Podcasts de historia

Figura de caballero beocio

Figura de caballero beocio


Estatuilla de Tanagra

Nuestros editores revisarán lo que ha enviado y determinarán si deben revisar el artículo.

Estatuilla de Tanagra, cualquiera de las pequeñas figuras de terracota que datan principalmente del siglo III a. C. y llevan el nombre del sitio en Beocia, en el centro-este de Grecia, donde fueron encontradas. Mujeres jóvenes bien vestidas en varias posiciones, generalmente de pie o sentadas, son el tema principal de las estatuillas. En ocasiones, las figuras se ciñen de la ropa a su alrededor, velando el rostro, o pueden usar un sombrero o sostener un abanico o un espejo. Todas las figurillas de Tanagra se fabricaron con moldes, pero el uso de moldes separados en combinación (diferentes brazos, cabezas) dio una variación interesante. Las figuras se cubrieron originalmente con una capa blanca y luego se pintaron. Las prendas eran generalmente de tonos brillantes: azul, rojo, rosa, violeta, amarillo y marrón. La carne era rojiza o rosada, el cabello castaño rojizo, los labios rojos y los ojos azules. Se utilizaron dorado y negro para los detalles. Las auténticas estatuillas que sobreviven carecen de su capa blanca y pintura brillante. Tras su descubrimiento en el siglo XIX, se hicieron enormemente populares y fueron forjados de manera extensa y experta, incluso con pintura.


Periodo clasico

Juntas, las ciudades beocias procedieron a formar una federación política y militar, el Koinon de los beocios. Muy probablemente se creó antes de finales del siglo VI a. C. Las ciudades miembro enviaron a sus representantes, los Boeotarchai y consejeros (bouleutai) al Koinon, así como soldados de infantería (hoplitai) y jinetes (hippeis), según su capacidad. Los tebanos solían tener el papel principal. La proximidad a Atenas era una amenaza constante para Beocia.

En el 457 a. C., los beocios fueron derrotados por los atenienses en la batalla de Enófita. Sin embargo, un poco más tarde, en el 447 a. C., derrotaron a los atenienses en la batalla de Coroneia y los obligaron a abandonar Beocia, con la excepción de Plataies. En la Guerra del Peloponeso (431-404 a. C.), el Koinon de Beocia estaba del lado de los espartanos. En esta guerra (424 a. C.), la caballería beocia aplastó a los atenienses en Delion (hoy Dilesi).

En el 371 a. C., los espartanos invadieron Beocia, pero en la batalla de Leuktra (371 a. C.) los tebanos triunfaron y establecieron una hegemonía efímera (371-362 a. C.). Debieron su victoria al genio estratégico de Epaminondas, que utilizó la formación escalonada de la falange por primera vez.

Decididos a extinguir toda ambición política por parte de los espartanos, los tebanos invadieron Laconia, fundaron Messene y se instalaron en Megalopolis, ciudades hostiles a Esparta que representarían una amenaza permanente para ella. A pesar de estas medidas, la hegemonía de los tebanos estaba destinada a ser extremadamente breve. Tan pronto como sus líderes se fueron, Pelopidas primero en 364, y dos años más tarde Epameinondas, la hegemonía se disolvió.

Unas décadas más tarde, los macedonios y Felipe II llegaron a la escena. En la batalla de Chaironeia en agosto de 338 a. C., los beocios y atenienses aliados fueron derrotados por los macedonios, quienes finalmente resultaron victoriosos debido a la superioridad de su propia falange.

Los trescientos hombres de Hieros Lochos (Banda Sagrada) de Tebas cayeron en el campo de batalla y fueron enterrados allí, bajo un túmulo marcado por un león de mármol. La derrota de los beocios en Chaironeia en 338 a. C. marcó el final de la independencia política de la ciudad-estado. Después de su victoria, Felipe instaló una guarnición en Tebas. En 335 a. C., sin embargo, los tebanos se rebelaron, con el resultado de que Alejandro III, después de un asedio persistente, destruyó la ciudad por completo y tomó cautivos a todos sus ciudadanos supervivientes.

El período se caracterizó por la rivalidad en curso entre Atenas y Esparta, así como entre Tebas y Atenas. Tebas emergió debilitada de la

Guerras persas, pero se recuperó rápidamente y pasó a liderar el Koinon de los beocios. Casi un siglo después de la humillación de las guerras persas, se convirtió en la cabeza de Grecia en su conjunto (la hegemonía tebana, 371-364 a. C.). Pronto, sin embargo, la ciudad fue derrotada en la batalla de Chaironeia por Felipe II, y en el 335 a. C., la ciudad fue devastada por Alejandro III el Grande.

A pesar de los frecuentes eventos militares, el período clásico se caracteriza por el incomparable alto nivel de su arte. Florecieron la cerámica, la escultura y la arquitectura, así como la filosofía, la literatura y el razonamiento científico.

Durante el período clásico, los talleres de cerámica beocia y de figurillas de terracota (coroplásticos) fueron notables por su productividad. Curiosamente, y a pesar de la rivalidad política, la influencia artística de Atenas fue muy fuerte y no faltó la cerámica ática importada, que se consideraba un artículo de lujo.

Los jarrones del tipo kabiriano se inspiraron localmente, al igual que las estelas de piedra oscura y las representaciones grabadas de hoplitas conocidos, como Saugenos, Rynchon y Mnason. En Thespies, una ciudad generalmente fiel a Atenas, se produjeron una serie de obras fuertemente influenciadas por el arte ático.

El recorrido de la sección 8 comienza con una escultura del período clásico maduro en el stand 48 y una dedicatoria a la organización estatal de Beocia, en la que se muestran los símbolos básicos del estado como monedas, pesos públicos (estama) (vitrina 128) y la Resolución del Koinon de los Boetianos en el stand 49. Allí también vemos interpolado el soporte votivo de la estatua de bronce de Thespies con la firma del Praxiteles ateniense (stand 50).

La convulsa dimensión política y militar del período clásico se presenta a través de los epígrafes que se conservan. De especial interés son las estelas con los nombres de los caídos en la batalla de Delion en el 424 a. C. (stands 52 y 53-55) y la estela sepulcral cuboide de guerreros perdidos en la batalla de Leuktra (371 a. C.), así como la del tebano Boeotarch Xenokrates y sus compañeros guerreros Theopompos y Mnasilaos, con el epigrama que alaba su valentía (stand 56).

A continuación, se muestra la unidad temática de adoración (escaparate 132). Los hallazgos de los santuarios beocios de la gama local o más amplia se presentan en las vitrinas 133-138 en los stands 57-59, se exhiben ofrendas votivas de todo tipo. Entre ellos destacan los jarrones de figuras negras con escenas satíricas, ofrendas a los Cabiri (vitrina 132) y coronas de terracota del santuario rural de deidades femeninas en el borde oeste de Orchomenos (vitrina 138).

Las vitrinas 135-137 contienen muestras representativas de los talleres de alfarería beocia, como los kylikes con decoración de palmetas), estatuillas y la krater kalyx de figura roja), obra de un grupo de alfareros de mediados del s. IV. BC mostrando fuertes influencias áticas.

En contraste con el desarrollo del trabajo en bronce, figurillas de terracota y jarrones

pintura, no había nada comparable en la escultura beocia, quizás por la falta de piedra apropiada para tallar. Las obras locales típicas incluyen estelas de tumba negra, una técnica que está más estrechamente asociada con la pintura. Los más característicos son los de Rynchon y Mnason de Tebas (stands 61-62).

Los stands 60, 63-65 muestran estelas funerarias en relieve (s. V-IV a. C.) principalmente de Tespias y Tebas, algunas de marcado estilo ático. En la vitrina 139, un espejo de bronce de Akraiphnio muestra la habilidad de los talleres de bronce de Beocia alrededor de mediados del siglo V. ANTES DE CRISTO.

En la vitrina 140 se exhiben jarrones con escenas de un simposio y una cacería y objetos de la vida cotidiana de los hombres, entre los que destacan los strigils (accesorios de los deportistas para limpiar el sudor y la grasa de la piel después del ejercicio), así como el nudillo. -Huesos (juego de niños y objeto para predecir el futuro) de la cueva de las Ninfas Leibethrid, Agia Triada).

En la vitrina 141 hay una hermosa krater kalyx de mármol de Akraiphnio que puede haber sido importada de Attica. En la vitrina 142 se muestran objetos relacionados con la vida de las mujeres, como una píxis con una escena de procesión nupcial, sonajeros, biberones, joyas y recipientes para artículos de tocador. Aquí también hay imágenes de la belleza femenina ideal, como la cabeza de terracota de una mujer en colores fuertes y bien conservados.

En la vitrina 143, dedicada a la música y la danza, se puede distinguir un lekytos de figuras rojas decorado con la escena de una mujer bailando el pyrrichion (danza de guerra), una imitación beocia de los jarrones atenienses del “pintor de Aquiles”, con escenas de baile. y figurillas de actores, bailarines y músicos.

El último tramo se refiere a las costumbres funerarias y ocupa las vitrinas 144-151 hasta la escalera que conduce al balcón. De particular interés es la estela de la tumba de Filotera sosteniendo a su bebé (soporte 68) de la antigua Siphai y la reconstrucción de una pira funeraria femenina y su ajuar funerario de Tebas (vitrina 145). En la vitrina 147 se encuentran ajuares típicos de entierros en Aliartos, Tebas, Eleon y Chaironeia.

El visitante tiene la oportunidad de comparar el ajuar funerario de la tumba de un niño tebano con el de una niña (vitrina 149-150). Y, finalmente, la vitrina 151 presenta lekythoi de tierra blanca de Akraiphnio y Thebes, la mayoría de los cuales fueron importados de Attica.


Figura de caballero beocio - Historia

Atendemos específicamente al comprador de 54 mm-1/32 de Plastic Toy Soldiers,

pero también tienen elementos de 50 mm y 60 mm.

Aceptamos pagos con Visa y Mastercard Cartas.

(Por favor contáctenos con sus datos)

Lea también nuestros términos y condiciones antes de ordenar.

Móvil / Celular: 07843 536700

La empresa tiene su sede en Singapur, la producción está en China.

Estas figuras contienen brazos, cabezas y armas separados que brindan una gran flexibilidad en todo el rango para intercambiar las partes entre figuras de otros conjuntos para crear diferentes posturas.

Guerra civil americana de 52/54 mm.

54 / 56mm Zulu Wars británico y amp Zulus.

58/60 mm Romanos y antiguos británicos.

58 / 60mm Antiguos griegos, macedonios y persas.

58 / 60mm Caballeros y Campesinos.

La mayoría los juegos contienen figuras de 9 pies o 5 figuras montadas

recién llegado, el quinto y último conjunto de japoneses de la Segunda Guerra Mundial, £ 29.00

Sección de Defensa Tropical Japonesa de la Segunda Guerra Mundial, £ 29.00 el juego

Sección de mortero japonés de la Segunda Guerra Mundial (set # 4) £ 29.00

Sección de Defensa japonesa de la Segunda Guerra Mundial (conjunto n. ° 3). £ 29.00

Sección de ametralladoras japonesas de la Segunda Guerra Mundial (set # 2). Agotado

Segunda Guerra Mundial Japonés (set # 1) Sección de fusiles de infantería, £ 29.00

3 juegos perfectos para usar como figuras de Robin Hood, encajan muy bien con las figuras de Barzso / LOD, Marx y Marskmen Robin Hood.

Monje y campesinos. (conjunto # 2) £ 29.00

Campesinos armados. (conjunto # 1) £ 29.00

set # 1, Archers & amp Billmen. £ 29.00

conjunto n. ° 2, ballesteros y amperios Pavisiers. £ 29.00

conjunto n. ° 3, Hombres de armas desmontados y amperio Armati. £ 29.00

conjunto # 4, & # 8220Free Companies & # 8221. £ 29.00

set 5, Hobilars montados y sargentos montados amp. £ 29.00

Conjunto n. ° 6, caballeros montados y hombres de armas amplificadores. £ 29.00

set # 7, Knight Command montado. £ 29.00

Serie Guerras Napoleónicas de 56 mm:

Dragones franceses desmontados. £ 29.00

Dragones ligeros británicos. £ 29.00

Comando de línea británico, £ 29.00

Artillería británica a caballo real. £ 29.00

Infantería Ligera de las Tierras Altas. £ 29.00

Highlanders de Scottish Flank Company, 9 cifras, £ 29.00

Infantería ligera británica. £ 29.00

Granaderos británicos. Agotado

Oficiales británicos, línea ligera y marina. £ 29.00

British Royal Marines, 9 cifras, £ 29.00

(todos los juegos montados completos con caballos)

Cazadores de línea francesa montados con oficial. £ 29.00

Cazadores de línea francesa montados con Trumpeter. £ 29.00

Lanceros de línea franceses con oficial. £ 29.00

Lanceros de línea francesa con trompetista. £ 29.00

Dragones de línea francesa con oficial. £ 29.00

Dragones de línea francesa con trompetista. £ 29.00

Infantería de línea británica. Agotado

Oficiales de línea franceses £ 29.00

Caballería germánica antigua. £ 29.00

Comando germánico antiguo. £ 29.00

Infantería germánica antigua. £ 29.00

Comando Celta. Agotado

Warband at the Charge, £ 29.00

Carro de los antiguos británicos. £ 30.00

Legión Romana Itálica. £ 29.00

Caballería romana montada, cada uno £ 29.00

Singulares

Legión romana Augusta. £ 29.00

Legión romana Gallica. £ 29.00

Legión Romana Hispana. £ 29.00

Guardias pretorianos romanos. £ 29.00

Lancers de servicio indio (sombreros diferentes a los de arriba), £ 29.00

Carabineros con púas, £ 29.00

Brigada naval con ametralladoras Gatling. £ 29.00

Fiesta de desembarco con sombreros del Senado, 9 cifras. £ 25.00

Landing Party en gorras planas, 9 cifras. Agotado

Mosquetones auxiliares de Zulu Wars y Frontier Light Horse.

Elija entre casco de médula simple, juego P

Infantería británica para el período de las Guerras Zulúes,

establecer 1p en cascos de tipo médula regulares. £ 29.00

establecer 1 m en cascos con insignias según la película. £ 29.00

Establecer 1 en cascos con pinchos. £ 25.00

Voluntarios de Natal / Boer, £ 29.00

Para evitar que todos intentemos pronunciar los nombres de los conjuntos zulúes,

vamos con los conjuntos S, M y C para realizar pedidos.

54 ZUL 02 - S (Shaka & # 8217s uGibabanye regiment). £ 29.00

54 ZUL 02 - M (Mpande & # 8217s uThulwana regiment). £ 29.00

54 ZUL 02 - C (regimiento inGobamakhosi de Cetshwayo). £ 29.00

Conjunto 1, regimiento casado. £ 29.00

Conjunto 2, regimiento de solteros. £ 29.00

Alcance de los antiguos persas de 60 mm,

# 09 Y Persian Sparabara (Pavisiers & amp Bowmen) - Modelos de 9 x pies. £ 29.00

Guardias reales persas n. ° 10 Y (portadores de manzanas) - modelos de 9 x pies 29,00 €

set # 8 Persa Immortals & # 8211 agotado

set # 7 Carro persa con guadaña de 4 caballos 30,00 €

Los persas, medos y frigios

PSN 01 Archers & amp Slingers (1 oficial + 4 honderos + 4 arqueros). £ 29.00

PSN 02 Infantería Kardakes con jabalina y hacha. £ 29.00

(1 oficial + 4 lanzadores de jabalina + 4 hombres con hacha)

PSN 03 Infantería provincial con lanza y arco. £ 29.00

(1 oficial + 1 abanderado + 4 arqueros + 4 lanceros) - Persas

Infantería provincial PSN 03-Y con lanza y arco. £ 29.00

(Mismos modelos que los persas, diferentes accesorios para la cabeza).

PSN 04Y Infantería de guardia de sátrapa con lanza y arco amplificador (como arriba) - Persas. £ 29.00

PSN 04F Infantería de guardia de sátrapa con lanza y arco & # 8211 Frigios. £ 29.00

(los mismos modelos que los persas excepto con diferentes accesorios para la cabeza).

PSN 05 Caballería ligera. £ 29.00

(1 oficial, 1 hombre con hacha, 2 lanzadores de jabalina, un arquero a caballo en caballos sin armadura)

Caballería de guardia de sátrapa PSN 06 29,00 €

(1 oficial + 1 Lancer + 2 hombres-hacha + 1 lanzador de jabalina) en caballos blindados

Artillería de lanzamiento de piedra de la antigua Grecia, £ 29.00

Set 1 ARQUEROS PSILOI & amp; SLINGERS. £ 29.00

Set 4 Spartans agotado

Conjunto 5 caballería griega A. 29,00 €

Conjunto 6 caballería griega B. 29,00 €

Conjunto griego 7, infantería tribal tracia. £ 29.00

Los conjuntos 09 y 11 son conjuntos de infantería, mientras que los conjuntos 15, 17 y 19 son conjuntos de caballería. Todo £ 29.00 por juego

set 09 R Cretan Archers (9 miniaturas: 1 oficial macedonio + 8 arqueros con arco y flechas, incluida la opción de convertir 2 miniaturas en espadachines)

set 10 R Agrianian Infantry (9 miniaturas - 1 oficial macedonio + 8 agrianian con 6 jabalineros y 2 honderos, con opción de conversión a otras tropas ligeras mercenarias griegas)

set 11 R Hypaspists (9 modelos - 1 oficial + 8 soldados, 4 con armadura y 4 sin armadura - con lanza más opciones para jabalina y espada)

set 12 mercenarios griegos R en Asia (9 miniaturas: 1 oficial (espartano), 2 hoplitas con armadura (espartano), 2 arqueros con armadura, 2 hoplitas sin armadura y 2 peltastas, los escudos de hoplitas tienen delantal)

set 14 R hoplitas griegos aliados (9 miniaturas: 1 oficial (tebano), 8 hoplitas acorazados, incluidos 2 hoplitas de la banda sagrada)

set 15 R Caballería Prodromoi (5 miniaturas - 1 oficial + 4 caballeros ligeros con lanza)

set 16 R Caballería Paeonian (5 miniaturas: 1 Oficial, 2 Caballeros medianos sin armadura con lanzas y 2 Caballeros ligeros con jabalinas, con opciones de conversión a más variedad de vestimenta)

GRK 17 R Caballería de Tesalia (5 miniaturas: 1 oficial, 2 caballería noble con armadura con lanza y 2 caballeros ligeros sin armadura con jabalinas)

set 18 R Caballería griega aliada (9 miniaturas: 1 oficial (beocia), 2 caballeros con armadura (beocia) con lanzas y 2 caballería ligera (beocia) con jabalinas, con opciones para convertir la unidad en un caballo mercenario griego (espartano).

52-54 mm Guerra civil estadounidense

Moldes finos y nítidos, dimensionados para encajar con Marx, Britains Swoppets,

Un llamado a las armas, Accurate, Imex y Airfix.

Zuavos de la Guerra Civil Americana, £ 21.00.

En azul o gris, cada caja contiene

1 oficial con espada, 1 corneta (fácil de convertir en abanderado), 7 infantes con armas suficientes para realizar cuatro poses de acciones diferentes: disparar, atacar, avanzar, listo. (9 modelos + 12 juegos de brazos de acción)

Milicia. £ 21.00

Cada caja también contendrá 18 cabezas opcionales: para los Zuavos & # 8211 6 kepi franceses, 6 turbante, 6 fez para la Milicia - 6 Kepi franceses, 6 kepi bloqueados y 6 gorra de visera redonda.


1911 Encyclopædia Britannica / Beocia

BOEOTIA, un distrito del centro de Grecia, que se extiende desde Phocis y Locris en el oeste y el norte hasta el Ática y Megaris en el sur entre el estrecho de Eubea y el golfo de Corinto. Esta área, que asciende en total a 1100 metros cuadrados, naturalmente se divide en dos divisiones principales. En el norte, la cuenca del Cephissus y el lago Copaïs se encuentra entre paredes montañosas paralelas que continúan hacia el este la línea del Parnassus en la extensa cresta de Helicón, la "Montaña de las Musas" (5470 pies) y la cordillera locriana oriental en Mts. Ptoüm, Messapium y otros picos más pequeños. Estas cordilleras, que en su mayoría se encuentran cerca de la costa, forman por sus estribaciones salientes un desfiladero estrecho en la frontera de Focia, cerca del famoso campo de batalla de Chaeroneia, y encerrado en Copaïs muy cerca al sur entre Coronea y Haliartus. La barrera del noreste fue perforada por pasajes subterráneos (Katavothra) que se llevó el desborde de Copaïs. La parte sur de la tierra forma una meseta que se inclina hacia el monte Cithaeron, el rango fronterizo entre Beocia y Ática. Dentro de este territorio, la llanura baja de Teumessus separa la llanura de Ismenus y Dirce, comandada por la ciudadela de Thebes, de la llanura de las tierras altas del Asopus, el único río beocio que desemboca en el mar oriental. Aunque el clima de Beocia adolecía de las exhalaciones de Copaïs, que producían una atmósfera pesada con inviernos brumosos y veranos bochornosos, su rico suelo era adecuado tanto para cultivos, plantaciones y pastos en la llanura de Copaïs, aunque capaz de convertirse en pantano cuando la asfixia del Katavothra Hizo que el lago invadiera, siendo uno de los más fértiles de Grecia. La posición central de Beocia entre dos mares, la fuerza estratégica de sus fronteras y la facilidad de comunicación dentro de su extensa área se calcularon para realzar su importancia política. Por otro lado, la falta de buenos puertos obstaculizó su desarrollo marítimo y la nación beocia, aunque produjo grandes hombres como Píndaro, Epaminondas, Pelópidas y Plutarco, fue proverbialmente tan aburrida como su aire nativo. Pero se debe dar crédito al pueblo por sus espléndidas cualidades militares: tanto su caballería como su infantería pesada lograron un glorioso récord.

En los días míticos Beocia jugó un papel destacado. De los dos grandes centros de leyendas, Tebas con su población cadmeana figura como un bastión militar, y Orcómeno, el hogar de los Minyae, como una ciudad comercial emprendedora. La prosperidad de este último aún está atestiguada por sus restos arqueológicos (en particular el "Tesoro de Minyas") y las huellas de conductos artificiales por los que sus ingenieros complementaron las salidas naturales. La población "beocia" parece haber entrado en la tierra desde el norte en una fecha probablemente anterior a la invasión doria. Con la excepción de los Minyae, los pueblos originarios pronto fueron absorbidos por estos inmigrantes, y los beocios de ahora en adelante aparecen como una nación homogénea. En tiempos históricos, la ciudad líder de Beocia fue Tebas, cuya posición central y fuerza militar la convirtieron en una capital adecuada. La ambición constante de los tebanos era absorber los otros municipios en un solo estado, al igual que Atenas se había anexionado a las comunidades áticas. Pero las ciudades periféricas resistieron con éxito esta política y solo permitieron la formación de una federación laxa que en los primeros tiempos parece haber poseído un carácter meramente religioso. Mientras que los beocios, a diferencia de los arcadios, generalmente actuaban como un todo unido contra enemigos extranjeros, la lucha constante entre las fuerzas de centralización y desorganización quizás fue más lejos que cualquier otra causa para frenar su desarrollo en una nación realmente poderosa. Beocia apenas figura en la historia antes de finales del siglo VI. Antes de esto, su gente era principalmente conocida como la productora de un tipo de cerámica geométrica similar a la cerámica Dipylon de Atenas. Hacia el 519, la resistencia de Platea a la política federativa de Tebas llevó a la interferencia de Atenas en favor de la primera en esta ocasión, y nuevamente en 507, los atenienses derrotaron la leva beocia. Durante la invasión persa de 480, mientras algunas de las ciudades lucharon de todo corazón en las filas de los patriotas, Tebas ayudó a los invasores. Durante un tiempo, la presidencia de la Liga Beocia le fue quitada a Tebas, pero en 457 los espartanos reinstalaron esa ciudad como baluarte contra la agresión ateniense. Atenas tomó represalias con un avance repentino sobre Beocia, y después de la victoria de Enófita puso bajo su poder a todo el país excepto la capital. Durante diez años la tierra permaneció bajo el control ateniense, que se ejerció a través de las democracias recién instaladas, pero en 447 la mayoría oligárquica levantó una insurrección, y tras una victoria en Coronea recuperó su libertad y restauró las antiguas constituciones. En la guerra del Peloponeso, los beocios, amargados por los primeros conflictos alrededor de Platea, lucharon celosamente contra Atenas. Aunque se alejaron un poco de Esparta después de la paz de Nicias, nunca disminuyeron su enemistad contra sus vecinos. Prestaron un buen servicio en Siracusa y Arginusas, pero su mayor logro fue la victoria decisiva en Delio sobre la flor del ejército ateniense (424), en la que tanto su infantería pesada como su caballería demostraron una eficiencia inusual.

Aproximadamente en esta época, la Liga Beocia comprendía once grupos de ciudades soberanas y municipios asociados, cada uno de los cuales elegía un Beotarca o ministro de Guerra y Asuntos Exteriores, contribuía con sesenta delegados al consejo federal de Tebas y proporcionaba un contingente de aproximadamente mil pies y cien caballos para el ejército federal. En los consejos de las ciudades individuales se proporcionaba una salvaguardia contra la intromisión indebida por parte del gobierno central, a los que debían someterse para su ratificación todas las cuestiones importantes de política. Estos consejos locales, a los que sólo podían optar las clases propietarias, se subdividieron en cuatro secciones, parecidas a las prytaneis del concilio ateniense, que se turnaba para conocer previamente todas las nuevas medidas. [1]

Beocia tomó un papel destacado en la guerra de la Liga de Corinto contra Esparta, especialmente en Haliartus y Coronea (395–394). Este cambio de política parece deberse principalmente al resentimiento nacional contra la injerencia extranjera. Sin embargo, el descontento contra Tebas estaba creciendo y Esparta fomentó este sentimiento estipulando la completa independencia de todas las ciudades en la paz de Antálcidas (387). En 374 Pelopidas restauró el dominio tebano. Los contingentes beocios lucharon en todas las campañas de Epaminondas y en las guerras posteriores contra Fócida (356–346), mientras que en los tratos con Filipo de Macedonia las ciudades federales aparecen simplemente como herramientas de Tebas. La constitución federal también se puso de acuerdo con los gobiernos democráticos que ahora prevalecen en todo el país. El poder soberano recaía en la asamblea popular, que elegía a los bearcas (entre siete y doce) y sancionaba todas las leyes. Después de la batalla de Chaeroneia, en la que la infantería pesada beocia se distinguió una vez más, la tierra nunca volvió a la prosperidad. La destrucción de Tebas por Alejandro (335) parece haber paralizado la energía política de los beocios, aunque condujo a una mejora en la constitución federal, por la cual cada ciudad recibió un voto igual. A partir de entonces, nunca siguieron una política independiente, sino que siguieron el ejemplo de las potencias protectoras. Aunque continuó el antiguo entrenamiento y organización militar, la gente se mostró incapaz de defender las fronteras y la tierra se convirtió más que nunca en el "campo de baile de Ares". Aunque se inscribió por un corto tiempo en la Liga Etolia (alrededor del 245 a. C.), Beocia fue generalmente leal a Macedonia y apoyó a sus reyes posteriores contra Roma. A cambio de los excesos de las democracias, Roma disolvió la liga, que, sin embargo, se le permitió revivir bajo Augusto, y se fusionó con las otras federaciones griegas centrales en el sínodo aqueo. El golpe mortal a la prosperidad del país lo dieron las devastaciones durante la primera Guerra Mitrádica.

Salvo por un breve período de prosperidad bajo los gobernantes francos de Atenas (1205-1310), que repararon el Katavothra y fomentó la agricultura, Beocia continuó durante mucho tiempo en un estado de decadencia, agravada por ocasionales incursiones bárbaras. El primer paso hacia la recuperación del país no fue hasta 1895, cuando se volvieron a poner en funcionamiento los puntos de venta de Copaïs. Desde entonces, la llanura del norte se ha recuperado en gran medida para la agricultura, y es probable que las riquezas naturales de toda la tierra se desarrollen bajo la influencia del ferrocarril a Atenas. Beocia es en la actualidad un Nomos con Livadia (la antigua capital turca) como centro, los otros municipios supervivientes carecen de importancia. La población (65.816 en 1907) es mayoritariamente albanesa.

Autoridades. — Thuc. iv. 76-101 Jenofonte, Helénica, iii.-vii. Estrabón, págs. 400-412 Pausanias ix. Theopompus (o Cratippus) en el Papiros Oxyrhynchus, vol. v. (Londres, 1908), núm. 842, col. 12 W. M. Leake, Viajes en el norte de Grecia, cap. xi.-xix. (Londres, 1835) H. F. Tozer, Geografía de Grecia (Londres, 1873), págs. 233-238 W. Rhys Roberts, Los antiguos beocios (Cambridge, 1895) E. A. Freeman. Gobierno federal (ed. 1893, Londres), cap. iv. § 2 B. V. Jefe, Historia Numorum, págs. 291 ss. (Oxford, 1887) W. Larfeld, Sylloge Inscriptionum Boeoticarum (Berlín, 1883). (Véase también Tebas.)


Beocia - Enciclopedia

BOEOTIA, un distrito del centro de Grecia, que se extiende desde Phocis y Locris en el oeste y el norte hasta el Ática y Megaris en el sur entre el estrecho de Eubea y el golfo de Corinto. Esta área, que asciende en total a 20 metros cuadrados, naturalmente se divide en dos divisiones principales. En el norte, la cuenca del Cephissus y el lago Copais se encuentra entre paredes de montañas paralelas que continúan hacia el este la línea del Parnassus en la extensa cresta de Helicón, la "Montaña de la Musas " (5470 pies) y la cordillera locriana oriental en Mts. Ptoiim, Messapium y otros picos más pequeños. Estas cordilleras, que en su mayoría se encuentran cerca de la costa, forman por sus espuelas salientes un desfiladero estrecho en la frontera de Phocian, cerca del famoso campo de batalla de Chaeroneia, y cerca de Copais cerca al sur entre Coronea y Haliartus. La barrera del noreste fue perforada por pasajes subterráneos (Katavothra) que se llevó el desborde de Copais. La parte sur de la tierra forma una meseta que se inclina hacia el monte Cithaeron, el rango fronterizo entre Beocia y Ática. Dentro de este territorio, la llanura baja de Teumessus separa la llanura de Ismenus y Dirce, comandada por la ciudadela de Thebes, de la llanura de las tierras altas del Asopus, el único río beocio que desemboca en el mar oriental. Aunque el clima de Beocia adolecía de las exhalaciones de Copais, que producían una atmósfera pesada con inviernos brumosos y veranos sofocantes, su rico suelo era adecuado por igual para cultivos, plantaciones y pastos en la llanura de Copais, aunque capaz de convertirse en pantano cuando la asfixia del Katavothra hizo que el lago invadiera, siendo uno de los más fértiles de Grecia. La posición central de Beocia entre dos mares, la fuerza estratégica de sus fronteras y la facilidad de comunicación dentro de su extensa área se calcularon para realzar su importancia política. Por otro lado, la falta de buenos puertos obstaculizó su desarrollo marítimo y la nación beocia, aunque produjo grandes hombres como Píndaro, Epaminondas, Pelópidas y Plutarco, fue proverbialmente tan aburrida como su aire nativo. Pero se debe dar crédito al pueblo por sus espléndidas cualidades militares: tanto su caballería como su infantería pesada lograron un glorioso récord.

En los días míticos Beocia jugó un papel destacado. De los dos grandes centros de leyendas, Tebas con su población cadmeana figura como un bastión militar, y Orcómeno, el hogar de los Minyae, como una ciudad comercial emprendedora. La prosperidad de este último aún está atestiguada por sus restos arqueológicos (en particular el "Tesoro de Minyas") y las huellas de conductos artificiales por los que sus ingenieros complementaron las salidas naturales. La población "beocia" parece haber entrado en la tierra desde el norte en una fecha probablemente anterior a la invasión doria. Con la excepción de los Minyae, los pueblos originarios pronto fueron absorbidos por estos inmigrantes, y los beocios de ahora en adelante aparecen como una nación homogénea.

En tiempos históricos, la ciudad líder de Beocia fue Tebas, cuya posición central y fuerza militar la convirtieron en una capital adecuada. La ambición constante de los tebanos era absorber los otros municipios en un solo estado, al igual que Atenas se había anexionado a las comunidades áticas. Pero las ciudades periféricas resistieron con éxito esta política y solo permitieron la formación de una federación laxa que en los primeros tiempos parece haber poseído un carácter meramente religioso. Mientras que los beocios, a diferencia de los arcadios, generalmente actuaban como un todo unido contra enemigos extranjeros, la lucha constante entre las fuerzas de centralización y desorganización quizás fue más lejos que cualquier otra causa para frenar su desarrollo en una nación realmente poderosa. Beocia apenas figura en la historia antes de finales del siglo VI. Antes de esto, su gente era principalmente conocida como la productora de un tipo de cerámica geométrica similar a la cerámica Dipylon de Atenas. Hacia el 519, la resistencia de Platea a la política federativa de Tebas llevó a la interferencia de Atenas en favor de la primera en esta ocasión, y nuevamente en 507, los atenienses derrotaron la leva beocia. Durante la invasión persa de 480, mientras algunas de las ciudades lucharon de todo corazón en las filas de los patriotas, Tebas ayudó a los invasores. Durante un tiempo, la presidencia de la Liga Beocia le fue quitada a Tebas, pero en 457 los espartanos reinstalaron esa ciudad como baluarte contra la agresión ateniense. Atenas tomó represalias con un avance repentino sobre Beocia, y después de la victoria de Enófita puso bajo su poder a todo el país excepto la capital. Durante diez años la tierra permaneció bajo el control ateniense, que se ejerció a través de las democracias recién instaladas, pero en 447 la mayoría oligárquica levantó una insurrección, y tras una victoria en Coronea recuperó su libertad y restauró las antiguas constituciones. En la guerra del Peloponeso, los beocios, amargados por los primeros conflictos alrededor de Platea, lucharon celosamente contra Atenas. Aunque se alejaron un poco de Esparta después de la paz de Nicias, nunca disminuyeron su enemistad contra sus vecinos. Prestaron un buen servicio en Siracusa y Arginusas, pero su mayor logro fue la victoria decisiva en Delio sobre la flor del ejército ateniense (424), en la que tanto su infantería pesada como su caballería demostraron una eficiencia inusual.

About this time the Boeotian League comprised eleven groups of sovereign cities and associated townships, each of which elected one Boeotarch or minister of war and foreign affairs, contributed sixty delegates to the federal council at Thebes, and supplied a contingent of about a thousand foot and a hundred horse to the federal army. A safeguard against undue encroachment on the part of the central government was provided in the councils of the individual cities, to which all important questions of policy had to be submitted for ratification. These local councils, to which the propertied classes alone were eligible, were subdivided into four sections, resembling the prytaneis of the Athenian council, which took it in turns to take previous cognizance of all new measures.' Boeotia took a prominent part in the war of the Corinthian League against Sparta, especially at Haliartus and Coronea (395-394)This change of policy seems due mainly to the national resentment against foreign interference. Yet disaffection against Thebes was now growing rife, and Sparta fostered this feeling by stipulating for the complete independence of all the cities in the peace of Antalcidas (387). In 374 Pelopidas restored the Theban dominion. Boeotian contingents fought in all the campaigns of Epaminondas, and in the later wars against Phocis (356-346) while in the dealings with Philip of Macedon the federal cities appear merely as the tools of Thebes. The federal constitution was also brought into accord with the democratic governments now prevalent throughout the land. The sovereign power was vested in the popular assembly, which elected the Boeotarchs (between seven and twelve in number), and sanctioned all laws. After the battle of Chaeroneia, in which the Boeotian heavy infantry once again distinguished itself, the land never rose again to prosperity. The destruction of Thebes by Alexander (335) seems to have paralysed the political energy of the Boeotians, though it led to an improvement in the federal constitution, by which each city received an equal vote. Henceforth they never pursued an independent policy, but followed the lead of protecting powers. Though the old military training and organization continued, the people proved unable to defend the frontiers, and the land became more than ever the "dancing-ground of Ares." Though enrolled for a short time in the Aetolian League (about 245 B.C.) Boeotia was generally loyal to Macedonia, and supported its later kings against Rome. In return for the excesses of the democracies Rome dissolved the league, which, however, was allowed to revive under Augustus, and merged with the other central Greek federations in the Achaean synod. The death-blow to the country's prosperity was given by the devastations during the first Mithradatic War.

Save for a short period of prosperity under the Frankish rulers of Athens (1205-1310), who repaired the katavothra and fostered agriculture, Boeotia long continued in a state of decay, aggravated by occasional barbarian incursions. The first step towards the country's recovery was not until 1895, when the outlets of CopaIs were again put into working order. Since then the northern plain has been largely reclaimed for agriculture, and the natural riches of the whole land are likely to develop under the influence of the railway to Athens. Boeotia is at present a Nomos with Livadia (the old Turkish capital) for its centre the other surviving townships are quite unimportant. The population (65,816 in 1907) is largely Albanian.

Authorities. - Thus. iv. 76 -101 Xenophon, Hellenica, iii.-vii. Strabo, pp. 400-412 Pausanias ix. Theopompus (or Cratippus) in the Oxyrhynchus Papyri, vol. v. (London, 1908), No. 842, col. 12 W. M. Leake, Travels in Northern Greece, chs. xi.-xix. (London, 1835) H. F. Tozer, Geography of Greece (London, 18 73), pp. 233-238 W. Rhys Roberts, The Ancient Boeotians (Cambridge, 1895) E. A. Freeman, Federal Government (ed. 1893, London), ch. iv. § 2 B. V. Head, Historia Numorum, pp. 291 sqq. (Oxford, 1887) W. Larfeld, Sylloge Inscriptionum Boeoticarum (Berlin, 1883). (See also THESES.)


Digital Eleon

Three-dimensional modeling is enabling us to record the site’s architecture and analyze artifacts in new ways. We are excited to share some of the results from this year’s digital fabrication project, sponsored by the Friends of the Library at Wellesley College.

Below please find numerous 3D models documenting the results of excavations conducted from 2011 to 2017, as well as a video capture of the virtual reality platform through which we are uniting artifacts with the archaeological site.

Virtual Eleon 2016
A prototype for our unified virtual platform, in which users can tour the site and interact with artifacts.

Digital Models of the Site and Select Artifacts

This model, documenting the excavations at the end of the 2016 season, offers a sense of the site’s topography and major features. The steep cliffs on the north, west and south give way to a more gentle approach at the east, where the polygonal wall was built by 500 BCE. Most of the settlement remains exposed in large trenches date to the Late Helladic IIIB and IIIC periods, and a burial complex of the Early Mycenaean period is at the center of the excavations

Excavations since 2015 have focused on the Blue Stone Structure and the burials contained within this Early Mycenaean monument. We have revealed eleven tombs within the rectangular wall that separates this group from a larger burial area.

Finds from the BSS tombs consistently date to the beginning of the Mycenaean era, ca 1700-1600 BCE. This jug represents a mainland tradition of bichrome decoration, and was found alongside other small Minyan and Matt-painted vessels.

The steatite jewelry mold (measuring 7.3 x 4.8 cm) was found in a Late Helladic IIIB level in the Northwest excavations. Open molds of this type were used to produce glass ornaments that were sometimes covered in gold foil. The designs cut into this tool are typical of the adornments found at Thebes and other major sites, including a large waz lily, papyrus, and cockle shell.

The site’s post-palatial settlement is characterized by vessels like the LH IIIC Early kylix with a distinctive conical shape. The cup was found with two others, fallen into a bathtub in a room that was destroyed by fire.

A new phase of activity at Eleon is marked by the accumulation of Archaic vessels and figurines. This kylix with four horizontal handles is typical of Boeotian style in the 6th century BCE.

The elaborately coiffed hair of this terracotta figurine indicates a date in the mid-5th century BCE. This suggests the cultic activity at Eleon may have been carried out for several generations.

The polygonal wall is best preserved at its southern terminus, where the bastion stands 5 meters tall. Three courses of irregular blocks Eleon’s eastern stand upon the ashlar leveling course and exposed foundations of roughly cut stone.


Boeotian Helmet

Originating in 4th Century B.C. - The Boeotian Helmet named after the region of it's origin, Boeotia), was an &ldquoopen helmet&rdquo head protection device. Made of bronze (and weighing around 4 pounds), it featured the ability to maintain vision and hearing (both vital on the battlefield). Domed in shape, The Boeotian Helmet featured a sloping metal brim encircling the cap. The front and rear of the brim sloped downwards for protection. The brim sides protected the ears and upper neck. Often described as having various feather plumes worn with the helmet for decoration (or Unit identification), The Boeotian Helmet was used by cavalry mostly. The helmet was so popular that a felt version was designed and very popular among Greek Farmers. The cavalry of Alexander The Great wore this type of helmet in their campaigns. Although popular, it seems to have stayed in the Athens Region.

Copyright y copia 2013-2021 StrongholdNation.

Copia no autorizada de alguna tipo es estrictamente prohibido.


Battle of Delium, 424 B.C.

The battle of Delium (424 BC) was a costly Athenian defeat that came during an unsuccessful attempt to seize control of Boeotia (Great Peloponnesian War). In the summer before the battle the Athenian general Demosthenes had been in contact with some potential Boeotian rebels who were opposed to the policy of the Boeotian League (led by Thebes). The plan was for the rebels to seize Siphae, on the southern coast of Boeotian (the northern shore of the Corinthian Gulf) and Chaeronea, in the west of the area, and hand them over to the Athenians. At the same time the Athenians were to capture Delium, on the eastern edge of Boeotian (and the site of a temple to Apollo). The rebels hoped that this would trigger democratic revolts across Boeotia, and that the newly democratic cities would then support Athens.

The plan went wrong almost from the start. The Spartans discovered the plot and informed the Boeotians, so the element of surprise was lost. The Athenians then failed to properly synchronise their attacks. Demosthenes moved first, but when his fleet reached Siphae he found the place occupied by a strong Boeotian army. The Athenians were unable to make any progress, and the rebels decided not to act. Demosthenes was forced to retire without achieving anything.

The Athenian army, under the command of Hippocrates, only appeared on the scene after Demosthenes had retired. The temple at Delium was captured, and the Athenians began to work on fortifying the site. The short distances involved in some Greek warfare is well demonstrated here - the Athenians reached Delium on the third day after leaving Athens. They then spent the third and fourth days and most of the fifth day building the fortifications, before Hippocrates made a rather odd decision. The fortification work was completed by the afternoon of the fifth day. Instead of staying in the fortifications overnight, Hippocrates decided to begin the march back to Athens. His army consisted of 7,000 Athenian hoplites, some cavalry and a large force of light troops, mainly made up of resident foreigners and poorly equipped Athenian citizens. After marching for just over one mile the hoplites decided to pause and rest, but the light troops continued onwards. The Athenians would soon be forced to fight without them.

The failure of Demosthenes's naval expedition meant that the Boeotians had been able to concentrate on Hippocrates. By the fifth day of the expedition the Boeotians had gathered at Tanagra, close to Delium. They also had 7,000 hoplites, supported by 1,000 cavalry, 500 peltasts and 10,000 light troops.

At this date the Boeotian army was commanded by eleven generals, two from Thebes and nine from the other major members of the League. When they discovered that the Athenians were heading home ten of generals wanted to avoid battle, but the eleventh, Pagondas, son of Aeolidas, one of the two Theban generals, convinced his colleagues to offer battle. The Boeotian army then advanced towards the Athenians, before forming up on the far side of a hill. The Boeotians deployed in a somewhat unusual formation. Their basic formation was conventional, with the hoplites in the centre and the cavalry and light troops on the wings, but the Theban contingent, on the right of the line of hoplites, took up an unusually deep formation - twenty five men deep.

The Athenian deployment was more conventional. Once again their hoplites were in the centre and their cavalry on the wings, but their line was eight ranks deep. The main part of the battle only involved the hoplites, as the light troops and cavalry were initially held up by watercourse.

The Boeotians began to advance while Hippocrates was still moving along the Athenian line giving his pre-battle speech. He was forced to abandon his efforts when he was only half way along the line. Both sides then advanced towards each other at the run, and a stubborn clash between the two lines of hoplites began.

At first the Athenians were victorious on their right and in the centre, inflicting heavy casualties on some of the Boeotian contingents, and in particular on the Thespians. Pagondas responded to the crisis on his left by sending some of his cavalry from his right to his left, around the back of a hill just behind the battlefield.

On the Boeotian right the deep Theban formation was having more success, pushing the Athenians slowly back. Meanwhile, the cavalry had made its way round to the left, and now appeared on the Athenian's right flank. Believing that the cavalry was the first part of a fresh army the Athenian right panicked and fled. The panic spread along the line and the Athenian left also broke. The Athenian army scattered, with some men making for Delium, while others fled towards the mountains or the coast. The Boeotians mounted a pursuit, but the battle had been fought late in the day, and nightfall saved the Athenians from a worse disaster.

The battle was followed by some unusually drawn out negotiations between the two sides. In most cases a truce was quickly agreed to allow both armies to retrieve their dead, but in this case the two sides argued over the rights and wrongs of the Athenian invasion and of their occupation of Delium. Only after the temple had been recaptured (using an early flame thrower) did the Boeotians agree to let the Athenians recover the dead.

The battle had been a costly affair. The Athenians had lost nearly 1,000 men, most of them citizen hoplites, and amongst them Hippocrates. The Boeotians lost around 500 men. The Athenian casualties were amongst the highest suffered in any hoplite battle.


The regional unit Boeotia is subdivided into 6 municipalities. These are (number as in the map in the infobox): [13]

Prefecture

Boeotia was created as a prefecture in 1899 (Greek: Νομός Βοιωτίας ), and again in 1943 out of the Attica and Boeotia Prefecture. As a part of the 2011 Kallikratis government reform, the regional unit Boeotia was created out of the former prefecture Boeotia. The prefecture had the same territory as the present regional unit. At the same time, the municipalities were reorganised, according to the table below. [13]

New municipality Old municipalities & communities Asiento
Aliartos Aliartos Aliartos
Thespies
Distomo-Arachova-Antikyra Distomo Distomo
Arachova
Antikyra
Livadeia Livadeia Livadeia
Davleia
Koroneia
Kyriaki
Chaironeia
Orchomenus Orchomenus Orchomenus
Akraifnia
Tanagra Tanagra Schimatari
Dervenochoria
Oinofyta
Schimatari
Thebes (Thiva) Thebes Thebes
Vagia
Thisvi
Plataies

Provinces


Ver el vídeo: Milo de Escorpio SOG Myth Cloth Ex Bandai Revisión en español (Diciembre 2021).