicana en su carrera, su última oposición electoral seria ocurrió en 1982 cuando fue desafiado por el congresista de primer año Cleve Benedict. A pesar de su tremenda popularidad en el estado, Byrd se postuló sin oposición solo una vez, en 1976. En otras tres ocasiones, en 1970, 1994 y 2000, ganó los 55 condados de West Virginia. En su intento de reelección en 2000, ganó todos los distritos excepto siete. La congresista Shelley Moore Capito, hija de uno de los viejos enemigos de Byrd, el ex gobernador Arch Moore Jr., consideró brevemente un desafío a Byrd en 2006, pero decidió no hacerlo. El distrito de Capito cubría gran parte del territorio que Byrd había representado en la Cámara de los Estados Unidos.

En las primarias de las elecciones presidenciales demócratas de 1960, Byrd, un aliado cercano de Lyndon B. Johnson en el Senado, respaldó e hizo campaña a favor de Hubert Humphrey sobre el favorito John F. Kennedy en las primarias cruciales del estado. [40] Sin embargo, Kennedy ganó las primarias estatales y, finalmente, las elecciones generales. [41]

Registros de servicio público

Byrd fue elegido para un noveno período senado completo consecutivo récord el 7 de noviembre de 2006. Se convirtió en el senador con más años de servicio en la historia de Estados Unidos el 12 de junio de 2006, superando a Strom Thurmond de Carolina del Sur con 17.327 días de servicio. [1] El 18 de noviembre de 2009, Byrd se convirtió en el miembro con más años de servicio en la historia del Congreso, con 56 años y 320 días de servicio combinado en la Cámara y el Senado, pasando a Carl Hayden de Arizona. [2] [3] Anteriormente, Byrd había tenido el récord de mandato ininterrumpido más largo en el Senado (Thurmond dimitió durante su primer mandato y fue reelegido siete meses después). Es el único senador en servir más de 50 años. Incluyendo su mandato como legislador estatal de 1947 a 1953, el servicio de Byrd en el frente político superó los 60 años continuos. Byrd, que nunca perdió una elección, emitió su voto número 18.000 el 21 de junio de 2007, la mayor cantidad de cualquier senador en la historia. [3] [42] John Dingell rompió el récord de Byrd como miembro del Congreso con más años de servicio el 7 de junio de 2013. [43]

Tras la muerte del exsenador de Florida George Smathers el 20 de enero de 2007, Byrd se convirtió en el último senador vivo de los Estados Unidos de la década de 1950. [44]

Después de haber participado en la admisión de Alaska y Hawái al sindicato, Byrd fue el último senador superviviente que votó sobre un proyecto de ley que otorgaba la condición de estado a un país estadounidense.territorio. En el momento de la muerte de Byrd, catorce miembros en funciones o ex miembros del Senado no habían nacido cuando comenzó el mandato de Byrd en el Senado, al igual que el entonces presidente Barack Obama.

Asignaciones del comité

Estas son las asignaciones del comité para el noveno y último período del senador Byrd.

Filibustero de la Ley de Derechos Civiles de 1964

Byrd era miembro del ala del Partido Demócrata que se oponía a la eliminación de la segregación por mandato federal y los derechos civiles. Sin embargo, a pesar de su carrera temprana en el KKK, Byrd estuvo vinculado a senadores como John C. Stennis, J. William Fulbright y George Smathers, quienes basaron sus posiciones segregacionistas en su visión de los derechos de los estados en contraste con senadores como James Eastland. quien tenía la reputación de ser un racista comprometido. [45]

Byrd se unió a los senadores demócratas para obstruir la Ley de Derechos Civiles de 1964, [46] filtrando personalmente el proyecto de ley durante 14 horas, una medida que luego dijo que lamentaba. [47] A pesar de un obstruccionismo de 83 días en el Senado, ambos partidos en el Congreso votaron abrumadoramente a favor de la ley (demócratas 47-16, republicanos 30-2), y el presidente Johnson firmó el proyecto de ley. [48] ​​Byrd no votó sobre la Ley de Derechos Electorales de 1965, [49] y votó en contra de la confirmación de Thurgood Marshall en la Corte Suprema de Estados Unidos. [50] No firmó el Manifiesto del Sur de 1956 y votó por las Leyes de Derechos Civiles de 1957, [51] 1960, [52] y 1968, [53] así como la 24ª Enmienda a la Constitución de Estados Unidos. [54] En 2005, Byrd dijo El Washington Post que su membresía en la iglesia bautista llevó a un cambio en sus puntos de vista. En opinión de un crítico, Byrd, al igual que otros demócratas del sur y de los estados fronterizos, se dio cuenta de que tendría que moderar "sus opiniones descaradamente segregacionistas" y pasar a la corriente principal del Partido Demócrata si quería desempeñar un papel a nivel nacional. [13]

Vietnam

En febrero de 1968, Byrd interrogó al general Earle Wheeler durante el testimonio de este último ante el Comité de Servicios Armados del Senado. Durante una reunión en la Casa Blanca entre el presidente Johnson y los líderes demócratas del Congreso el 6 de febrero, Byrd expresó su preocupación por la guerra de Vietnam en curso, citando la falta de inteligencia de Estados Unidos, preparación, subestimación de la moral y vitalidad del Viet Cong y sobreestimada. cuán respaldados estarían los estadounidenses por Vietnam del Sur. [55]

El presidente Johnson rechazó las observaciones de Byrd. "Cualquiera puede derribar un granero. Se necesita un buen carpintero para construir uno". [56]

Elecciones presidenciales de 1968

Durante las primarias presidenciales del Partido Demócrata de 1968, Byrd apoyó al presidente en ejercicio Johnson. Sobre el desafiante Robert F. Kennedy, Byrd dijo: "Bobby-come-últimamente ha cometido un error. Ni siquiera lo escucharé. Hay muchos a los que les gustaba su hermano, como Bobby descubrirá, pero que no lo hacen. como el." [57] Byrd elogió la respuesta policial del alcalde de Chicago Richard J. Daley a la actividad de protesta en la Convención Nacional Demócrata de ese año, afirmando que la violencia que resultó fue culpa de los manifestantes, mientras que la policía solo trató de restablecer el orden. [58] El vicepresidente Hubert Humphrey ganó la nominación presidencial y Byrd hizo campaña por él ese otoño. [59]

Roles de liderazgo

Byrd sirvió en el liderazgo demócrata del Senado. Sucedió a George Smathers como secretario de la Conferencia Demócrata del Senado de 1967 a 1971. [10] Derrotó a Ted Kennedy en 1971 para convertirse en Majority Whip, el segundo demócrata de mayor rango, hasta 1977. [10] Smathers recordó que, "Ted fue Mientras Ted estaba fuera en Navidad, en las islas, flotando y pasando un buen rato con algunos de sus amigos, hombres y mujeres, aquí estaba Bob llamando por teléfono. ¿me ayudas?' Lo tenía todo comprometido para que cuando Teddy regresara a la ciudad, Teddy no supiera qué lo golpeó, pero ya todo había terminado. Ese era el estilo de Lyndon Johnson. Bob Byrd lo aprendió viendo a Lyndon Johnson ". El propio Byrd le había dicho a Smathers que "nunca en mi vida había jugado un juego de cartas. Nunca en mi vida había tenido un palo de golf en la mano. Nunca en la vida había golpeado una pelota de tenis. Lo he hecho, lo creas o no. —Nunca arrojé un sedal para pescar un pez. No hago ninguna de esas cosas. Solo he tenido que trabajar toda mi vida. Y cada vez que me hablaste de natación, no sé nadar ". [60]

En 1976, Byrd fue el candidato presidencial "hijo favorito" en las primarias de Virginia Occidental. Su fácil victoria le dio el control de la delegación a la Convención Nacional Demócrata. Byrd tenía la pista interna como Majority Whip, pero se centró la mayor parte de su tiempo en postularse para Majority Leader, más que para la reelección al Senado, ya que prácticamente no tuvo oposición para su cuarto mandato. Cuando llegó la votación para el líder de la mayoría, su ventaja era tan segura que su único rival, Hubert Humphrey de Minnesota, se retiró antes de que se llevara a cabo la votación. De 1977 a 1989, Byrd fue el líder de los demócratas del Senado, sirviendo como líder de la mayoría de 1977 a 1981 y de 1987 a 1989, y como líder de la minoría de 1981 a 1987. [10]

Comité de asignaciones

Byrd era conocido por llevar dólares federales a Virginia Occidental, uno de los estados más pobres del país. Ciudadanos contra el desperdicio del gobierno lo llamó el "Rey del cerdo". [61] Después de convertirse en presidente del Comité de Apropiaciones en 1989, Byrd estableció una meta de asegurar un total de $ 1 mil millones para obras públicas en el estado. Pasó esa marca en 1991, y los fondos para carreteras, represas, instituciones educativas y oficinas de agencias federales fluyeron sin cesar durante el transcurso de su membresía. Más de 30 proyectos federales existentes o pendientes llevan su nombre. Comentó sobre su reputación de obtener fondos para proyectos en West Virginia en agosto de 2006, cuando se llamó a sí mismo "Big Daddy" en la dedicación del Centro de Ciencias Biotecnológicas Robert C. Byrd. [62] [63] Ejemplos de esta capacidad para reclamar fondos y proyectos para su estado incluyen el depósito de la Oficina Federal de Investigaciones para registros de huellas dactilares computarizados, así como varias instalaciones informáticas y de oficina de la Guardia Costera de los Estados Unidos. [64]

Experiencia parlamentaria

Byrd también era conocido por utilizar su conocimiento del procedimiento parlamentario. Byrd frustró a los republicanos con su conocimiento enciclopédico del funcionamiento interno del Senado, particularmente antes de la Revolución Reagan. De 1977 a 1979 se le describió como "ejecutando un tap dance de procedimiento alrededor de la minoría, superando a los republicanos con su dominio de las reglas arcanas del Senado". [65] En 1988, el líder de la mayoría Byrd presentó una convocatoria del Senado, que fue adoptada por la mayoría presente, para que el Sargento de Armas detuviera a los miembros que no estuvieran presentes. Un miembro (Robert Packwood, republicano por Oregon) fue escoltado de regreso a la cámara por el Sargento de Armas para obtener quórum. [66]

Presidente pro tempore

Como el senador demócrata con más años de servicio, Byrd se desempeñó como presidente pro tempore cuatro veces cuando su partido estaba en la mayoría: [10] desde 1989 hasta que los republicanos ganaron el control del Senado en 1995 durante 17 días a principios de 2001, cuando el Senado fue dividido equitativamente entre los partidos y el vicepresidente saliente Al Gore rompió el empate a favor de los demócratas cuando los demócratas recuperaron la mayoría en junio de 2001 después de que el senador Jim Jeffords de Vermont dejó el Partido Republicano para convertirse en un independiente y nuevamente desde 2007 hasta su muerte en 2010 , como resultado de las elecciones al Senado de 2006. En esta capacidad, Byrd ocupaba el tercer lugar en la línea de sucesión presidencial en el momento de su muerte, detrás del vicepresidente Joe Biden y la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Becas y subvenciones de historia TAH

En 1969, Byrd lanzó un Scholastic Recognition Award y también comenzó a presentar un bono de ahorro a los estudiantes de secundaria, públicas y privadas, en West Virginia. En 1985, el Congreso aprobó el único programa de becas basado en el mérito del país financiado a través del Departamento de Educación de los Estados Unidos, un programa que el Congreso nombró más tarde en honor a Byrd. El Programa de Becas de Honores Robert C. Byrd inicialmente comprendía un premio de $ 1,500 por un año para los estudiantes con "logros académicos sobresalientes" que habían sido aceptados en un colegio o universidad. En 1993, el programa comenzó a ofrecer becas de cuatro años. [20]

En 2002, Byrd obtuvo la aprobación unánime de una importante iniciativa nacional para fortalecer la enseñanza de la "historia tradicional estadounidense" en las escuelas públicas K-12. [67] El Departamento de Educación otorga competitivamente de $ 50 a $ 120 millones al año a los distritos escolares (en cantidades de alrededor de $ 500,000 a $ 1 millón). El dinero se destina a programas de formación de profesores orientados a mejorar los conocimientos de los profesores de historia. [68] La Ley de asignaciones continuas de 2011 eliminó la financiación del programa de becas de honores Robert C. Byrd. [69] [70]

Historiador del senado

Las cámaras de televisión fueron presentadas por primera vez a la Cámara de Representantes el 19 de marzo de 1979 por C-SPAN. Insatisfecho de que los estadounidenses solo vieran al Congreso como la Cámara de Representantes, Byrd y otros presionaron para televisar los procedimientos del Senado para evitar que el Senado se convirtiera en la "rama invisible" del gobierno, lo que tuvo éxito en junio de 1986.

Para ayudar a introducir al público en el funcionamiento interno del proceso legislativo, Byrd lanzó una serie de cien discursos basados ​​en su examen de la República Romana y la intención de los Framers. Byrd publicó una serie de cuatro volúmenes sobre la historia del Senado: El Senado: 1789-1989: Discursos sobre la historia del Senado. [71] El primer volumen ganó el Premio Henry Adams de la Sociedad de Historia del Gobierno Federal como "una contribución destacada a la investigación en la historia del Gobierno Federal". También publicó El Senado de la República Romana: Discursos sobre la historia del constitucionalismo romano. [72]

En 2004, Byrd recibió el primer premio Theodore Roosevelt-Woodrow Wilson por servicio civil de la Asociación Histórica Estadounidense. En 2007, Byrd recibió el Premio Amigo de la Historia de la Organización de Historiadores Estadounidenses. Ambos premios honran a personas ajenas a la academia que han hecho una contribución significativa a la redacción y / o presentación de la historia. En 2014, el Centro Byrd de Estudios Legislativos comenzó a evaluar el archivo de la correspondencia electrónica y los discursos del Senador Byrd para preservar estos documentos y ponerlos a disposición de la comunidad en general. [73]

Aspectos destacados del último período del Senado

El 19 de julio de 2007, Byrd pronunció un discurso de 25 minutos en el Senado contra las peleas de perros en respuesta a la acusación del jugador de fútbol Michael Vick. [74]

Para 2007, Byrd fue considerado el decimocuarto senador más poderoso, así como el duodécimo senador demócrata más poderoso. [75]

El 19 de mayo de 2008, Byrd respaldó la presidencia del entonces senador Barack Obama. Una semana después de las primarias demócratas de West Virginia, en las que Hillary Clinton derrotó a Obama por un 67 a un 25 por ciento, [76] Byrd dijo: "Barack Obama es un patriota de corazón noble y un cristiano humilde, y tiene toda mi fe y mi apoyo". [77] Cuando se le preguntó en octubre de 2008 sobre la posibilidad de que la cuestión racial influyera en los votantes de Virginia Occidental, ya que Obama es afroamericano, Byrd respondió: "Esos días se acabaron. ¡Se acabaron!" [78] Obama perdió Virginia Occidental (en un 13%) pero ganó las elecciones.

El 26 de enero de 2009, Byrd fue uno de los tres demócratas que votaron en contra de la confirmación de Timothy Geithner como Secretario del Tesoro de los Estados Unidos (junto con Russ Feingold de Wisconsin y Tom Harkin de Iowa). [79]

El 26 de febrero de 2009, Byrd fue uno de los dos demócratas que votaron en contra de la Ley de Derechos Electorales de la Cámara del Distrito de Columbia de 2009, que si se hubiera convertido en ley habría agregado un escaño de votación en la Cámara de Representantes de los Estados Unidos para el Distrito de Columbia. y agregar un asiento para Utah, explicando que él apoyaba la intención de la legislación, pero lo consideraba como un intento de resolver con la legislación un problema que requería resolución con una enmienda constitucional. (El demócrata Max Baucus de Montana también emitió un voto de "no"). [80]

Aunque su salud era mala, Byrd estuvo presente en cada votación crucial durante el debate senatorial de salud en diciembre de 2009, su voto era necesario para que los demócratas pudieran obtener la calma para romper un obstruccionismo republicano. En la votación final el 24 de diciembre de 2009, Byrd hizo referencia al recientemente fallecido senador Ted Kennedy, un devoto proponente, al emitir su voto: "¡Señor presidente, esto es para mi amigo Ted Kennedy! ¡Sí!" [81]

Byrd inicialmente compiló un registro mixto sobre los temas de relaciones raciales y desegregación. [82] Si bien inicialmente votó en contra de la legislación de derechos civiles, en 1959 contrató a uno de los primeros asistentes negros del Congreso del Capitolio, y también tomó medidas para integrar la Policía del Capitolio de los Estados Unidos por primera vez desde la Reconstrucción. [83] A partir de la década de 1970, Byrd renunció explícitamente a sus puntos de vista anteriores a favor de la segregación racial. [33] [84] Byrd dijo que lamentaba haber hecho filibusteros y haber votado en contra de la Ley de Derechos Civiles de 1964 [85] y que la cambiaría si tuviera la oportunidad. Byrd también dijo que sus puntos de vista cambiaron drásticamente después de que su nieto adolescente murió en un accidente de tráfico en 1982, lo que lo puso en un profundo valle emocional. "La muerte de mi nieto me hizo detenerme y pensar", dijo Byrd, y agregó que se dio cuenta de que los afroamericanos aman a sus hijos tanto como él ama a los suyos. [86] Durante el debate en 1983 sobre la aprobación de la ley que crea el feriado del Día de Martin Luther King Jr., Byrd captó el simbolismo del día y su importancia para su legado, diciendo a los miembros de su personal "Soy el único en el Senado que debe votar por este proyecto de ley ". [83]

De los siete senadores estadounidenses que votaron sobre las confirmaciones de Thurgood Marshall y Clarence Thomas a la Corte Suprema de los Estados Unidos (los otros son Daniel Inouye de Hawai, Ted Kennedy de Massachusetts, Quentin Burdick de Dakota del Norte, Mark Hatfield de Oregón y Fritz Hollings y Strom Thurmond de Carolina del Sur), Byrd fue el único senador que votó en contra de confirmar a los dos únicos candidatos afroamericanos a la Corte en su historia. [50] [87] En el caso de Marshall, Byrd le pidió al director del FBI, J. Edgar Hoover, que investigara la posibilidad de que Marshall tuviera conexiones con los comunistas o con un pasado comunista. [88] Con respecto a Thomas, Byrd declaró que estaba ofendido por el uso de Thomas de la frase "linchamiento de alta tecnología de negros engreídos" en su defensa y que estaba "ofendido por la inyección de racismo" en la audiencia. Llamó a los comentarios de Thomas una "táctica de distracción" y dijo: "Pensé que habíamos superado esa etapa". Con respecto a los cargos de acoso sexual de Anita Hill contra Thomas, Byrd apoyó a Hill. [89] Byrd se unió a otros 45 demócratas para votar en contra de confirmar a Thomas en la Corte Suprema. [90]

El 29 de marzo de 1968, Byrd criticó una protesta de Memphis, Tennessee: "Fue un estallido vergonzoso y totalmente innecesario de anarquía indudablemente alentado en un grado considerable, al menos, por sus palabras y acciones [del Dr. King], y su No hay ninguna razón para que creamos que los mismos disturbios destructivos y violencia no pueden, o que no sucederán, aquí si King intenta su llamada Marcha de los Pobres, porque lo que planea en Washington parece ser algo en un futuro. escala mucho mayor de lo que había indicado que planeaba hacer en Memphis ". [91]

En una entrevista del 2 de marzo de 2001 con Tony Snow, Byrd dijo sobre las relaciones raciales:

Son mucho, mucho mejores que nunca en mi vida. Creo que hablamos demasiado de raza. Creo que esos problemas han quedado atrás en gran medida. Creo que hablamos tanto de eso que ayudamos a crear una especie de ilusión. Creo que intentamos tener buena voluntad. Mi madre me dijo: 'Robert, no puedes ir al cielo si odias a alguien'. Practicamos eso. Hay negros blancos. He visto muchos negros blancos en mi época, si quieres usar esa palabra. Solo tenemos que trabajar juntos para hacer de nuestro país un país mejor, y preferiría dejar de hablar tanto de eso. [92] [93]

El uso de Byrd del término "negro blanco" generó una controversia inmediata. Cuando se le preguntó al respecto, la oficina de Byrd proporcionó esto en una respuesta por escrito,

Pido disculpas por la caracterización que utilicé en este programa. La frase se remonta a mi niñez y no tiene cabida en la sociedad actual. En mi intento de articular sentimientos fuertemente arraigados, he ofendido a personas que nunca tuve la intención de ofender. [94] [93]

Para la sesión 2003-2004, la Asociación Nacional para el Progreso de la Gente de Color (NAACP) [95] calificó el récord de votación de Byrd como 100% en línea con la posición de la NAACP sobre los treinta y tres proyectos de ley del Senado que evaluaron. Otros dieciséis senadores recibieron esa calificación. En junio de 2005, Byrd propuso $ 10,000,000 adicionales en fondos federales para el Monumento a Martin Luther King Jr. en Washington, DC, y señaló que, "Con el paso del tiempo, nos hemos enterado de que su Sueño era el Sueño Americano, y pocos lo expresó con más elocuencia ". [96] Tras la noticia de su muerte, la NAACP emitió una declaración alabando a Byrd, diciendo que "se convirtió en un defensor de los derechos y libertades civiles" y "llegó a apoyar constantemente la agenda de derechos civiles de la NAACP". [97]

Juicio político de Clinton

Byrd inicialmente dijo que el proceso de juicio político contra Clinton debería tomarse en serio. Aunque criticó duramente cualquier intento de restar importancia a las acusaciones, hizo la moción para desestimar los cargos y poner fin al asunto de manera efectiva. Aunque votó en contra de ambos artículos del juicio político, fue el único demócrata que votó para censurar a Clinton. [98]

Derechos LGBT

Byrd se opuso firmemente a los esfuerzos de Clinton en 1993 para permitir que los homosexuales sirvan en el ejército y apoyó los esfuerzos para limitar el matrimonio homosexual. En 1996, antes de la aprobación de la Ley de Defensa del Matrimonio, dijo: "El impulso por el matrimonio entre personas del mismo sexo es, en efecto, un esfuerzo por hacer un ataque furtivo a la sociedad codificando este comportamiento aberrante en forma legal antes de que la sociedad misma lo haya hecho". decidió que debería ser legal. [.] Defendamos la institución más antigua, la institución del matrimonio entre hombre y mujer como se establece en la Santa Biblia ". [99]

A pesar de su cargo anterior, luego manifestó su oposición a la Enmienda Federal al Matrimonio y argumentó que era innecesaria porque los estados ya tenían el poder de prohibir los matrimonios homosexuales. [100] Sin embargo, cuando la enmienda llegó al pleno del Senado, él fue uno de los dos senadores demócratas que votaron a favor de la clausura. [101]

Aborto

El 11 de marzo de 1982, Byrd votó en contra de una medida patrocinada por el senador Orrin Hatch que buscaba revertir Roe contra Wade y permitir que el Congreso y los estados individuales adopten leyes que prohíban los abortos. Su aprobación fue la primera vez que un comité del Congreso apoyó una enmienda contra el aborto. [102] [103]

En 1995, Byrd votó en contra de la prohibición de la dilatación y extracción intactas, un procedimiento de aborto tardío al que sus oponentes suelen denominar "aborto de nacimiento parcial". [104] En 2003, sin embargo, votó a favor de la Ley de Prohibición del Aborto por Nacimiento Parcial, que prohíbe la dilatación y extracción intactas.[105] Byrd también votó en contra de la Ley de Víctimas de Violencia por Nacer de 2004, que reconoce a un "niño en el útero" como víctima legal si resulta herido o muere durante la comisión de un delito de violencia. [106]

Era de Richard Nixon

En abril de 1970, el Comité Judicial del Senado aprobó un plan para reemplazar el Colegio Electoral con elecciones directas de presidentes. Byrd inicialmente se opuso a las elecciones directas en la votación clave y fue uno de los dos senadores que cambiaron los votos a favor de la propuesta durante las votaciones posteriores. [107]

En abril de 1970, cuando el Comité Judicial del Senado retrasó una votación sobre el candidato a la Corte Suprema Harry Blackmun, Byrd declaró que "no se debería votar ninguna nominación dentro de las 24 horas posteriores a la audiencia" después de que los dos candidatos anteriores a la Corte Suprema tuvieran demoras y fuera uno de los 17 miembros del comité que aseguraron que la nominación de Blackmun sería reportada favorablemente al Senado en pleno. [108]

En octubre de 1970, Byrd patrocinó una enmienda que protege a los miembros del Congreso y a los elegidos que aún no han asumido el cargo. Byrd mencionó los 88 asesinatos políticos en los Estados Unidos y dijo que la ley estatal no era adecuada para manejar el aumento de la violencia política. [109]

En febrero de 1971, después de que Fred R. Harris y Charles Mathias pidieron que el Comité de Reglas del Senado cambiara las reglas para permitir la selección de los presidentes de los comités sobre una base aparte de la antigüedad, Byrd indicó a través de su línea de preguntas que veía un valor considerable en el sistema de antigüedad. [110]

En abril de 1971, después de que el Representante Hale Boggs declarara que había sido seleccionado por la Oficina Federal de Investigaciones y pidió al director del FBI, J. Edgar Hoover, que renunciara, Byrd opinó que la imaginación de Boggs estaba involucrada y le pidió que revelara cualquier posible "buena situación". , prueba sustancial y auténtica ". [111]

En abril de 1971, Byrd se reunió con el presidente Nixon, Hugh Scott y Robert P. Griffin para una sesión informativa, después de lo cual Byrd, Scott y Griffin afirmaron que Nixon les había informado de su intención de retirar las fuerzas estadounidenses de Indochina en una fecha específica. . El secretario de prensa de la Casa Blanca, Ronald L. Ziegler, disputó sus afirmaciones al afirmar que Nixon no les había dicho nada a los tres que no hubiera mencionado en su discurso el mismo día de la reunión. [112]

En abril de 1971, Jacob Javits, Fred R. Harris y Charles H. Percy hicieron circular cartas a sus compañeros senadores en un intento de ganar copatrocinadores para una resolución para nombrar las primeras páginas femeninas del Senado. Byrd sostuvo que el Senado estaba mal equipado para las páginas de chicas y estaba entre los que citaron las largas horas de trabajo, el transporte de documentos a veces pesados ​​y la alta tasa de criminalidad en el área del Capitolio como algunas de las razones en contra. [113]

En septiembre de 1971, el presidente Nixon estaba considerando al representante Richard H. Poff para una nominación a la Corte Suprema, Byrd advirtió a Poff que su nominación podría encontrarse con la oposición de los senadores liberales y ver surgir un obstruccionismo. En cuestión de horas, Poff anunció su declive de la nominación. [114]

En abril de 1972, el líder de la mayoría del Senado, Mansfield, anunció que había autorizado a Byrd a presentar una enmienda al Senado por un plazo fijo para el retiro total de tropas que la administración de Nixon estaría obligada a cumplir y que la medida serviría como una enmienda al Estado. Proyecto de ley de autorización del Departamento de la Agencia de Información de los Estados Unidos. [115]

En abril de 1972, el Comité Judicial del Senado aprobó la nominación de Richard G. Kleindienst como Fiscal General de los Estados Unidos, siendo Byrd uno de los cuatro demócratas que apoyaron la nominación. [116] El 7 de junio, Byrd anunció que votaría en contra de Kleindienst, diciendo en un comunicado de prensa que esta era la primera nominación de Nixon que no había votado para confirmar y que se mostraba el testimonio en las audiencias que investigaban el mandato de Kleindienst en la International Telephone and Telegraph Corporation. "una muestra de arrogancia y engaño e insensibilidad al derecho de la gente a saber". [117]

En un discurso durante el almuerzo de mayo de 1972, Byrd criticó a los periódicos estadounidenses por "una tendencia creciente hacia la producción técnica de mala calidad" y observó que había "un cisma mayor entre la Administración Nixon y los medios de comunicación, al menos públicamente, que en cualquier momento anterior de nuestra historia. . " [118]

En mayo de 1972, Byrd presentó una propuesta apoyada por la administración Nixon que condicionaría el corte de todos los fondos para las hostilidades estadounidenses en Indochina al acuerdo sobre un alto el fuego supervisado internacionalmente. Los partidarios de Byrd y Nixon argumentaron que la modificación alinearía más la enmienda con la propuesta del presidente Nixon de retirar todas las fuerzas estadounidenses de Vietnam la semana anterior y fue aprobada en el Senado por una votación de 47 a 43. [119]

En septiembre de 1972, Edward Brooke intentó reintroducir su enmienda para el fin de la guerra que había sido rechazada a principios de la semana como un apéndice a un proyecto de ley de agua potable cuando descubrió que Byrd había arreglado un acuerdo unánime de libre consentimiento que prohíbe enmiendas que no eran relevantes para la ley. tema. Brooke acusó a los acuerdos de Byrd de menoscabar sus prerrogativas senatoriales para introducir enmiendas. [120]

Durante la campaña de las elecciones generales de 1972, el candidato demócrata George McGovern abogó por una amnistía parcial para las evasiones del servicio militar. Byrd respondió a la posición en un discurso de noviembre el día antes de las elecciones sin mencionar a McGovern por su nombre y dijo: "¿Cómo podríamos mantener la fe en los miles de estadounidenses que enviamos a Vietnam dándoles un simple toque en la muñeca a los que huyeron a Vietnam?". Canadá y Suecia? " Byrd dijo que las propuestas de bienestar eran parte de "la doctrina perniciosa de que el gobierno federal debe ganarse la vida a las personas que no quieren trabajar" y reprendió a las personas que tenían viajes personales a Hanoi en lugar de misiones oficiales como "los Ramsey Clarks de nuestra sociedad que intentar tratar unilateralmente con el enemigo ". [121]

En enero de 1973, el Senado aprobó una legislación que contenía una enmienda que Byrd ofreció requiriendo que el presidente Nixon le diera al Congreso una contabilidad de todos los fondos que había incautado y asignado antes del 5 de febrero. Byrd declaró que se le había pedido al presidente Nixon que presentara informes al Congreso y que él no lo había hecho desde junio, dejando al Congreso a oscuras sobre el asunto. [122]

En febrero de 1973, el Senado aprobó una ley que requería la confirmación del director y subdirector de la Oficina de Administración y Presupuesto de la Casa Blanca en lo que se consideró como "otro campo de batalla para la disputa entre el Congreso y la Casa Blanca por los recortes en los programas de gasto social. en el actual presupuesto federal y en la solicitud de gasto de la Administración Nixon para el año fiscal 1974, que comienza el próximo 1 de julio ”. La legislación contenía una enmienda patrocinada por Byrd que limitaba a los funcionarios de presupuesto a un período máximo de cuatro años antes de tener otro procedimiento de confirmación. Byrd introdujo otra enmienda que requería que todos los funcionarios del gabinete se sometieran a una reconfirmación por parte del Senado en caso de que fueran retenidos de una administración a otra. [123]

En marzo de 1973, Byrd dirigió los esfuerzos del Senado para rechazar una propuesta que habría abierto al público la mayoría de las reuniones críticas de los comités, argumentando que manipular "las atracciones del Senado es alterar el Senado mismo" y argumentó en contra de cambiar "los procedimientos que , a lo largo del pasado, han contribuido a la estabilidad y eficiencia en el funcionamiento del Senado ". El Senado votó en contra de la propuesta 47 a 38 el 7 de marzo. [124]

El 2 de mayo de 1973, aniversario de la muerte del director del FBI J. Edgar Hoover, Byrd pidió al presidente Nixon que nombrara un sucesor permanente de Hoover. [125]

En junio de 1973, Byrd patrocinó un proyecto de ley que impondría el primer martes de octubre como fecha para todas las elecciones federales y ordenará que los estados celebren elecciones primarias para las elecciones federales entre el primer martes de junio y el primer martes de julio. El Comité de Reglas del Senado aprobó la medida el 13 de junio y fue enviada al pleno del Senado para su consideración. [126]

En junio de 1973, junto con Lloyd Bentsen, Mike Mansfield, John Tower y Jennings Randolph, Byrd fue uno de los cinco senadores que cambiaron su voto sobre el proyecto de ley de autorización de ayuda militar extranjera para asegurar su aprobación después de haber votado previamente en contra. [127]

En octubre de 1973, el presidente Nixon vetó la solicitud de la Agencia de Información de los Estados Unidos de $ 208 millones para el año fiscal 1974 sobre la base de una disposición que obligaba a la agencia a proporcionar cualquier documento o información solicitada. Byrd presentó un proyecto de ley idéntico al vetado por Nixon el mes siguiente, que se diferencia en no contener la provisión de información, así como la prohibición de apropiarse o gastar más dinero que el presupuesto anual exigido, el Senado aprobó la legislación el 13 de noviembre. [ 128]

En noviembre de 1973, después de que el Senado rechazara una enmienda a la Ley Nacional de Emergencia Energética con la intención de ordenar al presidente Nixon que pusiera en vigencia el racionamiento de gasolina el 15 de enero, Byrd indicó que la votación final no llegaría hasta dentro de varios días. [129]

En junio de 1974, el Senado confirmó a John C. Sawhill como Administrador Federal de Energía solo para rescindir la confirmación horas después, el resultado directo de que James Abourezk quisiera hablar y votar en contra de la nominación debido a la negativa de la administración de Nixon a reducir los precios del crudo. . Abourezk confirmó que le había pedido a Byrd que le avisara cuándo podría ocupar el piso del Senado para pronunciar sus comentarios. Byrd estuvo ausente cuando los miembros presentes aprobaron la nominación como parte de sus esfuerzos por limpiar el calendario ejecutivo de la cámara y anularon la confirmación. [130]

Renuncia de Nixon

En mayo de 1974, el Comité Judicial de la Cámara de Representantes abrió audiencias de juicio político contra el presidente Nixon después de la publicación de 1.200 páginas de transcripciones de las conversaciones de la Casa Blanca entre él y sus ayudantes, y la administración se vio envuelta en el escándalo que se conocería como Watergate. Ese mes, Byrd pronunció un discurso en el Senado oponiéndose a la posible renuncia de Nixon, diciendo que solo serviría para convencer a los partidarios del presidente de que sus enemigos lo habían expulsado del cargo: "La cuestión de la culpabilidad o la inocencia nunca se resolvería por completo. El país permanecería polarizado, más de lo que está hoy. Y la confianza en el gobierno no se restablecerá ". La mayoría de los miembros del Senado que asistieron al discurso eran conservadores de ambos partidos que compartían la oposición a la destitución de Nixon. Byrd fue uno de los múltiples senadores conservadores que declararon que no le pedirían a Nixon que renunciara. [131] Más tarde ese mes, el fiscal general republicano Elliot L. Richardson denominó a Nixon "un presidente de la ley y el orden que dice que las citaciones deben ser respondidas por todos excepto por él mismo", el comentario fue repetido por Byrd, quien además acusó al presidente Nixon de renegar de su público. Comprometerse a que la independencia del fiscal especial para llevar adelante la investigación de Watergate no se vería limitada sin la aprobación previa de la mayoría de los líderes del Congreso. [132]

El 29 de julio, Byrd se reunió con el líder de la mayoría del Senado Mike Mansfield, el líder de la minoría Hugh Scott y el látigo republicano Robert P. Griffin en la primera formalidad de los líderes del Senado sobre el asunto del juicio político del presidente Nixon. [133] Byrd se opuso a que se concediera inmunidad a Nixon. Los New York Times señaló que mientras el presidente del Comité Nacional Republicano, George HW Bush, emitió una declaración formal en la que indicaba que no había posibilidad de que la administración de Nixon fuera salvada, Byrd estaba abogando por que el presidente Nixon enfrentara algún castigo por las actividades ilegales de la administración y que el ex vicepresidente Spiro Agnew debería haber sido encarcelado. [134] El liderazgo del Senado se reunió durante todo el 7 de agosto para discutir el destino de Nixon, el tema de la inmunidad se mencionó en la oficina de Hugh Scott. [135] Nixon anunció su renuncia al día siguiente y renunció el 9 de agosto. [136] La renuncia llevó al Congreso a reorganizar su intención de un juicio político a la confirmación de un nuevo candidato a vicepresidente y el Senado programó un receso entre el 23 de agosto y septiembre. El 14 de febrero, Byrd opinó: "Lo que el país necesita es que todos salgamos de Washington y dejemos que el país tenga un soplo de aire fresco". [137] Para el 11 de agosto, Hugh Scott anunció que estaba encontrando menos miembros del Congreso de cualquiera de los partidos comprometidos con enjuiciar penalmente al ex presidente Nixon por Watergate, Byrd y el líder de la mayoría Mansfield, ambos indicaron que estaban a favor de que la culpabilidad de Nixon se dejara en la consideración del fiscal especial Leon Jaworski y el Watergate gran jurado. [138]

Era de Gerald Ford

El 22 de noviembre de 1974, el Comité de Reglas del Senado votó unánimemente para recomendar la nominación de Nelson Rockefeller como vicepresidente de los Estados Unidos al pleno del Senado. Byrd admitió que había preferido enviar la nominación sin recomendación, pero le preocupaba que la ley pudiera perjudicar al nominado. [139]

En enero de 1975, después de que el presidente Ford solicitara al Congreso 300 millones de dólares en ayuda militar adicional para Vietnam del Sur y 222 millones más para Camboya, Byrd dijo que Ford y el secretario de Estado Henry Kissinger habían descrito la ayuda como "imperativa" y que se había informado a los líderes del Congreso. Vietnam del Norte se apoderaría de Saigón "poco a poco" si Estados Unidos no proporcionaba munición adicional y otra ayuda a Saigón. [140] En febrero, junto con Mike Mansfield, Hugh Scott y Robert P. Griffin, Byrd fue uno de los cuatro senadores que patrocinaron una modificación de compromiso de la regla obstruccionista del Senado en la que tres quintas partes del total de miembros del Senado serían adecuadas para invocar cierre de cualquier medida excepto un cambio en las reglas del Senado. [141] En marzo, mientras el Senado votaba sobre la reforma de su regla obstruccionista, James B. Allen y otros senadores utilizaron el tiempo asignado para hablar en profundidad y también forzar una serie de votaciones. En respuesta, Byrd dijo que el grupo estaba participando en un "ejercicio inútil" y que la cámara ya había tomado una decisión. [142] En abril, después de que el presidente Ford y los abogados de su administración sostuvieron que Ford tenía autoridad como presidente para usar tropas bajo la Ley de Poderes de Guerra, Byrd y Thomas F. Eagleton objetaron alegando que Ford estaba estableciendo un precedente peligroso. [143] Byrd emitió una declaración en el Senado admitiendo sus "serias reservas" con respecto a la intención de la administración Ford de traer aproximadamente 130.000 refugiados de Vietnam del Sur a los Estados Unidos, citando las diferencias culturales y el desempleo como suscitando "serias dudas sobre la sabiduría de traer cualquier número considerable de evacuados aquí ". [144] En mayo, después de que el presidente Ford pidió a los estadounidenses que apoyaran el reasentamiento de 130.000 vietnamitas y camboyanos en los Estados Unidos, Byrd dijo a los periodistas que creía que la solicitud del presidente Ford de 507 millones de dólares para el transporte y el reasentamiento de refugiados se reduciría, citando su falta. de apoyo político en los Estados Unidos. [145] En septiembre, Byrd patrocinó una enmienda al proyecto de ley de asignaciones que, si se promulga, prohibiría al departamento de educación ordenar el transporte en autobús a la escuela más cercana a la casa de un alumno y trató de mantener el piso del Senado hasta que hubiera un acuerdo entre los colegas sobre su propuesta. . Esto falló, ya que se agotó el plazo para debatir diversas propuestas. [146] El 10 de noviembre, Byrd se reunió con el presidente Ford para discutir el proyecto de ley de garantía de préstamos de Nueva York. [147]

En abril de 1976, Byrd fue uno de los cinco miembros del Comité Selecto del Senado que votó por el requisito de que el comité de supervisión propuesto compartiera su jurisdicción con cuatro comités que tenían autoridad sobre las operaciones de inteligencia. [148] En junio, después de que el Comité Judicial del Senado votó a favor de enviar al Senado un proyecto de ley que dividiera 18 grandes compañías petroleras en entidades separadas de producción, refinación y comercialización de refino, Byrd anunció su oposición a la desinversión y se unió a los republicanos Hugh Scott y Charles. Mathias al confirmar sus votos iba a informar sobre el proyecto de ley. [149] En septiembre, el Congreso anuló el veto del presidente Ford de un proyecto de ley de asignaciones de $ 56 mil millones para servicios sociales, Ford luego les dijo a Byrd y al presidente de la Cámara de Representantes, Carl Albert, que firmaría dos proyectos de ley apoyados por los demócratas. [150]

Byrd fue elegido líder de la mayoría el 4 de enero de 1977. [151] El 14 de enero, el presidente Ford se reunió con el liderazgo del Congreso para anunciar sus propuestas de aumentos salariales de los altos funcionarios del gobierno. Byrd luego dijo a los periodistas que el presidente también había declarado su intención de recomendar que los aumentos estén vinculados a un código de conducta. [152] Días después, después de que el Senado estableció un comité especial de 15 miembros para redactar un código de ética para los senadores, Byrd dijo a los reporteros que apoyaba la medida y que estaría compuesta por ocho demócratas y siete republicanos que habrían hasta el 1 de marzo para emitir un borrador de código que luego estaría sujeto a cambios por parte del Senado en pleno. [153]

Era de Jimmy Carter

En enero de 1977, después de que el presidente electo Carter anunciara su nominación de Theodore C. Sorensen como Director de Inteligencia Central, Byrd admitió ante los periodistas que podría haber dificultades para obtener una confirmación del Senado. [154] La oposición conservadora a la nominación de Sorenson llevó a Carter a concluir que no podía ser confirmado, y Carter lo retiró sin que el Senado tomara medidas. [155]

Papel en los cambios en las reglas del Senado

El 18 de enero de 1977, después de que el Senado estableció un comité especial de 15 miembros para redactar un código de ética para los senadores, Byrd y el líder de la minoría del Senado, Howard Baker, anunciaron su apoyo a la resolución, y Byrd agregó que el conocimiento del código de ética es promulgada en el Senado estaría a disposición del público, la prensa y los miembros del Senado. [153] Mientras ocho de los secretarios de Carter fueron confirmados dentro de las primeras horas de su presidencia, Byrd hizo un esfuerzo infructuoso para asegurar una fecha y un límite de tiempo para el debate sobre la confirmación de F. Ray Marshall, candidato de Carter para Secretario de Trabajo de los Estados Unidos. [156]

Entre enero y febrero de 1979, Byrd propuso tácticas ilegales que se utilizaban con frecuencia para evitar que llevara un proyecto de ley a la sala para su consideración. Afirmó que las tácticas obstruccionistas le dieron al Senado una mala reputación y la volvieron ineficaz. Sus propuestas inicialmente se ganaron la oposición de republicanos y demócratas conservadores hasta que hubo un compromiso para dividir el paquete de reformas y hacer que la parte menos objetable se presentara primero para su consideración. El Senado aprobó una legislación que limitaba las tácticas que se habían utilizado en el pasado para continuar con los filibusteros después de que se hubiera invocado la cloture el 22 de febrero. [157] En marzo, Byrd negoció un acuerdo de que una enmienda propuesta se remitía al Comité Judicial y sería informada por 10 de abril. El acuerdo establecía que Byrd podría solicitar la enmienda propuesta en cualquier momento después del 1 de junio y su acción no estaría sujeta a un obstruccionismo, mientras que la resolución que incorpora la enmienda sí. [158]

Asuntos domesticos

En octubre de 1977, Byrd manifestó su negativa a autorizar que el Senado abandonara la consideración de la legislación del gas natural bajo ninguna circunstancia, prediciendo que el asunto se resolvería en los próximos días como resultado de las conversaciones con colegas que tuvo la noche anterior y una creciente desilusión con filibusteros en lugar de acciones legislativas. Byrd agregó que el proyecto de ley de desregulación no se convertiría en ley debido a que es idéntico a la propuesta de la administración Carter y la declaración anterior del presidente Carter de que vetaría los proyectos de ley de desregulación. [159]

En mayo de 1978, Byrd anunció que no actuaría para poner fin a un obstruccionismo contra el proyecto de ley de revisión de la ley laboral de la administración Carter hasta después del receso del Día de los Caídos. Se consideró que la decisión permitía que los senadores indecisos no fueran arrinconados en sus votos cuando comenzaron los esfuerzos de cabildeo tanto para las empresas como para los trabajadores y varios oponentes al proyecto de ley vieron el llamado de Byrd como un signo de debilidad hacia la administración Carter. Byrd dijo que su decisión de esperar fue "para dar tiempo suficiente para el debate sobre la medida" y que esperaba que la primera petición para poner fin al obstruccionismo se produjera en algún momento después de que el Senado regresara en junio. [160]

En marzo de 1979, después de que el Procurador General Griffin Bell nombrara un abogado especial en la investigación del almacén Carter, Byrd manifestó su descontento con la medida en un discurso en el Senado, citando la existencia de una legislación aprobada por el Congreso el año anterior que permitiría el nombramiento de un fiscal especial. [161] En junio, el director de Public Citizens Congress Watch, Mark Green, declaró que el presidente Carter le había dicho que el líder de la mayoría Byrd había amenazado con liderar personalmente un obstruccionismo contra cualquier intento de extender los controles sobre los precios internos del petróleo. En respuesta, el secretario de prensa de Byrd, Mike Willard, confirmó que Byrd le dijo al presidente Carter que no votaría por el bloqueo en caso de obstrucción. [162] Días después, después de que el Senado votara para otorgar al presidente Carter la autoridad para establecer objetivos de conservación de energía para cada uno de los 50 estados y permitir que Carter imponga medidas obligatorias a cualquier estado que no haya implementado un plan para cumplir con los objetivos que estableció, Byrd reafirmó su oposición a los intentos dirigidos a la decisión del presidente Carter de eliminar los controles de precios del petróleo crudo producido en Estados Unidos. [163] En noviembre, Byrd declaró que Estados Unidos no tenía una alternativa al carbón cuando intentaba satisfacer sus necesidades energéticas y que ya se había fabricado la tecnología necesaria para convertir el carbón en combustible líquido a un costo menor que el de producir gasolina. disponible, opinando que hacer esto resolvería la mayoría de los problemas ambientales. [164] Semanas después, el Sargento de Armas del Senado de los Estados Unidos F. Nordy Hoffman envió una carta a Byrd advirtiéndole que tomara precauciones contra posibles ataques de fanáticos religiosos y terroristas nacionalistas y defendiendo a los senadores "variar sus rutinas diarias, tomar diferentes rutas hacia y desde el Senado, intercambie sus placas de matrícula personalizadas por aquellas que brinden anonimato y estén en general alerta ante la posibilidad de un ataque ". Byrd distribuyó la carta a los demás miembros de la cámara del Congreso. [165] En diciembre, el Senado votó sobre una propuesta republicana para limitar los ingresos fiscales generales del gobierno que también producirían un recorte de impuestos anual de $ 39 a $ 55 mil millones en el transcurso de los siguientes cuatro años. El republicano William Roth patrocinó una enmienda que Byrd movió para presentar la solicitud del senador Roth de una exención presupuestaria y ganó por cinco votos. El Senado bloqueó por poco la propuesta. [166] Para diciembre, el liderazgo del Congreso tenía como objetivo que el presidente Carter firmara un nuevo proyecto de ley de combustibles sintéticos antes de Navidad, y Byrd quería que el proyecto de ley contuviera un ingreso de $ 185 mil millones que se logró en una disposición de impuestos mínimos. [167] Más tarde ese mes, después de que el Senado aprobó $ 1.5 mil millones en garantías de préstamos federales para Chrysler Corporation esta noche después de rechazar una propuesta para proporcionar emergencia, Byrd confirmó que había hablado con el Secretario del Tesoro de los Estados Unidos, G. William Miller, sobre lo que Byrd llamó "excelentes" posibilidades de que el Senado complete el trabajo en un proyecto de ley de garantías de préstamos federales para Chrysler. [168]

En agosto de 1980, Byrd declaró que era poco probable que el Congreso aprobara una reducción de impuestos antes de las elecciones de noviembre a pesar de que el Senado estaba de humor para aprobar una. [169]

Pavo

En julio de 1978, Byrd presentó y respaldó una propuesta de George McGovern para una enmienda para derogar el embargo de 42 meses sobre la asistencia militar estadounidense a Turquía que también vinculaba cualquier ayuda futura para ese país con el progreso de una solución negociada del problema de Chipre. . El Senado aprobó la enmienda en una votación de 57 a 42 como parte de un proyecto de ley de asistencia de seguridad internacional de $ 2.9 mil millones. Byrd declaró que todos los gobiernos de la alianza de la OTAN, excepto Grecia, estaban a favor de la derogación del embargo. [170]

En mayo de 1979, Byrd declaró que otorgar una subvención a Turquía no debería interpretarse como una represalia contra Grecia y que la ayuda a Turquía mejoraría la seguridad de Turquía además de la de Grecia, la OTAN y los aliados estadounidenses en Oriente Medio. Byrd mencionó su aliento del informe sobre las comunidades grecochipriotas y turcochipriotas que acordaron reanudar las negociaciones sobre el futuro de la isla, así como los informes de que también se estaban logrando avances en la reintegración de Grecia en la OTAN. Byrd añadió que las instalaciones militares estadounidenses en Turquía eran "de gran importancia en el seguimiento de las actividades estratégicas soviéticas" y tendrían "una importancia obvia" en el objetivo de verificar el cumplimiento por parte de la Unión Soviética del tratado de armas estratégicas. El Senado aprobó la subvención de Turquía, a los deseos de Byrd, pero en contra del presidente Carter y del Comité de Relaciones Exteriores del Senado. [171]

La política exterior

El 2 de febrero de 1978, Byrd y el líder de la minoría Baker invitaron a todos los demás senadores a unirse a ellos para patrocinar dos enmiendas al tratado de neutralidad del Canal de Panamá, y los dos líderes del partido enviaron copias de las enmiendas recomendadas por el Comité de Relaciones Exteriores la semana anterior. [172]

En enero de 1979, Byrd se reunió con el viceprimer ministro de China, Deng Xiaoping, para recibir garantías de Deng de que China esperaba unir a Taiwán con el continente por medios pacíficos y respetaría plenamente "las realidades actuales" en la isla. Byrd luego declaró que su preocupación por la cuestión de Taiwán se había disipado. [173] En junio, Byrd opinó que una decisión del presidente Carter de no proceder con el nuevo sistema de misiles acabaría con el tratado de limitación de armas estratégicas en el Senado. [174] Byrd sostuvo reuniones con los líderes soviéticos entre el 3 de julio y el 4 de julio. Tras su conclusión, Byrd dijo que todavía estaba indeciso sobre el apoyo al pacto de armas y que había habido conversaciones sobre "la necesidad de ambas partes de evitar la retórica incendiaria que sólo puede ser contraproducente ". [175] El 23 de septiembre, Byrd declaró que era posible que el Senado pudiera completar el tratado de limitación de armas estratégicas ese año, pero una demora hasta el año siguiente podría resultar en su derrota, y agregó que los senadores podrían tener que permanecer en sesión durante la Navidad para garantizar el tratado se votó antes de finales de 1979. Byrd señaló que se oponía a que el tratado fuera "rehén de la situación cubana", ya que los intereses estadounidenses podrían verse perjudicados en caso de que el tratado fuera derrotado únicamente por la presencia de tropas soviéticas en Cuba. [176] En noviembre, Byrd admitió haberse quejado al presidente Carter de que el liderazgo del Senado recibía solo informes ocasionales sobre la crisis de los rehenes iraníes y que Carter había accedido a realizar consultas diarias para el líder de la minoría Howard Baker, presidente del Comité de Relaciones Exteriores Frank Church, y el ranking Miembro republicano del Comité de Relaciones Exteriores Jacob Javits. Byrd agregó que no estaba en desacuerdo con la medida de la administración Carter de admitir a Mohammad Reza Pahlavi para su hospitalización y que la misma acción se extendería al "Ayatollah Khomeini mismo si necesitara tratamiento médico y tuviera una enfermedad terminal". [177] El 3 de diciembre, Byrd dijo a los reporteros que la crisis de los rehenes iraníes estaba haciendo que el Senado fuera inhabitable para un debate sobre el tratado de armas estratégicas, y señaló que aún podría ocurrir una discusión antes de que el Senado suspendiera la sesión el 21 de diciembre, pero que no creía que Recurriría a la oportunidad incluso si se le concediera la oportunidad. [178] Días después, Byrd anunció que no había posibilidad de que el Senado iniciara el debate sobre el tratado de armas estratégicas ese año mientras hablaba con los reporteros, y agregó que no vería ningún daño en que la discusión sobre el tratado comenzara en enero del año siguiente. [179]

Elecciones presidenciales de 1980

En julio de 1979, los senadores Henry M. Jackson y George McGovern hicieron comentarios en los que expresaban dudas sobre la seguridad del presidente Carter como candidato demócrata en las elecciones presidenciales de 1980. Cuando un periodista le preguntó acerca de sus comentarios, Byrd se refirió a Jackson y McGovern como "dos voces muy fuertes y en absoluto para ser considerados hombres que tienen poca experiencia en política", pero afirmó que era demasiado pronto para participar en "la redacción del obituario político". del presidente en este momento ". Byrd agregó que los poderes de la presidencia hicieron posible que Carter pudiera tener un regreso y citó los eventos de noviembre y diciembre como un indicador de sus perspectivas de lograr una mayor popularidad. [180]

El 10 de mayo de 1980, Byrd pidió al presidente Carter que debatiera con el senador Ted Kennedy, a quien felicitó por haber prestado un servicio a los Estados Unidos al plantear cuestiones clave en su campaña presidencial. [181] El 2 de agosto, Byrd abogó por una Convención Nacional Demócrata abierta donde los delegados no estuvieran vinculados a un solo candidato. El respaldo fue visto como una ruptura con el presidente Carter. [182] En septiembre, Byrd dijo que el candidato presidencial republicano Ronald Reagan había hecho comentarios sobre la guerra entre Irán e Irak que eran un flaco favor a Estados Unidos y que estaba ejerciendo una "postura política imprudente" en política exterior. [183]

Era de George H. W. Bush

A principios de 1990, Byrd propuso una enmienda que otorgaba ayuda especial a los mineros del carbón que perderían sus trabajos en caso de que el Congreso aprobara una legislación sobre aire limpio. Byrd inicialmente confiaba en la cantidad de votos que necesitaba para asegurar su aprobación, pero esto fue impedido por un voto del demócrata Joe Biden, quien dijo que la aprobación de la medida significaría un veto asegurado por parte del presidente Bush. En declaraciones a la prensa tras su derrota, Byrd se mostró satisfecho con los resultados: "Hice el esfuerzo supremo. Hice todo lo que pude y, por lo tanto, no me siento mal por ello". [184] [185] El Senado aprobó la legislación sobre aire limpio a las pocas semanas de la votación sobre la enmienda de Byrd con la intención de reducir la lluvia ácida, el smog urbano y los productos químicos tóxicos en el aire y cumplir con la solicitud del presidente Bush de una medida menor. costoso que el plan inicial y al mismo tiempo realizar las mismas tareas de combatir los problemas del aire limpio. Byrd fue uno de los once senadores que votaron en contra del proyecto de ley y dijo que "no puede votar por una legislación que pueda traer la ruina económica a las comunidades de la región de los Apalaches y el Medio Oeste". [186]

En agosto de 1990, después de que el Senado aprobara su primer proyecto de ley importante de reforma al financiamiento de campañas desde la era de Watergate que evitaría que los comités de acción política participaran en campañas federales, prestaría dinero público a las campañas del Congreso y otorgaría vales a los candidatos para publicidad televisiva, Byrd declaró que creía en el proyecto de ley. "pondría fin a la persecución del dinero". [187]

Byrd fue el autor de una enmienda a la Fundación Nacional para las Artes que prohibiría a la donación financiar proyectos considerados obscenos, como representaciones de sadomasoquismo, homoerotismo, explotación sexual de niños o personas involucradas en actos sexuales, mientras que también requiere que los beneficiarios de la subvención firmen una promesa que jura su cumplimiento de las restricciones. La medida de octubre de 1990 aprobada en el Senado fue una medida bipartidista que relajó las restricciones gubernamentales sobre la financiación de proyectos de arte y dejó a los tribunales para juzgar qué arte podría considerarse obsceno. [188]

El presidente Bush nominó a Clarence Thomas para la Corte Suprema. En octubre de 1991, Byrd manifestó su apoyo a la credibilidad de Anita Hill: "Creo lo que ella dijo. No vi en ese rostro la frente arrugada de venganza satánica. No vi un rostro contorsionado por el odio. No escuché una voz que temblara de pasión. Vi el rostro de una mujer, una de los 13 de una familia de negros sureños que creció en la granja y que pertenecía a la iglesia ”. Byrd cuestionó cómo se podía convencer a los miembros del Senado de que Thomas serviría como juez objetivo cuando podía negarse a ver el testimonio de Hill en su contra. [189]

En febrero de 1992, el Senado rechazó un intento republicano patrocinado por John McCain y Dan Coats de otorgar al presidente Bush la autoridad de veto de partidas individuales y, por lo tanto, estar autorizado a anular proyectos a los que se oponía, y Byrd pronunció un discurso defendiendo el poder del Congreso sobre el gasto de ocho horas después. Byrd había escrito el discurso dos años antes y, en ese momento, había destinado 1.500 millones de dólares a su estado. [190]

En 1992, se hizo un esfuerzo por aprobar una enmienda constitucional para garantizar un presupuesto federal equilibrado. Byrd calificó la enmienda como "una cortina de humo que permitirá a los legisladores reclamar acciones contra el déficit sin dejar de posponer una decisión presupuestaria difícil" y habló con los periodistas sobre sus sentimientos en contra de la aprobación de la enmienda: "Una vez que los miembros estén realmente informados sobre las travesuras que esta enmienda podría causar "." El patrocinador de la enmienda, Paul Simon, admitió que la predicción de Byrd no estaba equivocada y que otros senadores hablan "cuando habla el presidente del Comité de Asignaciones del Senado". [191]

En un debate de junio de 1992, Byrd argumentó a favor de que Estados Unidos se retirara aceptando inmigrantes que no hablaran inglés, siendo el comentario una respuesta a un plan de la administración Bush que permitiría a los ex estados soviéticos recibir ayuda estadounidense y permitir a los inmigrantes de un país variedad de países para recibir prestaciones sociales. Byrd poco después se disculpó por el comentario y dijo que se debían a su frustración por la incapacidad del gobierno federal para pagar varios servicios esenciales. [192]

Era de Bill Clinton

En febrero de 1994, el Senado aprobó un proyecto de ley de gastos de $ 10 mil millones que se asignaría principalmente a las víctimas del terremoto de Los Ángeles, California y las operaciones militares en el extranjero. Bob Dole, John Kerry, John McCain y Russ Feingold se asociaron para persuadir al Senado a favor de reducir el gasto del déficit. Byrd planteó un punto de procedimiento para descarrilar un intento de Dole que aprobaría $ 50 mil millones en recortes de gastos durante los siguientes cinco años. McCain propuso acabar con los proyectos de demostración de carreteras con un precio de 203 millones de dólares, lo que llevó a Byrd a producir cartas escritas por McCain que este último había enviado al Comité de Apropiaciones en 1991 en un intento de reunir subvenciones para carreteras para su estado natal de Arizona. Byrd dijo que McCain "es muy considerado con los contribuyentes cuando se trata de financiar proyectos en otros estados, pero apoya esos proyectos en su propio estado". [193]

En mayo de 2000, Byrd y John Warner patrocinaron una disposición que amenazaba con retirar las tropas estadounidenses de Kosovo, la legislación si se promulga recortando fondos para las tropas en Kosovo después del 1 de julio de 2001, sin el consentimiento del Congreso. El lenguaje también habría retenido el 25 por ciento del dinero para Kosovo en el proyecto de ley a menos que la afirmación de que los países europeos estaban cumpliendo sus promesas de proporcionar dinero para la reconstrucción de la provincia fuera certificada por el presidente Clinton antes del 15 de julio. Byrd argumentó que los legisladores nunca habían aprobó ni debatió si las tropas estadounidenses deberían estar estacionadas en Kosovo. El Comité de Asignaciones del Senado aprobó la legislación en una votación de 23 a 3 que, según se dijo, reflejaba "la preocupación generalizada entre los legisladores sobre un despliegue indefinido de soldados estadounidenses". [194]

En noviembre de 2000, el Congreso aprobó una enmienda patrocinada por Byrd que desvía los ingresos por aranceles del Departamento del Tesoro y, en su lugar, los asigna a la industria que se queja, la cantidad involucrada oscila entre $ 40 millones y $ 200 millones al año. Al mes siguiente, Japón y la Unión Europea encabezaron a un grupo de países en la presentación de una denuncia conjunta ante la Organización Mundial del Comercio ante la ley. [195]

Era de George W. Bush

Byrd elogió la nominación de John G. Roberts para cubrir la vacante en la Corte Suprema creada por la muerte del presidente del Tribunal Supremo William Rehnquist. Asimismo, Byrd fue uno de los cuatro demócratas que apoyaron la confirmación de Samuel Alito para reemplazar a la jueza asociada Sandra Day O'Connor, quien se jubila. [196] [197]

Como la mayoría de los demócratas, Byrd se opuso a los recortes de impuestos de Bush y sus propuestas para cambiar el programa de Seguridad Social.

Byrd se opuso a la Ley de Seguridad Nacional de 2002, que creó el Departamento de Seguridad Nacional, afirmando que el proyecto de ley cedía demasiada autoridad al poder ejecutivo.

El 2 de mayo de 2002, Byrd acusó a la Casa Blanca de participar en "payasadas políticas de segundo año", citando al asesor de seguridad nacional Tom Ridge informando a los senadores en otro lugar en lugar del Senado sobre lo seguro que se sentía en Estados Unidos. [198]

También encabezó la oposición al intento de Bush de recuperar el poder para negociar acuerdos comerciales que el Congreso no puede enmendar, pero que perdió abrumadoramente. En el 108º Congreso, sin embargo, Byrd ganó el escaño más alto de su partido en el nuevo Subcomité de Asignaciones de Seguridad Nacional.

En julio de 2004, Byrd publicó el libro más vendido de The New York Times. Losing America: Enfrentando una presidencia arrogante e imprudente, que criticó la presidencia de Bush y la guerra en Irak.

Guerra de irak

Byrd encabezó una maniobra obstruccionista contra la resolución que otorgaba al presidente George W. Bush amplio poder para librar una guerra "preventiva" contra Irak, pero no logró que ni siquiera la mayoría de su propio partido votara en contra de la confusión. [199]

Byrd fue uno de los críticos más abiertos del Senado de la invasión de Irak en 2003.

Byrd anticipó la dificultad de combatir una insurgencia en Irak, declarando el 13 de marzo de 2003,

Si Estados Unidos lidera la carga hacia la guerra en el Golfo Pérsico, podemos tener suerte y lograr una victoria rápida. Pero luego enfrentaremos una segunda guerra: una guerra para ganar la paz en Irak. Esta guerra durará muchos años y seguramente costará cientos de miles de millones de dólares. A la luz de esta enorme tarea, sería un gran error esperar que esto sea una repetición de la guerra de 1991. Hay mucho más en juego en este conflicto. [200]

El 19 de marzo de 2003, cuando Bush ordenó la invasión después de recibir la aprobación del Congreso, Byrd dijo:

Hoy lloro por mi país. He observado los acontecimientos de los últimos meses con el corazón apesadumbrado. La imagen de Estados Unidos ya no es la de un pacificador fuerte pero benevolente. La imagen de Estados Unidos ha cambiado.En todo el mundo, nuestros amigos desconfían de nosotros, se disputa nuestra palabra, se cuestionan nuestras intenciones. En lugar de razonar con aquellos con quienes no estamos de acuerdo, exigimos obediencia o amenazamos con recriminarnos. En lugar de aislar a Saddam Hussein, parece que hemos logrado aislarnos a nosotros mismos. [201]

Byrd también criticó a Bush por su discurso en el que declaró el "fin de las principales operaciones de combate" en Irak, que Bush hizo en el USS. Abraham Lincoln. Byrd declaró en el Senado,

No envidio su saludo a los guerreros estadounidenses a bordo del portaaviones Lincoln, porque se han desempeñado con valentía y habilidad, al igual que sus compatriotas que todavía están en Irak. Pero cuestiono los motivos de un presidente confinado en un escritorio que asume el atuendo de un guerrero a los efectos de un discurso. [202]

El 17 de octubre de 2003, Byrd pronunció un discurso en el que expresaba su preocupación por el futuro de la nación y su inequívoca antipatía hacia las políticas de Bush. Haciendo referencia al cuento infantil de Hans Christian Andersen Las nuevas ropas del emperadorByrd dijo del presidente: "el emperador no tiene ropa". Byrd lamentó además el comportamiento "como una oveja" de los "miembros acobardados de este Senado" y les pidió que se opusieran a la continuación de una "guerra basada en falsedades".

En abril de 2004, Byrd mencionó la posibilidad de que la administración Bush violara la ley al no informar a los líderes del Congreso a mediados de 2002 sobre su uso de dólares antiterroristas de emergencia para comenzar los preparativos para una invasión de Irak. Byrd declaró que nunca le habían informado de un cambio de dinero, un cargo reportado en el libro de Bob Woodward. Plan de ataque, y su validación significaría que "la administración no cumplió con la ley para consultar e informar plenamente al Congreso". [203]

Byrd acusó a la administración Bush de sofocar la disidencia:

El derecho a hacer preguntas, debatir y disentir está siendo atacado. Los tambores de la guerra suenan cada vez más fuertes en un intento de ahogar a quienes hablan de nuestro predicamento en términos crudos. Incluso en el Senado, nuestra historia y tradición de ser el órgano deliberante más grande del mundo está siendo rechazada. Este enorme proyecto de ley de gastos, 87.000 millones de dólares, ha pasado por esta cámara en tan solo un mes. Solo hubo tres audiencias abiertas por parte del Comité de Asignaciones del Senado por $ 87 mil millones - $ 87 por cada minuto desde que nació Jesucristo - $ 87 mil millones sin un solo testigo externo llamado para desafiar la línea de la administración.

De los más de 18.000 votos que emitió como senador, Byrd dijo que estaba más orgulloso de su voto en contra de la resolución de la guerra de Irak. [204] Byrd también votó para vincular un calendario para la retirada de tropas a la financiación de la guerra.

Banda de 14

El 23 de mayo de 2005, Byrd fue uno de los 14 senadores [205] (que se hizo conocido como la "Banda de los 14") para forjar un compromiso sobre el obstruccionismo judicial, asegurando así los votos a favor y en contra de muchos candidatos judiciales y poniendo fin a la amenaza. de la llamada opción nuclear que habría eliminado por completo el obstruccionismo. Según el acuerdo, los senadores retuvieron el poder de obstruir a un candidato judicial en sólo una "circunstancia extraordinaria". Se aseguró de que los candidatos a la corte de apelaciones (Janice Rogers Brown, Priscilla Owen y William Pryor) recibieran votos del pleno del Senado.

Otros votos

En 1977, Byrd fue uno de los cinco demócratas que votaron en contra de la nominación de F. Ray Marshall como Secretario de Trabajo de los Estados Unidos. Los conservadores de ambos partidos se opusieron a Marshall debido a sus posiciones a favor de los trabajadores, incluido el apoyo a la derogación de las leyes sobre el derecho al trabajo. [206] Marshall fue confirmado y sirvió hasta el final del mandato de Carter en 1981.

En febrero de 1981, cuando el Senado votó para dar la aprobación final al aumento de 50 mil millones de dólares en el límite de la deuda, los demócratas inicialmente se opusieron a la medida como parte de un esfuerzo por obtener el mayor número de republicanos en apoyo de la medida. Byrd procedió a dar una señal para los demócratas que vieron a los miembros del caucus cambiar sus votos en apoyo del aumento. [207]

El presidente Reagan resultó herido durante un intento de asesinato en marzo de 1981. Tras el tiroteo, Byrd opinó que las secuelas del intento habían demostrado que había "lagunas que hay que tapar" en el manejo constitucional de la línea de sucesión presidencial después de la discapacidad de un presidente. y manifestó su intención de presentar una legislación que exija una cadena perpetua obligatoria para cualquiera que intente asesinar a un presidente, vicepresidente o miembro del Congreso. [208]

En marzo de 1981, durante una entrevista en Capitol Hill, Byrd declaró que la administración Reagan estaba promoviendo un paquete económico con supuestos para la economía nacional que podría tomar un año para que el público vea sus dificultades y, por lo tanto, conduzca a una reacción política. Byrd afirmó que el presidente Reagan obtendría la aprobación del Congreso de $ 35 a $ 40 mil millones de los $ 48 mil millones en recortes presupuestarios propuestos, mientras que tendría más dificultades para aprobar su paquete de recortes de impuestos, afirmando la oposición demócrata y algunos republicanos que tienen dudas sobre el enfoque como la razón por la que el Congreso bloquearía el plan y, además, se sorprendería si un recorte de un año en las tasas durara más de un año. Byrd opinó que era hora de "alguna reforma fiscal" que cerrara las lagunas legales para que los ricos cayeran para generar ingresos y expresó su creencia en la probabilidad de que la administración desmantele los programas energéticos existentes: "Los programas energéticos no son tan pegadizos ahora como los recortes presupuestarios . Pero si las líneas de gas comienzan a formarse nuevamente, o el petróleo en el extranjero se corta, habremos perdido el tiempo, el impulso, el dinero. Básicamente, tienen un desmantelamiento total de los programas de energía que llevamos varios años creando por aquí. . " [209]

En marzo de 1981, durante una conferencia de prensa, Byrd declaró que la administración Reagan no había establecido una política exterior coherente. Atribuyó a las declaraciones contradictorias de los funcionarios de la administración haber contribuido a la confusión en las capitales de Europa occidental. Byrd también dijo: "Hemos visto estas declaraciones, y respaldo y relleno, y el secretario de Estado se ha mantenido bastante ocupado explicando y negando afirmaciones y pronunciamientos de otros, que de hecho indican que la administración aún no ha recibido su ley de política exterior". juntos." [210]

En mayo de 1981, Byrd anunció su apoyo al presupuesto propuesto por la administración Reagan para el año fiscal 1982 durante una conferencia de prensa semanal, citando que "la gente quiere que el presidente tenga una oportunidad con su presupuesto". Byrd agregó que no creía que se lograría un presupuesto equilibrado para 1984, calificando el presupuesto de "un presupuesto equilibrado sólo en papel, compuesto por cifras malabaristas producidas de la nada", y encargó a la administración hacer suposiciones, siendo sus comentarios visto como una indicación de que poca oposición sería de los demócratas al presupuesto de Reagan. [211]

En noviembre de 1981, cuando los líderes del Senado rechazaron la solicitud del senador Harrison A. Williams Jr. de presentar nuevas pruebas durante la consideración del Senado sobre si expulsarlo por su participación en el caso Abscam, Byrd y el líder de la mayoría Baker informaron a Williams que podría haber un abogado que tendría que quedarse sin palabras. [212]

El 2 de diciembre de 1981, Byrd votó a favor [213] de una enmienda a la propuesta de misiles MX del presidente Reagan que desviaría el sistema de silos en 334 millones de dólares y destinaría más investigación a otros métodos que permitirían basar misiles gigantes. La votación fue vista como un rechazo a la administración Reagan. [214] [215]

En febrero de 1982, Byrd escribió una carta al presidente Reagan instándolo a "retirar el presupuesto fiscal de 1983 propuesto por la Administración y volver a presentar un presupuesto que prevea déficits mucho más bajos y haga uso de supuestos más realistas", recordando su llamamiento anterior al presidente Carter en 1980 en medio del aumento de las tasas de inflación y Carter después de consultar con los demócratas en el Congreso. Byrd declaró que estaba a favor de "un documento con el que podamos trabajar en el Congreso, uno basado en supuestos realistas, uno que muestre una tendencia mucho más clara hacia un presupuesto equilibrado". Byrd elogió cautelosamente una propuesta del demócrata Fritz Hollings que pedía congelar todos los programas de beneficios con la excepción de cupones de alimentos, Medicare y Medicaid, además de congelar los gastos militares y eliminar un aumento salarial para los empleados federales. [216]

En marzo de 1982, Byrd anunció que introduciría una enmienda a la Ley de Poderes de Guerra que prohibiría al presidente enviar tropas de combate a El Salvador sin la aprobación del Congreso. Byrd describió la propuesta como solo permitirle al presidente actuar con independencia en caso de que los estadounidenses tuvieran que evacuar El Salvador o si Estados Unidos fuera atacado. "En mi opinión, si se les pide a los estadounidenses que derramen su sangre en las selvas de El Salvador, todos los estadounidenses deberían primero tener la oportunidad de debatir y evaluar cuidadosamente esa acción". [217]

En marzo de 1982, junto con Alan Cranston, Byrd era uno de los dos senadores que apoyaban la medida patrocinada por Henry M. Jackson y John W. Warner que pedían a los Estados Unidos y la Unión Soviética que congelaran sus arsenales nucleares en "iguales y drásticamente reducidos niveles "y el proyecto de ley patrocinado por Ted Kennedy y Mark Hatfield que pide a los dos países que primero negocien un congelamiento de las fuerzas nucleares en los niveles existentes antes de seguir la reducción de armas atómicas. [218]

En enero de 1983, después de que el presidente Reagan dijera durante su discurso sobre el estado de la Unión de 1983 que esperaba que el mismo apoyo bipartidista que había producido las recomendaciones del Seguro Social conduciría al Congreso durante el año en otros temas, Byrd y el líder de la mayoría de la Cámara, Jim Wright, atacaron la injusticia de una demora de seis meses en los aumentos del costo de vida para los beneficiarios del Seguro Social durante un período en el que los ricos se benefician de la reducción general del impuesto sobre la renta por tercer año. Byrd declaró que no "quería una demora de seis meses en el Seguro Social mientras dejaba en vigor el tercer año de la reducción de impuestos para las personas de altos ingresos" y afirmó que el discurso de Reagan había sido "retóricamente bueno, pero sustancialmente carente de medidas". que se ocuparía ahora de las crisis que están experimentando millones de personas ". [219]

A principios de febrero de 1983, los demócratas de la Cámara de Representantes se comprometieron "con un programa de asistencia económica de emergencia que crearía empleos de servicio público, proporcionaría refugio y comedores populares para los indigentes y evitaría ejecuciones hipotecarias de casas y granjas". Al mismo tiempo, Byrd se comprometió a trabajar con los demócratas de la Cámara en el desarrollo de una legislación relacionada con el empleo, proponiendo que se gasten entre $ 5 y $ 10 mil millones e introduciendo una legislación destinada a formar una corporación de inversión nacional que ayude a suscribir industrias básicas en dificultades y a iniciar nuevas en áreas de alto desempleo. . [220]

En marzo de 1984, Byrd votó en contra de una enmienda constitucional propuesta que autorizaba períodos en la escuela pública para la oración en silencio, [221] ya favor de la infructuosa propuesta del presidente Reagan de una enmienda constitucional que permitiera la oración escolar organizada en las escuelas públicas. [222] [223]

En junio de 1984, Byrd fue uno de los cinco demócratas que votaron en contra de la propuesta de Lawton Chiles de cesar la producción de MX durante un año durante el estudio en busca de un misil más pequeño y de una sola ojiva. El empate 48 a 48 lo rompió el entonces vicepresidente George H. W. Bush. [224]

En septiembre de 1986, Byrd aprobó la pena de muerte para algunos traficantes de drogas en la legislación antidrogas que ordenaría al presidente Reagan poner fin al tráfico de drogas en un plazo de 45 días mediante el uso del ejército como medio para interceptar a los traficantes e imponer la pena de muerte a los traficantes que Causar intencionalmente una muerte como parte de sus operaciones mientras proporciona fondos para la prevención, el tratamiento del abuso de drogas y la aplicación de las leyes antidrogas que se estimó en un costo de $ 3 a $ 4 mil millones durante tres años. Byrd admitió que pedir la pena de muerte parecía severo, pero advirtió que, en algunos casos, los niños tenían sus vidas enteras destruidas por el uso de drogas y que el Congreso había sido blando durante demasiado tiempo sin ver un cambio en los resultados. [225]

En diciembre de 1986, Byrd anunció que el Senado convocaría un comité selecto tipo Watergate para investigar el asunto Irán-Contra el año siguiente y que había llegado a un acuerdo con Bob Dole para que el comité tuviera seis demócratas y cinco republicanos. Byrd y Dole no estuvieron de acuerdo sobre si era necesario que el Congreso se iniciara en una sesión especial ese mes con el propósito de poner en marcha el proceso de investigación. El nombramiento de miembros durante diciembre permitió a los participantes avanzar informalmente seleccionando al personal y estar preparados antes de que comenzara el 100º Congreso de los Estados Unidos. [226]

En septiembre de 1988, en respuesta a las acusaciones de la campaña presidencial del vicepresidente Bush de que el candidato demócrata Michael Dukakis era débil en defensa, Byrd pronunció un discurso en el Senado en el que dijo que la administración Reagan "está viviendo en una casa de cristal cuando lanza una piedra a el Partido Demócrata por sus llamadas políticas de defensa de Disneyland "y que los misiles terrestres de Estados Unidos habían aumentado en vulnerabilidad debido a que la administración no era" capaz de producir una solución aceptable para hacer que nuestros misiles sobrevivieran ". Byrd prosiguió: "De hecho, las exhibiciones de Fantasyland del Disneyland de Defensa de la Casa Blanca están cargadas con los sistemas rechazados que se han desarrollado y descartado. Si algo merece los nombres 'Goofy', 'Daffy' y 'Mickey Mouse', son esos '". propuestas de base ". [227]

En octubre de 1990, Byrd y James A. McClure se desempeñaron como gerentes de piso para el proyecto de ley de asignaciones para el Fondo Nacional de las Artes, aceptando una enmienda de Jesse Helms que prohíbe el apoyo de la NEA al trabajo que denigra objetos o creencias religiosas. [228]

En noviembre de 1993, cuando el Senado votó a favor de que la corte federal hiciera cumplir una citación para los diarios de Bob Packwood, Byrd declaró la posibilidad de que los estadounidenses se convencieran de que el Senado estaba retrasando la adopción de medidas para proteger a uno de sus propios miembros. Byrd también pidió la renuncia de Packwood. "Ninguno de nosotros está libre de fallas. Pero cuando esas fallas dañan la institución del Senado, ¡es hora de tener la gracia de irse!" [229] Packwood dimitió en 1995. [230]

En octubre de 1999, Byrd fue el único senador en votar presente en el Tratado de Prohibición Completa de Pruebas. El tratado fue diseñado para prohibir las pruebas nucleares subterráneas y fue el primer pacto de seguridad internacional importante en ser derrotado en el Senado desde el Tratado de Versalles. [231] [232]

Byrd se opuso a la Enmienda de Profanación de la Bandera, diciendo que, si bien quería proteger la bandera estadounidense, creía que enmendar la Constitución "no es la forma más rápida de proteger este venerado símbolo de nuestra República". Como alternativa, Byrd copatrocinó la Ley de Protección de la Bandera de 2005 (S. 1370), un proyecto de ley para prohibir la destrucción o profanación de la bandera por parte de cualquiera que intente incitar a la violencia o quebrantamiento del orden público, o que robe, dañe o destruya una bandera en propiedad federal, ya sea propiedad del gobierno federal o de un grupo o individuo privado, puede ser encarcelada, multada o ambas cosas. El proyecto de ley no fue aprobada.

En 2009, Byrd fue uno de los tres demócratas que se opusieron a la confirmación del secretario del Tesoro, Timothy Geithner. [233] Después de perderse casi dos meses mientras estaba en el hospital, Byrd regresó al Senado el 21 de julio para votar en contra de la eliminación de fondos para el avión de combate F-22. [234]

Grupos de calificaciones

Byrd recibió una calificación de 65% de votos de la League of Conservation Voters por su apoyo a la legislación ambientalmente amigable. [235] Además, recibió una calificación "liberal" del 65,5% por la Revista Nacional—Más alto que otros seis senadores demócratas. [236]

En 2010, Byrd recibió una calificación de por vida del 70 por ciento de la Unión Estadounidense de Libertades Civiles por apoyar la legislación relacionada con los derechos. [237]

Byrd tuvo un temblor esencial y finalmente usó una silla de ruedas para moverse. [238] [239] Su salud se deterioró durante 2008, incluidas varias hospitalizaciones. [240] [241] [242] [243]

El 20 de enero de 2009, el senador Ted Kennedy sufrió un ataque durante el almuerzo inaugural de Barack Obama y se lo llevaron en una ambulancia. [244] Byrd, sentado en la misma mesa, se angustió y fue trasladado a su oficina. La oficina de Byrd informó que estaba bien. [245] El 18 de mayo, Byrd fue ingresado en el hospital después de experimentar fiebre debido a una "infección menor", [246] prolongada por una infección por Staphylococcus aureus. [247] Byrd fue puesto en libertad el 30 de junio de 2009. [248]

La última estadía de Byrd en el hospital comenzó el 27 de junio de 2010 en el Hospital Inova Fairfax en el condado de Fairfax, Virginia. [249] [250] [251] Murió aproximadamente a las 3 a. M. EDT del día siguiente a los 92 años de edad por causas naturales. [252]

El vicepresidente Joe Biden recordó que Byrd estaba bajo la lluvia con él mientras Biden enterraba a su hija cuando Biden acababa de ser elegido para el Senado. Llamó a Byrd "un líder duro, compasivo y franco y dedicado sobre todo a mejorar la vida de la gente de Mountain State". [253] El presidente Barack Obama dijo: "Su profunda pasión por ese organismo y su función y responsabilidades era tan evidente a puerta cerrada como en los traficantes a los que salpicaba de historia. Tenía el más profundo respeto de los miembros de ambos partidos, y fue generoso con su tiempo y sus consejos, algo que aprecié mucho como joven senador ". [254] El senador Jay Rockefeller, que había servido con Byrd desde 1985, dijo: "Lo admiraba, luché junto a él y me entristece profundamente que se haya ido". [255] El ex presidente Jimmy Carter señaló: "Fue mi asesor más cercano y valioso mientras serví como presidente. Lo respeté e intenté en todos los sentidos permanecer en su buena gracia. Fue un gigante entre los legisladores y fue valiente en abrazar temas controvertidos ". [256]

El 1 de julio de 2010, Byrd yacía en reposo en el Catafalco de Lincoln en la cámara del Senado del Capitolio de los Estados Unidos, convirtiéndose en el primer senador en hacerlo desde 1957. Luego fue trasladado en avión a Charleston, West Virginia, donde permaneció en reposo en la Rotonda Inferior del Capitolio del Estado de Virginia Occidental. [257]

El 2 de julio de 2010 se celebró un funeral en los terrenos del Capitolio del estado, donde Byrd fue elogiado por el presidente Barack Obama, el vicepresidente Joe Biden, el gobernador Joe Manchin, el líder de la mayoría del Senado Harry Reid, el líder de la minoría del Senado Mitch McConnell, el presidente de la La Cámara de Representantes Nancy Pelosi, el senador Jay Rockefeller, el congresista Nick Rahall, Victoria Reggie Kennedy y el ex presidente Bill Clinton. Después de los servicios funerarios en Charleston, su cuerpo fue devuelto a Arlington, Virginia, para los servicios funerarios el 6 de julio de 2010 en la Iglesia Bautista Memorial. [258] Después del funeral en Arlington, Byrd fue enterrado junto a su esposa Erma en el cementerio de Columbia Gardens en Arlington, aunque los miembros de la familia han declarado que tanto el senador como la Sra. Byrd serán enterrados en algún lugar de Virginia Occidental una vez que se determine el lugar.[258] [259]

La canción "Take Me Home, Country Roads" se tocó al final del funeral en estilo bluegrass mientras su ataúd era subido por las escaleras y hacia el edificio del Capitolio del Estado de Virginia Occidental. [260] [261]

El 30 de septiembre de 2010, el Congreso asignó $ 193,400 para ser pagados en partes iguales entre los hijos y nietos de Byrd, lo que representa el salario que habría ganado en el próximo año fiscal, una práctica común cuando los miembros del Congreso mueren en el cargo. [262] [263]

Reacción a la muerte

Varias figuras políticas emitieron declaraciones tras la muerte de Byrd: [264]

  • Secretaria de Estado Hillary Clinton: "Es casi imposible imaginar el Senado de los Estados Unidos sin Robert Byrd. No solo fue su miembro más antiguo, fue su corazón y su alma. Desde mi primer día en el Senado, busqué su orientación, y siempre fue generoso con su tiempo y su sabiduría ". [265]
  • El vicepresidente (y por lo tanto el presidente del Senado) Joe Biden: "Un amigo mío muy cercano, uno de mis mentores, un tipo que estaba allí cuando yo era un niño de 29 años y estaba juramentado en el Senado de los Estados Unidos. En breve a partir de entonces, un tipo que se paró bajo la lluvia, bajo la lluvia torrencial, la lluvia helada fuera de una iglesia mientras yo enterraba a mi hija y a mi esposa antes de tomar juramento. Perdimos al decano del Senado de los Estados Unidos, pero también al estado de West Virginia perdió a su defensor más feroz y, como dije, perdí a un querido amigo ". Senador Chris Dodd: "Él [Robert Byrd] nunca dejó de crecer como funcionario público y fue un hombre que aprendió de sus errores. Fue más que un amigo y colega. Fue un mentor para mí y literalmente cientos de legisladores con quienes sirvió durante las últimas cinco décadas ". Senador Lindsey Graham: "El senador Byrd fue un valioso aliado y un digno oponente. Será visto por la historia como uno de los gigantes del Senado".
  • Senador republicano Orrin Hatch: "Sobre los temas, éramos oponentes frecuentes, pero siempre fue amable tanto en la victoria como en la derrota. Este es un hombre que obtuvo su título de abogado mientras servía en el Senado, y que tenía un prodigioso conocimiento de los antiguos y historia moderna." Barack Obama: "Él [Robert Byrd] era tan parte del Senado como los bustos de mármol que bordean su cámara y sus pasillos. Su profunda pasión por ese cuerpo y su papel y responsabilidades era tan evidente a puerta cerrada como en salpicó de historia a los tiradores. Tenía el más profundo respeto de los miembros de ambos partidos y fue generoso con su tiempo y sus consejos, algo que aprecié mucho como joven senador ". Mitch McConnell: "El senador Byrd combinó la devoción a la Constitución de los Estados Unidos con un profundo conocimiento de la historia para defender los intereses de su estado y las tradiciones del Senado. Lo recordaremos por su espíritu de luchador, su fe inquebrantable y por los muchos veces recordó al Senado sus propósitos ". Nancy Pelosi: "A lo largo de su carrera histórica en la Cámara y el Senado, nunca dejó de trabajar para mejorar la vida de la gente de Virginia Occidental. Si bien algunos simplemente dieron testimonio de la historia, el senador Byrd la moldeó y se esforzó por construir un futuro mejor para nosotros. todos."
  • Compañero senador demócrata de West Virginia Jay Rockefeller: "El senador Byrd vino de orígenes humildes en las cuencas mineras del sur, fue criado por trabajadores de Virginia Occidental y triunfalmente se elevó a las alturas del poder en Estados Unidos. Pero nunca olvidó de dónde venía ni a quien representaba, y nunca abusó de ese poder para su propio beneficio ".

Byrd tuvo un papel destacado en el documental de Warner Bros. de 2008. Cuerpo de guerra dirigida por Phil Donahue. La película narra la vida de Tomas Young, paralizado del pecho para abajo después de que un francotirador le disparara mientras viajaba en un vehículo en Irak. Varios clips largos de Byrd lo muestran discutiendo apasionadamente en contra de autorizar el uso de la fuerza en Irak. Más adelante en la película, Byrd tiene una entrevista individual con Tomas Young en la oficina del Senado de Byrd, seguida de una toma de Byrd caminando junto a los Young cuando salen del Capitolio. [ cita necesaria ]

Una versión ficticia de Byrd, entonces líder de la mayoría del Senado, era un personaje de la novela de Jeffrey Archer. ¿Le diremos al presidente? [ cita necesaria ]

Byrd fue un ávido violinista durante la mayor parte de su vida, comenzando en su adolescencia cuando tocó en varias bandas de baile cuadrado. Una vez que ingresó a la política, sus habilidades para tocar el violín atrajeron la atención y ganaron votos. En 1978, cuando Byrd era líder de la mayoría, grabó un álbum llamado Senador estadounidense Robert Byrd: Mountain Fiddler (Condado, 1978). Byrd estuvo acompañado por Country Gentlemen Doyle Lawson, James Bailey y Spider Gilliam. La mayor parte del LP consiste en música bluegrass. Byrd cubre "Don't Let Your Sweet Love Die", una canción de Zeke Manners, y "Will the Circle Be Unbroken". Había actuado en el Kennedy Center, en el Grand Ole Opry y en Hee Haw. De vez en cuando se tomaba un descanso de los asuntos del Senado para entretener al público con su violín. [ cita necesaria ] Dejó de jugar en 1982 cuando los síntomas de un temblor esencial benigno habían comenzado a afectar el uso de sus manos. [266]

Byrd apareció en la película Civil War Dioses y generales en 2003 junto con el entonces senador de Virginia, George Allen. Ambos jugaron oficiales de los Estados Confederados. [267]


Vuelo al Polo Norte de 1926 y controversia [editar | editar fuente]

El 9 de mayo de 1926, Byrd y el piloto Floyd Bennett intentaron volar sobre el Polo Norte en un Fokker F-VII Tri-motor llamado el Josephine Ford. Este vuelo partió de Spitsbergen (Svalbard) y regresó a su aeródromo de despegue. Byrd afirmó haber llegado al Polo. Este viaje le valió a Byrd elogios generalizados, incluida la medalla de honor y le permitió obtener fondos para los intentos posteriores de sobrevolar el Polo Sur.

Desde 1926 hasta 1996, hubo dudas, defensas y una acalorada controversia sobre si Byrd llegó o no al Polo Norte. En 1958, el aviador y explorador noruego-estadounidense Bernt Balchen puso en duda la afirmación de Byrd sobre la base de su amplio conocimiento personal de la velocidad del avión. En 1971, Balchen especuló que Byrd simplemente había dado vueltas sin rumbo fijo mientras estaba fuera de la vista de la tierra. & # 917 & # 93 Sin embargo, Floyd Bennett, el piloto del viaje, nunca cuestionó que no alcanzaron el polo mientras aún estaba vivo (Bennett fallecería en 1928). En pocas palabras, la estéril vecindad donde el Josephine Ford alcanzado se consideró en ese momento, el Polo Norte geográfico, en lugar del Polo Norte puntual.

La publicación de 1996 del diario de Byrd del vuelo del 9 de mayo de 1926 reveló visiones sextantes borradas (pero aún legibles) que difieren marcadamente con el informe oficial mecanografiado posterior del 22 de junio de Byrd a la National Geographic Society. Byrd tomó una lectura sextante del Sol a las 7:07:10 GCT. Su registro diario borrado muestra que la altitud solar aparente (observada) fue de 19 ° 25'30 ", mientras que su posterior manuscrito oficial informa que la misma altitud solar aparente de las 7:07:10 fue de 18 ° 18'18". & # 918 & # 93 Sobre la base de este y otros datos en el diario, Dennis Rawlins concluyó que Byrd condujo con precisión y voló aproximadamente el 80% de la distancia hasta el Polo antes de dar la vuelta debido a una fuga de aceite del motor, pero luego falsificó su informe oficial para respaldar su afirmación de llegar al polo. & # 919 & # 93 Otros no están de acuerdo con Rawlins. En 1998, el coronel William Molett, un navegante experimentado, publicó "¿Hacia el norte?". Molett sostuvo que Rawlins había dado demasiada importancia a los cálculos de navegación borrados, lo que puede explicarse por muchas otras razones, incluidas velocidades favorables del viento y un simple error humano debido a la falta de sueño y el estrés. & # 9110 & # 93

El Fokker FVIIa / 3M - "Josephine Ford", en exhibición en el Museo Henry Ford

Aceptando que los datos contradictorios en los tiempos de vuelo del informe mecanografiado de hecho requieren velocidades terrestres hacia el norte y hacia el sur mayores que la velocidad del vuelo de 85 & # 160 mph, un defensor de Byrd restante postula un anticiclón que se mueve hacia el oeste que impulsa el viento de cola de la velocidad de Byrd en tierra tanto hacia afuera como hacia adentro. piernas, permitiendo cubrir la distancia reclamada en el tiempo reclamado. (La teoría se basa en rechazar los datos de sextantes escritos a mano en favor de los supuestos datos mecanografiados a estima). & # 9111 & # 93 Esta sugerencia ha sido refutada por Dennis Rawlins & # 9112 & # 93, quien añade & # 9113 & # 93 que los datos del sextante en el informe original mecanografiado original no disponible desde hace mucho tiempo todos se expresan en 1 ", una precisión que no es posible en los sextantes de la Marina de 1926 y no la precisión de los datos del sextante en el diario de Byrd para 1925 o el vuelo de 1926, que era normal (la mitad o un cuarto de Un minuto de arco). Algunas fuentes afirman que Floyd Bennett y Byrd revelaron más tarde, en conversaciones privadas, que no llegaron al polo. Una fuente afirma que Floyd Bennett le dijo más tarde a un compañero piloto que no llegaron al polo. & # 9114 & # 93 También se afirma que Byrd confesó su fracaso en llegar al Polo Norte durante una larga caminata con el Dr. Isaiah Bowman en 1930. & # 9115 & # 93

Si Byrd y Bennett no llegaron al Polo Norte, es muy probable que el primer vuelo sobre el Polo se produjera unos días después, el 12 de mayo de 1926 con el vuelo de la aeronave. Norge y su tripulación de Roald Amundsen, Umberto Nobile, Oscar Wisting y otros. Este vuelo fue de Spitsbergen (Svalbard) a Alaska sin escalas, por lo que hay pocas dudas de que pasaron sobre el Polo Norte. Amundsen y Wisting habían sido miembros de la primera expedición al Polo Sur, diciembre de 1911. Más tarde, el primer ser humano que puso un pie en el hielo del Polo Norte fue Joseph O. Fletcher, después de que aterrizó su avión y realizó una pequeña excursión. .


Richard E. Byrd

Arriba: fotografía sin fecha. Byrd se graduó de la Academia Naval de los Estados Unidos en 1912. Fotografía recibida, 1942. Fotografía del Comando de Historia y Patrimonio Naval de los Estados Unidos.

Abajo: fumando su pipa y tabaco de doce años en Little America, Antártida, durante la Operación High Jump, 3 de febrero de 1947. La pipa y el tabaco, así como la cabaña en la que está sentado el contralmirante Byrd, quedaron de su 1933. -35 Expedición Antártica. Fotografía oficial de la Marina de los EE. UU., Colección de Archivos Nacionales

Richard Evelyn Byrd nació el 25 de octubre de 1888 en Winchester, Virginia. Fue designado desde ese mismo estado a la Academia Naval de los Estados Unidos en Annapolis, Maryland y se graduó en 1912. Fue asignado temporalmente al USS South Carolina y posteriormente sirvió a bordo del USS Kentucky, USS Wyoming, USS Missouri y el crucero blindado Washington. Se transfirió al USS Dolphin y fue ascendido en junio de 1915 a Teniente Junior Grade. En marzo de 1916, debido a una discapacidad, Byrd fue incluido en la lista de jubilados, solo para ser reactivado dos meses después como Inspector-Instructor de Milicia Naval en Providence y Newport, Rhode Island. Durante la Primera Guerra Mundial, completó su entrenamiento en la Estación Aeronáutica Naval en Pensacola, Florida y fue designado aviador. En agosto de 1918, recibió órdenes de las Fuerzas de Aviación Naval de los EE. UU. En Canadá y fue ascendido temporalmente a teniente, seguido de un ascenso temporal a teniente comandante.

Después de la Primera Guerra Mundial, Byrd fue asignado a la oficina del Director de Aviación Naval en Washington D.C. y se preparó para vuelos transatlánticos de NC Planes. En agosto de 1921, se trasladó a Inglaterra para recibir entrenamiento y un programa conjunto con los británicos sobre la finalización de un dirigible. Al regresar a la Oficina de Aeronáutica, fue devuelto a teniente. En febrero de 1925, Byrd fue ascendido permanentemente a teniente comandante y comandó la Unidad de Vuelo Naval que acompañaba a la Expedición Polar MacMillan de 1925. En mayo de 1926, encabezó la Expedición Byrd al Polo Norte. El 9 de mayo de 1926, con el piloto jefe de aviación Floyd Bennett, USN, Byrd voló valientemente sobre el polo. Por & # 8220el riesgo de su vida & # 8221 en esta ocasión, fue galardonado con la Medalla de Honor. En enero de 1927, fue ascendido a comandante en la lista de jubilados. En julio de 1927, Byrd realizó su vuelo transatlántico desde Nueva York a París, Francia. Durante 1928-1930, encabezó su segunda expedición, que tuvo como base la Antártida. El 28 de noviembre de 1929, realizó un vuelo de un día desde y hacia el Polo Sur. En diciembre, el Congreso lo ascendió a Contralmirante en la lista de retirados.

En octubre de 1931, Byrd fue relevado del servicio activo y se preparó para su segunda Expedición Antártica de 1933 a 1935. Durante 1939-1940, encabezó su tercera Expedición Antártica. Para la Segunda Guerra Mundial, fue llamado al servicio activo y sirvió en la Oficina de Aeronáutica en un puesto de consultor inspeccionando bases avanzadas y volando misiones especiales en las áreas del Pacífico y Europa, que eran de gran valor para la defensa nacional del país. En diciembre de 1946, Byrd regresó a la Antártida para la Operación High Jump, regresando en la primavera. En septiembre de 1947, fue relevado del servicio activo. Dos años más tarde, regresó al servicio activo y fue presidente de programas gubernamentales que ayudan a los refugiados comunistas. En marzo de 1955, dirigió la Fase I de la Operación Deep Freeze a la Antártida. Richard E. Byrd murió el 11 de marzo de 1957 y está enterrado en el Cementerio Nacional de Arlington, Arlington, Virginia.


Richard E. Byrd y Floyd Bennett: primeros en volar sobre el Polo Norte

Vientos helados azotaron Spitsbergen, un grupo de islas en el Círculo Polar Ártico al norte de Noruega. En mayo de 1926, el paisaje árido y helado de Spitsbergen estalló en actividad mientras dos expediciones internacionales luchaban por convertirse en las primeras en sobrevolar el Polo Norte. El famoso explorador noruego Roald Amundsen, junto con el aventurero estadounidense Lincoln Ellsworth y una tripulación mixta italiana y noruega, planeaba volar un dirigible construido en Italia, Norge. Al mismo tiempo, un grupo estadounidense comandado por Richard E. Byrd estaba a punto de intentar el vuelo en un skiplane trimotor.

Explorar el Ártico por aire no era exactamente una idea nueva en 1926. Thomas Jefferson, después de ver un vuelo en globo aerostático a fines del siglo XVIII, predijo que el hombre podría buscar las regiones polares por aire. En 1897, el aeronáutico sueco Saloman Andrée murió en un intento de cruzar el Polo Norte. Otra búsqueda fallida fue realizada en 1909 por el estadounidense Walter Wellman en un dirigible. Una expedición de 1925 de Amundsen y Ellsworth, utilizando hidroaviones bimotores Dornier-Wal, casi terminó en un desastre a apenas 160 millas de su objetivo.

Mientras Amundsen y Ellsworth se preparaban para un nuevo viaje polar en la primavera de 1926, un oficial naval estadounidense retirado de 37 años, Richard Evelyn Byrd, estaba convencido de que sería el primer hombre en sobrevolar el Polo Norte. Ya había ganado algo de experiencia de vuelo en el Ártico al ser el primero en sobrevolar la gran capa de hielo que cubría gran parte de Groenlandia. Byrd entendió que la planificación y la preparación podrían compensar de alguna manera la multitud de peligros en la cima del mundo. & # 8216 La manera más fácil en que un hombre puede hacer un mono de sí mismo & # 8217, le dijo a un periodista, & # 8216 es emprender el trabajo de exploración del Ártico en avión. & # 8217

Entre los peligros a los que tuvo que enfrentarse Byrd se encontraban los poderosos vientos árticos que fácilmente podrían desviar un avión de su curso. Navegar desde el aire también era peligroso, ya que el deslumbrante blanco del hielo y la nieve o la niebla ártica hacía que la tierra pareciera sin horizonte contra el cielo. Aterrizar para tomar rumbo significaba dejar una nave en un terreno desconocido o ningún terreno en absoluto, sino hielo marino traicioneramente engañoso. Las brújulas estándar funcionaban de forma errática en el Ártico. Las temperaturas bajo cero causaron estragos en los motores. Cualquier expedición forzada se enfrentaba a una peligrosa travesía a través de campos de hielo.

Richard Byrd, nacido en 1888, ya se había distinguido como aventurero y aviador. Cuando era joven, había viajado por todo el mundo y había superado un tifón en el Mar de China. Mientras estaba en Filipinas, se encontró cara a cara con bandidos armados & # 8216 con bolos en sus manos lo suficientemente pesados ​​como para cortar un cuerpo dos veces más grande que el mío & # 8217, señaló más tarde. Byrd galopó hacia un lugar seguro, olvidándose por completo de la pistola que llevaba en el cinturón. Un producto de la Academia Naval, fue elogiado dos veces por salvar a los hombres que se estaban ahogando mientras servía en el Caribe.

A fines de 1925, Byrd había comenzado a recolectar equipo para su propuesta expedición polar. Dado que tal empresa privada era costosa, buscó la ayuda de los magnates financieros y empresariales Edsel Ford, John D. Rockefeller, Jr., Vincent Astor y Rodman Wanamaker, entre otros. La U.S. Shipping Board acordó arrendarle el vaporizador de 3.800 toneladas. Chantier, una reliquia de la Primera Guerra Mundial que se había programado para la venta en una subasta. Byrd tuvo que pagar $ 1 por mes por el barco. También reunió a un equipo de voluntarios y mecánicos expertos, marineros, ingenieros, operadores de radio o aviadores, además de trabajadores no técnicos.

Byrd eligió un Fokker Trimotor & # 8211 una versión construida en Estados Unidos del holandés Fokker F.VIII-3M & # 8211 como el avión para su vuelo polar. Bautizado Josephine Ford En honor al patrocinador Edsel Ford y la hija de # 8217, el avión tenía 42 pies y 2 pulgadas de largo con una extensión de alas de 63 pies y 4 pulgadas. Tres potentes motores Wright Whirlwind J4 refrigerados por aire que producían 200 caballos de fuerza cada uno eran capaces de tirar de la aeronave a una alta velocidad de 122 millas por hora. En el centro de cada ala había un tanque de gasolina con una capacidad de 100 galones, mientras que otros dos tanques en la cabina tenían 110 galones cada uno. A velocidad de crucero, el consumo de combustible fue de unos 28 galones por hora.

Josephine Ford ya había registrado más de 15.000 millas antes de ser comprado por Byrd, y tenía un historial prácticamente libre de problemas. Los motores refrigerados por aire eran relativamente livianos, un factor importante al intentar despegar con la tripulación y el equipo de una pista de aterrizaje helada. Dado que los motores estaban refrigerados por aire, no había peligro de que el agua se congelara en el radiador. Aparatos de esquí especialmente construidos, equipados con amortiguadores, actuaban como tren de aterrizaje. La cabina cerrada tenía controles duales, lo que permitía a cualquiera de los aviadores volar el avión.

Byrd también eligió un pequeño Curtiss Oriole biplaza bautizado Ricardo el tercero después de su propio hijo. El Curtiss de color amarillo y naranja brillante serviría como un avión de exploración y fotografía, y podría acudir en ayuda del Fokker si fuera forzado a descender.

Cargado con 52 hombres, dos aviones, equipo de supervivencia, seis meses & # 8217 de raciones y 15.000 millas & # 8217 de carbón, Chantier salió al vapor del puerto de Nueva York el 5 de abril de 1926. Richard Byrd había elegido King & # 8217s Bay en las islas Spitsbergen como su punto de despegue. Calentado por la Corriente del Golfo, Spitsbergen estaba a solo 700 millas del Polo Norte, casi 500 millas más cerca que el punto más al norte de Alaska. & # 8216Podríamos alcanzarlo en primavera y aprovechar el mejor clima ártico y el efecto nivelador y suavizante tanto en la tierra como en el hielo de la gran capa de nieve que lo cubre todo & # 8217 Byrd.

A las 4 pm. el 29 de abril, con la temperatura rondando los cero grados Fahrenheit, Chantier entrado en el puerto ahogado por el hielo de King & # 8217s Bay.Lo que sorprendió a los estadounidenses fue que Amundsen y Ellsworth habían llegado antes y casi habían completado sus propios preparativos para un vuelo polar, simplemente esperando la llegada del dirigible. Norge de Italia. Aunque ni Amundsen ni Byrd lo admitirían, parecía como si una carrera hacia el Polo Norte estuviera a punto de comenzar.

Byrd inmediatamente se encontró con dificultades. Amarrado al único muelle en King & # 8217s Bay estaba el cañonero noruego Heimdal, que cargaba carbón y no podía moverse. Con el hielo cubriendo el puerto, Byrd tuvo que actuar con rapidez. Chantier fue maniobrado a menos de 300 yardas de la costa y anclado. Los botes balleneros se bajaron rápidamente y se cubrieron con pesadas tablas para formar una balsa grande y engorrosa. Alarmado por lo que estaban intentando los estadounidenses, Amundsen envió una breve nota a Byrd: & # 8216 No sabes nada sobre hielo o no intentarías tal cosa. Es casi seguro que el hielo comenzará a moverse antes de que pueda llegar a tierra. & # 8217

Como si fuera una señal, ráfagas de nieve barrieron el puerto y un cambio en la marea comenzó a empujar bloques de hielo hacia el carril. Chantier ha abierto. Sin inmutarse, los voluntarios de Byrd & # 8217 lucharon por llevar los aviones a la balsa improvisada. En una ocasión, justo cuando las alas estaban a punto de ser bajadas y colocadas en el fuselaje de Josephine Ford, un viento feroz se levantó y amenazó con barrer las alas. La tripulación luchó con las alas hasta la cubierta del barco y las aseguró hasta que volvió la calma.

El transporte de suministros y aviones a la costa continuó durante dos días. Byrd & # 8217s hombres, muchos de los cuales eran remeros sin experiencia, constantemente se ensuciaban entre ellos & # 8217s remos. Los trozos de hielo que amenazaban con aplastar la balsa fueron rechazados con hachas y ganchos de bote. Cuando Josefina Flord finalmente fue guiado a un lugar seguro, los noruegos agrupados en el muelle respondieron con una gran ovación.

Se produjo un juego de espera cuando los noruegos y los estadounidenses se vieron obligados a esperar un claro en el clima antes de continuar con sus misiones. Para Amundsen y Ellsworth, el dirigible Norge Estaba metido en Leningrado esperando un descanso en la tormenta para volar el último tramo a Spitsbergen. Para subrayar su sensación de que no había carrera hacia el Polo, Amundsen proporcionó a los estadounidenses raquetas de nieve y un trineo para facilitar su trabajo. El grupo de Byrd, mientras tanto, trabajaba para despejar una pista de esquí en la nieve y el hielo, y para tratar los instrumentos con grafito en lugar de grasa para evitar que se congelaran.

El 2 de mayo, el clima finalmente comenzó a aclararse. Byrd & # 8217s hombres corrieron para prepararse Josephine Ford para un vuelo de prueba. En la Tierra del Sol de Medianoche, hubo luz diurna durante 24 horas, lo que permitió trabajar las 24 horas. En la mañana del 4 de mayo, el Fokker Trimotor, con el piloto y mecánico de aviación de la Armada Floyd Bennett a los controles, ganó velocidad mientras rodaba por la pista de esquí cincelada a través de la nieve y el hielo. En el último momento, el esquí de la izquierda se pegó a la superficie cuando Byrd intentó girar a la derecha y el avión se desvió del camino y se metió en un banco de nieve. Aunque los motores no estaban dañados, la hélice central estaba fuera de línea, un esquí se rompió y un puntal de aterrizaje se rompió. Para fortalecer el esquí, los remos de los botes balleneros se cortaron y se ajustaron para que actuaran como tirantes. El noruego Bernt Balchen, que más tarde ganaría fama como piloto de Byrd, sugirió a Byrd que los esquís se enceraran con una mezcla de parafina y resina para reducir la fricción.

Norge, mientras tanto, había despegado de Leningrado y se dirigía a King & # 8217s Bay a una velocidad de crucero de 50 mph. La tripulación de Amundsen & # 8217 dio los toques finales a un hangar con techo abierto y un mástil de amarre para el dirigible de 348 pies.

El 5 de mayo, Bennett abrió una vez más el acelerador como un reparado Josephine Ford aceleró por una pista de esquí reempaquetada, que se inclinaba ligeramente cuesta abajo. Esta vez el Fokker se elevó por los aires. Bennett y su copiloto, el teniente de la Marina de los EE. UU. A.N. Parker, navegó durante dos horas, probando tanto el avión como el equipo. Cuando regresaron, Byrd descubrió que se había usado menos combustible de lo previsto. Estaba a punto de cambiar su estrategia de vuelo.

El plan original de Byrd era programar un aterrizaje en Cape Morris Jessup en el norte de Groenlandia, el & # 8216 punto de tierra más conocido del mundo & # 8217. Después de establecer un campamento en el Cabo, podría repostar y continuar con su vuelo. Pero ahora, con los ahorros en el consumo de combustible demostrados por el Fokker, la idea de una estación intermedia podría eliminarse, & # 8216 especialmente porque aterrizar con esquís en zonas extrañas significaba correr grandes riesgos & # 8217 Byrd decidió el viaje al Polo Norte. y la espalda podría hacerse sin parar.

King & # 8217s Bay estaba vibrante de emoción el 7 de mayo cuando una silueta larga en forma de cigarro apareció sobre las colinas al sur. Bañado en la luz espeluznante de la madrugada, Norge finalmente había llegado para el deleite de Amundsen y Ellsworth. Al enterarse de que Byrd estaba casi listo para volar, NorgeEl piloto italiano Umberto Nobile declaró que podría estar listo en seis horas para vencer a los estadounidenses en la pole. Pero el severo Amundsen no estaba dispuesto a ser apresurado, incluso si Byrd estaba listo.

Esa noche, la tripulación estadounidense comenzó la tarea de 14 horas de carga y preparación Josephine Ford para su viaje. Byrd tuvo que considerar la posibilidad muy real de verse obligado a bajar por un mal funcionamiento del motor o algún otro percance, como les había sucedido a Amundsen y Ellsworth el año anterior. Guardado en el fuselaje había un trineo para llevar suministros de supervivencia, incluida comida para 10 semanas en caso de que fueran forzados a bajar. La dieta altamente concentrada de raciones de emergencia consistió en pemmican (una mezcla de carne seca, grasa, azúcar y pasas), chocolate, pan piloto, té, leche malteada, chocolate en polvo, mantequilla, azúcar y queso crema. También se almacenaron dos balsas de goma para cruzar aberturas, o conductos, en el hielo. El equipo personal incluía & # 8216 ropa de piel de reno, oso polar y piel de foca, botas y guantes, & # 8217 escribió Byrd, & # 8216primus estufa, rifle, pistola, escopeta y municiones. & # 8217 También había una tienda de campaña, hachas, cuchillos, bombas de humo y un aparato de radio de onda corta.

Byrd & # 8217s meteorólogo, W.C. Haines, declaró que el clima el 8 de mayo sería casi perfecto para volar. Los motores Wright del Fokker ya habían sido calentados por tres pequeñas estufas de gasolina cuyo calor se canalizaba a los motores mediante tubos de lona ignífuga. Latas adicionales de combustible de cinco galones se almacenaron apresuradamente en la cabina del avión y # 8217 cuando Byrd y Bennett subieron a bordo. Una vez más Josephine Ford ganó velocidad mientras rebotaba sobre montículos de nieve en la pista de esquí. Incapaz de despegar, el avión se deslizó más allá del final de la franja y se hundió en un montículo de nieve. El Fokker estaba demasiado lleno para despegar. Afortunadamente, ninguno de los aviadores resultó herido, ni los motores ni los frágiles esquís resultaron dañados.

& # 8216 Sacamos cientos de libras de combustible para aligerar la carga, excavamos en el ventisquero y rodamos el Josephine Ford colina arriba para intentarlo de nuevo, & # 8217 Byrd escribió más tarde (Floyd Bennett afirmó que quitaron 1,000 libras). Los miembros de la expedición estadounidense celebraron un consejo de emergencia. Determinaron que el Fokker podría hacer el viaje al Polo con un poco menos de combustible de lo esperado, por lo que se eliminó parte de la gasolina para aligerar la carga. También se eliminó del fuselaje todo el equipo no esencial. Desde que llegaba la primavera al Ártico, la naturaleza helada de la pista de esquí se había vuelto fangosa, actuando como un lastre para los esquís. El siguiente intento tendría que hacerse lo más cerca posible de la medianoche & # 8216 cuando la noche & # 8217 el viento frío haría que la nieve fuera más dura y, por lo tanto, más fácil de despegar & # 8217, razonó Byrd.

Aproximadamente media hora después de la medianoche del 9 de mayo, Byrd y Bennett volvieron a subir a las cabinas del Fokker. Ninguno de los dos había dormido durante casi 36 horas, pero ambos estaban demasiado emocionados para descansar. La pista de esquí estaba congelada frente a los esquís para hacer un comienzo más rápido. Se ató una cuerda al esquí trasero y se aseguró a una estaca en el suelo, sujetando el avión hasta que los tres motores estuvieran a plena potencia, y luego se cortó la cuerda para permitir el despegue. Con los motores acelerando a plena potencia, el Josephine Ford Bajó pesadamente por la pista de esquí y se deslizó lentamente en el aire quieto.

Usando la estimación de los puntos de referencia en Spitsbergen para establecer su ubicación exacta, la pareja pronto subió a 2,000 pies. Mientras aceleraban hacia el norte, se sorprendieron de lo cerca que estaba de aterrizar el paquete de hielo polar. Byrd recordó la muerte de los primeros exploradores del Ártico y las dificultades encontradas por el almirante Robert E. Peary en su expedición en trineo tirado por perros al Polo Norte menos de dos décadas antes: & # 8216 Fue con un sentimiento de euforia que sentimos que por el mismo Por primera vez en la historia, dos ácaros de hombres pudieron contemplar sus encantos [del Ártico & # 8217] y descubrir sus secretos, fuera del alcance de esas garras afiladas. & # 8217

Durante las primeras etapas del vuelo, Bennett actuó como piloto durante 40 minutos por hora, mientras que entre su turno de 20 minutos en los controles, Byrd se centró en la difícil tarea de navegar por las regiones polares. La precisión era la clave del éxito, ya que si calculaban mal su posición exacta, los hombres no solo perderían el Polo Norte, sino que también se desviarían peligrosamente de su curso en su vuelo de regreso a casa. El brillo del sol golpeando el hielo daba la ilusión de que la tierra y el cielo se habían fusionado sin un horizonte discernible, lo que dificultaba la lectura de un sextante. Del mismo modo, una brújula magnética no era confiable ya que nadie sabía cuáles podrían ser las variaciones magnéticas entre el Polo Norte y Spitsbergen. Byrd también carecía de una brújula giroscópica, aunque sintió que no habría ayudado mucho a la navegación.

Sin embargo, Byrd se basó en una brújula solar especial inventada por Albert H. Bumstead, cartógrafo jefe de la National Geographic Society. La brújula solar funcionaba como un reloj de sol antiguo, solo que al revés. Al conocerse la hora del día, la sombra del sol divide en dos la manecilla de un reloj de 24 horas e indica el norte. Dado que la hora exacta era fundamental, Byrd llevaba dos cronómetros. También usó un indicador de deriva, un dispositivo bajado a través de una trampilla en el avión para ayudar a medir & # 8211 al indicar el movimiento lateral sobre objetos terrestres & # 8211 los efectos del viento que empujaban continuamente Josephine Ford por supuesto.

Cuando el Fokker pasó sobre el hielo del Ártico, Byrd y Bennett pudieron ver & # 8216 montañas a popa brillando bajo el sol al menos a cien millas detrás de nosotros. Ese fue nuestro último vínculo con la civilización, & # 8217 Byrd escribió. & # 8216 Lo desconocido estaba por delante. & # 8217

La documentación del vuelo fue de suma importancia para demostrar que efectivamente habían sobrevolado el Polo Norte. Para mantener su cuaderno de bitácora lo más preciso posible & # 8211 y para asegurarse de que se mantuvieron en el rumbo & # 8211, Byrd bajó su indicador de deriva a través de la trampilla cada tres minutos. Varias veces lo hizo sin guantes y sufrió un leve caso de congelación.

Volando a 90 mph, la nave encontró condiciones de aire casi perfectas. La temperatura era de 8 grados Fahrenheit, más cálida de lo que esperaban. La turbulencia era prácticamente inexistente. A 2,000 pies, la visibilidad se estimó en 50 millas en todas las direcciones. & # 8216Los sentimientos de un explorador habían reemplazado a los de aviador & # 8217 ahora, y tenía esa alegría extraordinaria que proviene de mirar en territorio virgen, & # 8217 Byrd recordó más tarde.

Aproximadamente a una hora de distancia del polo, Byrd notó una fuga en el tanque de aceite del motor de estribor. Bennett examinó rápidamente el problema y estaba seguro de que el motor se detendría. Sugirió un aterrizaje de emergencia para reparar la fuga, pero Byrd prefirió continuar con dos motores, si es necesario, en lugar de arriesgarse a un aterrizaje helado. Continuaron vaciando las latas de combustible de cinco galones en los tanques, luego arrojaron los contenedores vacíos para deshacerse de todo el exceso de peso. Con el gol tan cerca, no hubo ninguna consideración de volver a Spitsbergen.

Después de ocho horas y 25 minutos en el aire, a las 9:02 a.m., Josephine Ford pasó sobre el Polo Norte. Bennett giró el avión hacia la derecha para confirmar su posición en el sextante, luego dio un círculo y lo confirmó dos veces más. De sus impresiones de ese momento histórico, Byrd escribió: & # 8216 No nos sentimos más grandes que un alfiler y tan solos como una tumba tan remotos y distantes como una estrella. & # 8217

Debajo de ellos se extendían campos de hielo bordeados por crestas de presión construidas en marañas casi intransitables de pasteles de hielo superpuestos. Las separaciones de los campos de hielo dejaron pistas acuosas & # 8216 que se habían congelado recientemente y mostraban verde y azul verdoso contra blanco. & # 8217

Bennett continuó rodeando el Polo Norte, lo que le permitió a Byrd volver a verificar su ubicación y tomar fotos. A las 9:15 a.m., Josephine Ford se volvió hacia Spitsbergen. Para sorpresa de los aviadores, la fuga de aceite se detuvo y el motor no se detuvo y paró. Más tarde descubrieron que un remache se había soltado en el tanque de aceite, lo que provocó que el líquido goteara hasta que cayera por debajo del nivel del remache. Como había mucho aceite en el tanque, la pérdida no había dañado el motor.

Ayudado por un fuerte viento de cola, el Fokker alcanzó velocidades terrestres de más de 100 mph. Después de pasar casi dos días sin dormir, el zumbido constante de los motores junto con la extensión blanca debajo hizo que Bennett y Byrd se adormecieran. Cuando uno se cansaba demasiado, el otro se hacía cargo de los controles. Su viaje de regreso fue en curso cuando las montañas de Spitsbergen y # 8217 se asomaban en la distancia.

A las 4:30 p.m., casi 16 horas después del despegue, Josephine Ford rugió sobre King & # 8217s Bay. Tanto los estadounidenses como los noruegos salieron de sus aposentos mientras el avión volaba en círculos. El silbato en Chantier gritó su bienvenida. Entre los primeros en llegar al Fokker cuando patinó hasta detenerse estaba Roald Amundsen, quien abrazó a Byrd con lágrimas en los ojos. La banda noruega a bordo Heimdal golpeó & # 8216The Star-Spangled Banner & # 8217 mientras los hombres que animaban izaban a los dos aviadores estadounidenses sobre sus hombros y los hacían desfilar por el campamento.

Después de un merecido sueño, Byrd y Bennett volvieron al aire. El 11 de mayo, Amundsen y Ellsworth se embarcaron a bordo Norge para realizar el segundo vuelo sobre el Polo Norte. Su objetivo era continuar hacia Alaska en el primer intento mundial de vuelo transpolar. Byrd, que le había dado al noruego una de sus brújulas solares y a Ellsworth su ropa de piel de foca, voló Josephine Ford varios kilómetros como escolta hasta el dirigible. Luego regresó a King & # 8217s Bay para servir como equipo de rescate. Norge necesito uno.

La expedición Amundsen-Ellsworth enfrentó un momento mucho más difícil en el aire que Byrd y Bennett. Después de un vuelo sin incidentes hacia el Polo, al que llegaron a la 1 a.m. del 12 de mayo, los exploradores avanzaron hacia Alaska. Los mensajes de radio, que se habían enviado a intervalos regulares, cesaron repentinamente. Chubascos de nieve y niebla envueltos Norge a medida que se acercaba a los extremos septentrionales de América del Norte. El hielo apelmazó la antena del transmisor de radio y comenzó a formarse en las hélices. Mientras el tripulante Umberto Nobile cambiaba de altitud para liberarse de la niebla, trozos de hielo salieron volando de los puntales y abrieron agujeros en la piel de tela del dirigible. La tripulación de 14 hombres se mantuvo ocupada reparando los agujeros para proteger las bolsas de gas. Finalmente, tras un vuelo de más de 59 horas, Norge llegó con éxito al pequeño pueblo de Teller, Alaska.

Richard Byrd y su tripulación abordaron Chantier y se dirigieron al vapor a Londres, donde recibieron la bienvenida de un héroe. El 23 de junio de 1926, el vapor llegó a la ciudad de Nueva York, donde un desfile de cintas de teletipo por Broadway aguardaba a los aviadores. En Washington, el Congreso de los Estados Unidos ascendió a Byrd a comandante y a Bennett a suboficial, y otorgó a ambos hombres medallas de honor raras en tiempos de paz. La National Geographic Society otorgó a Byrd la codiciada medalla de oro Hubbard y a Bennett otra medalla de oro.

Aunque Floyd Bennett murió de neumonía en 1928, Richard Byrd lo recordaría en los años venideros. En noviembre de 1929, el comandante se convirtió en el primer hombre en sobrevolar el Polo Sur & # 8211 con Bernt Balchen a los mandos & # 8211 este vuelo en un Ford Trimotor apropiadamente bautizado Floyd Bennett. Byrd y Bennett, los dos nombres que habían hecho historia en el Polo Norte, estaban juntos de nuevo para el viaje hacia el sur.

Más tarde surgieron disputas sobre la legitimidad de las afirmaciones de Byrd en el Polo Norte. Algunos expertos sintieron que no podría haber volado la distancia hasta el Polo Norte y regresar en 16 horas. También cuestionaron su grabación de un fuerte viento de cola que había ayudado Josephine Ford de regreso a Spitsbergen. Byrd & # 8217s bitácora, registros y cálculos se apresuraron a un panel selecto de científicos de la National Geographic Society. Después de verificar y volver a verificar los datos, el comité confirmó que Richard Byrd y Floyd Bennett habían sido los primeros hombres en sobrevolar el Polo Norte.

Kenneth P. Czech escribe sobre una variedad de temas históricos desde su base en St. Cloud, Minnesota. Como lectura adicional sugiere: Lucha, la vida del comandante Byrd, por Charles J.V. Murphy Desafío a los polacos, por el propio libro de John Grierson y Richard E. Byrd, Hacia el cielo.

Esta característica apareció en la edición de mayo de 1998 de Historia de la aviación.


Entrada a la política

Su lealtad al KKK, sin embargo, ayudó a empujar a Byrd a la arena política. Animado por el gran dragón de su rama del KKK, Byrd se postuló en el boleto demócrata para Virginia Occidental y una Cámara de Delegados de Aposs en 1946. Durante su campaña, Byrd llevó su violín en su maletín y tocó en cada parada de su gira de conferencias. Su habilidad con el instrumento ayudó a que la gente y la pérdida de atención se fijaran en el muñón, y contribuyó a que él ganara las elecciones. A partir de ese momento, Byrd nunca perdería una elección. Después de su reelección a la Cámara de Delegados en 1948, Byrd hizo campaña y ganó un lugar en el Senado estatal. Dos años después, ganaría un escaño en la Cámara de Representantes de Estados Unidos.

Autodidacta y culta, Byrd se hizo conocido por su conocimiento enciclopédico del procedimiento parlamentario, lo que le permitió superar a los republicanos con su dominio del Senado y las reglas arcanas de los apóstoles. Pero todavía no tenía un título universitario. Después de ganar su escaño en la Cámara de Representantes por segunda vez en 1952, el político logró inscribirse en cursos nocturnos para la facultad de derecho, a pesar de carecer de una licenciatura y un posgrado. Todavía asistía a la escuela en 1958, cuando derrotó al titular republicano, W. Chapman Rivercomb, por un puesto en el Senado de los Estados Unidos.

En 1963, después de 10 años de clases, Byrd se graduó cum laude con su Juris Doctor de la American University. El presidente Kennedy, el orador de graduación de la escuela y de un apostador, le entregó a Byrd su diploma. Después de recibir su título, Byrd comenzó el Scholastic Recognition Award en 1969, que otorga al mejor estudiante de cada escuela secundaria pública y privada de West Virginia un bono de ahorro.Su generosidad financiera no se detuvo allí y nombró a un miembro del Comité de Asignaciones del Senado en 1960, Byrd se hizo conocido por usar su codiciada posición como una forma de obtener fondos adicionales para Virginia Occidental, asolada por la pobreza. Entregó millones en ayuda federal a su estado para construir carreteras, escuelas y hospitales. La medida lo hizo muy popular entre su electorado, lo que le valió el título de & quot; Virginia Occidental del siglo XX & quot; Los críticos condenaron su favoritismo con el título & quot; Rey del cerdo & quot ;, en referencia a lo que veían como gasto en barriles de cerdo.


Ascendencia del almiranteRichard Byrd

Richard Evelyn Byrd fue un contraalmirante estadounidense que fue un pionero aviador y explorador polar. Afirmó que sus expediciones polares fueron las primeras en llegar tanto al Polo Norte como al Polo Sur por vía aérea. Un reclamo luego debatido por expertos en polar y aviación. En 1927 voló a través del Océano Atlántico desde Nueva York a París después de haber sido derrotado por Charles Lindbergh por solo un mes. Recibió tanto la Distinguished Flying Cross como la Medalla de Honor por sus hazañas.