Podcasts de historia

Ricardo III y Enrique VII, Vidriera

Ricardo III y Enrique VII, Vidriera


Castillo de Barnard


Ruinas del castillo de Barnard El castillo de Barnard, ubicado en la orilla norte del río Tees, es una ciudad comercial en el condado de Durham que creció alrededor del castillo y recibió su nombre.

Castillo de Barnard: Esto es lo que queda de un castillo normando y del siglo XIV cedido a Richard en 1475 como parte de la herencia de Neville. Richard probablemente emprendió alguna construcción aquí, ya que su insignia de jabalí se puede ver en la losa sobre una ventana orientada que una vez fue parte de la Gran Cámara, ahora se accede por un tramo de escalones modernos en el interior del muro cortina justo al sur de la Torre Redonda. . En la sección noreste del muro cortina se encuentra la Torre Brackenbury, que lleva el nombre de Sir Robert Brackenbury. Desafortunadamente, el castillo cayó en ruinas después de la muerte de Richard. El castillo ahora está gestionado por English Heritage.


Iglesia de Santa María, Barnard Castle Museo Bowes La colección incluye la talla de un jabalí que fue rescatado de una casa de campo en el pueblo cuando fue demolido.

Iglesia de Santa María: Richard fundó una capilla aquí al mismo tiempo que la de Middleham. También pagó trabajos extensos dentro de la iglesia. El arco del presbiterio tiene ménsulas con retratos de las cabezas de Ricardo y Eduardo IV. En el exterior de la iglesia, hay un jabalí tallado junto a la ventana este del crucero sur.


Ricardo III, su amante y sus hijos ilegítimos

Se ha escrito mucho en ficción, y en algo de no ficción, sobre el amor entre el rey Ricardo III y su esposa, Anne Neville. Pero, ¿y si no es & # 8217t cierto? ¿Y si la amante de Richard fuera el gran amor de su vida?

Richard tuvo dos hijos ilegítimos a quienes reconoció: John de Gloucester y Katherine Plantagenet. La identidad de la madre o madres de estos niños es un misterio. No figura en ningún registro histórico. La historiadora Rosemary Horrox ha sugerido que su nombre era Katherine Haute, quien recibió una subvención de Richard en 1477 de 100 chelines por año de por vida. Ella era la esposa de James Haute, cuya madre Joan Woodville era prima de la reina Elizabeth Woodville. Se desconoce el motivo de la anualidad, pero el hecho de que a la hija de Richard se le haya dado el mismo nombre, Katherine, ha llevado a la sugerencia de que ella podría haber sido la madre de su hijo.

Otra mujer a la que se le dio una anualidad en marzo de 1474 fue Alice Burgh. Recibía 20 libras anuales de Richard en Pontefract por "determinadas causas y consideraciones especiales". Sería útil que las razones de estos premios no fueran tan obtusas. Pero como Juan de Gloucester también fue nombrado a veces como Juan de Pountfreit (el nombre latino de Pontefract), podría haber una conexión, pero parece más probable que ella fuera enfermera, ya que Alice más tarde recibió otra asignación por ser enfermera de Edward de Warwick. , el hijo del duque de Clarence. Sin embargo, me parece que 20 libras esterlinas equivalen a 400 chelines, cuatro veces la cantidad entregada a Katherine Haute. Pone en contexto la anualidad de Katherine Haute. ¿Realmente Richard le habría dado solo una cuarta parte de lo que le dio a una niñera si ella hubiera sido la madre de sus hijos?

Puede que no sepamos mucho sobre la madre o las madres de John y Katherine, pero sí sabemos un poco más sobre ellos gracias a los registros contemporáneos.

  • John fue nombrado caballero en York por su padre el 8 de septiembre de 1483 como parte de las celebraciones para marcar la investidura del hijo legítimo de Richard, Edward, como Príncipe de Gales.
  • Una patente fechada el 11 de marzo de 1485 concedida a "nuestro querido hijo bastardo, Juan de Gloucester & # 8217" de los cargos de Capitán de Calais y de las fortalezas de Rysbank, Guisnes, Hammes y Teniente de las Marcas de Picardía de por vida. La patente también describe que John tiene & # 8216 libertad de mente, actividad del cuerpo e inclinación a todas las buenas costumbres (que) nos prometen, por la gracia de Dios, una gran esperanza de su buen servicio para el futuro & # 8217. Es en el aviso inicial de este nombramiento para la Capitanía de Calais que se hace referencia a Juan como John de Pountfreit Bastard, lo que nos da la pista de su lugar de nacimiento.
  • Una orden de entrega de ropa a "el señor bastardo" fechada dos días antes, el 9 de marzo de 1485, casi con certeza se refiere a John y no a Eduardo V, como se ha sugerido a veces.
  • Sabemos que John sobrevivió a su padre porque Enrique VII le otorgó una subvención el 1 de marzo de 1486: 'a John de Gloucester, bastardo, de una renta anual de £ 20 durante el placer del Rey', procedente de los ingresos del señorío o mansión de Kyngestonlacy, parcela del ducado de Lancaster, en co. Dorset y # 8217. (Aquellos de ustedes que han estado siguiendo mi historia de la familia de Lacy estarán encantados de notar que la anualidad de John provino de los ingresos de Kingston Lacy en Dorset, que una vez perteneció a Henry de Lacy).
  • George Buck afirma que John fue ejecutado en 1499 en la época de las ejecuciones de Perkin Warbeck y Edward, conde de Warwick. Él dice: 'Hubo un hijo vil del rey Ricardo III, y en secreto, después de haber estado en prisión mucho antes. & # 8221 Cita el Grafton Chronicle como su fuente, pero no puedo encontrarlo, así que no lo hago' No creo que se pueda confiar en él. Y si John hubiera estado en prisión, ¿se le habría otorgado una anualidad?
  • Aunque John desaparece de los registros públicos después de 1499, es posible que siguiera viviendo. ¡Incluso pudo haber tenido hijos, lo cual es un concepto interesante porque significaría que Ricardo III puede tener algunos descendientes directos que aún viven!

Katherine Plantagenet:

  • Una cosa que sabemos con certeza sobre Katherine es que se casó con William Herbert, conde de Huntingdon. El 29 de febrero de 1484 se comprometió a & # 8216 llevar a su esposa a Dame Katherine Plantagenet, hija del rey, antes de la Michaelmas de ese año & # 8217. Este pacto realmente no nos da una pista sobre su edad, ya que los matrimonios a menudo se arreglaban para los niños, pero es probable que ella estuviera entre los primeros y los últimos años de la adolescencia. Richard accedió a asumir el costo total del matrimonio y se comprometió a establecer mansiones, señorías, tierras y viviendas por un valor de 1000 marcos anuales sobre ellos y el "varón heredero de sus dos cuerpos". Esta fue una suma considerable y se cree que Richard quería recompensar a William Herbert por su apoyo.
  • Se entregaron tierras por valor de 600 marcos a la pareja el día de su matrimonio. El resto de las tierras, por valor de 400 marcos, les pasaría después de la muerte de Lord Thomas Stanley. Durante su vida, tendrían una anualidad de 400 marcos extraídos de los ingresos de los señoríos de Newport, Brecknock y Hay. Estas mansiones eran las que habían sido confiscadas a Margaret Beaufort y entregadas a su marido, Lord Stanley.
  • El matrimonio tuvo lugar antes de mayo de 1484, cuando se hizo una concesión de las ganancias de varias mansiones en Devon, Cornwall y Somerset a & # 8216William Erle de Huntingdon y Kateryn su esposa & # 8217. El 8 de marzo de 1485 se otorgó una nueva concesión al conde y a su esposa Katherine de una anualidad de £ 152 10,10 de las emisiones de las posesiones del Rey en los condados de Carmarthen y Cardigan, y de las del Rey y el señorío de Haverfordwest.
  • No se sabe nada más sobre Katherine. No hay registro de ningún hijo del matrimonio y se cree que pudo haber muerto joven, ya que en la coronación de Isabel de York, Earl Huntingdon es descrito como viudo.

En mi novela Por lealtad limitada Sugiero un nuevo nombre para la madre de Richard hijos ilegítimos: Anne Harrington. Aunque esto también se basa en especulaciones, al igual que los otros nombres, existe alguna evidencia circunstancial de que ella pudo haber sido su amante.

En primer lugar, estaba en el lugar correcto en el momento adecuado. El abuelo y el padre de Anne, Thomas y John Harrington, murieron en la batalla de Wakefield, luchando junto al padre de Richard, el duque de York, quien también perdió la vida. Debido a que Thomas murió primero y su hijo John murió más tarde (posiblemente al día siguiente) a causa de sus heridas, las tierras de Harrington, que incluían el castillo de Hornby en Lancashire, pasaron de John a sus dos hijas pequeñas, excluyendo a los hermanos de John, James y Robert Harrington. El rey Eduardo IV otorgó las tutela de Anne y Elizabeth Harrington a Lord Thomas Stanley, quien luego tenía derecho a casarlas con maridos de su elección, hombres que se convertirían en propietarios de las tierras de Harrington. Considerando que esto era injusto, James Harrington tomó posesión de sus sobrinas y fortificó el castillo de Hornby contra los Stanley que intentaron tomarlo por la fuerza trayendo un cañón llamado Mile End de Bristol para destruir las fortificaciones. Pero parece que los Harrington contaban con el apoyo del hermano menor del rey. Una orden emitida por Richard, duque de Gloucester el 26 de marzo de 1470 fue firmada "en

El castillo de Hornby es hoy un edificio más nuevo que el que Anne y Richard habrían conocido.

Hornby ". Esta evidencia coloca a Richard de diecisiete años y Anne de quince años juntos en un castillo que estaba bajo asedio. ¿Es posible que estos dos jóvenes se sintieran atraídos el uno por el otro?

En segundo lugar, el hijo ilegítimo de Richard se llamaba John, que era el nombre del padre de Anne. Su hija se llamaba Katherine. Este nombre aparece en la familia Harrington. También vale la pena señalar que en la iglesia de San Wilfrid en Melling cerca de Hornby, había una capilla que originalmente estaba dedicada a Santa Catalina. Pero quizás más revelador, había una capilla en la iglesia medieval de San Jorge en Doncaster fundada por John Harrington (el tío abuelo de Anne) y su esposa Isabel, donde fueron enterrados. Estaba dedicado a Santa Catalina y había vidrieras que representaban a miembros de la familia Harrington y pedían oraciones por sus almas. ¿Es posible que Anne le haya puesto a su hija el nombre de un santo favorito de la familia?

En tercer lugar, probablemente Juan de Gloucester nació en el castillo de Pontefract, que está muy cerca de las tierras de Yorkshire de la familia Harrington en Brierley.

James y Robert Harrington estaban al servicio del duque de Gloucester y estaban con Richard en Bosworth. Si Richard había tenido éxito, planeaba reabrir el debate sobre Hornby con miras a devolverlo a los Harrington. Dadas las estrechas conexiones entre Richard y la familia Harrington, no es imposible que Anne también haya tenido una relación cercana con él.

No hay evidencia, pero tampoco hay evidencia de los otros nombres sugeridos. Si fuera cierto, agregaría una dimensión adicional a la enemistad entre Richard y Lord Thomas Stanley, quien fue fundamental en su derrota y muerte en Bosworth, y también puede explicar por qué el nombre de la amante de Richard se ha perdido en la historia.


Ricardo III y Enrique VII, Vidriera - Historia

Por Nathen Amin

La abadía de Merevale está situada en el corazón de Inglaterra, a pocos kilómetros de donde se libró la batalla de Bosworth Field en un caluroso día de verano de agosto de 1485. Se registró que Henry Tudor y parte de su ejército acamparon en los terrenos de la abadía. la noche antes de la batalla.

La pequeña abadía fue fundada en el sitio en 1148 por Robert de Ferrers, 2º Conde de Derby. La historia temprana de la abadía cisterciense transcurrió sin incidentes y parece que solo jugó un papel moderado en la localidad, a diferencia de algunas de las abadías más grandes y ricas del período. Parece que la abadía rara vez alberga a más de diez monjes. No obstante, Eduardo I se quedó en la abadía en agosto de 1275, mientras que se registró que Eduardo III estaba en Merevale en marzo de 1322.

En agosto de 1485, la abadía jugó un papel importante en la historia de Inglaterra cuando el ejército de Henry Tudor se acercó a la puerta de entrada. Henry había aterrizado en Gales después de un exilio de catorce años en el extranjero y había venido con la intención de usurpar la corona inglesa de Ricardo III, quien a su vez le había quitado la corona a su joven sobrino Edward V. El ejército de Henry había viajado por Watling Street desde Shrewsbury y con la necesidad de refrescarse y recuperarse, apuntó a la abadía cisterciense de Merevale como el lugar ideal para descansar.

Es posible que fue en Merevale donde Henry Tudor se reunió fatalmente con su padrastro Thomas Stanley. La intervención de Stanley al día siguiente del lado de Tudor en lugar de Ricardo III se considera a menudo como el momento decisivo de la batalla. ¿Los hombres tramaron un plan mientras estaban en los terrenos de la abadía? Un observador posterior comentó que `` fue un buen espectáculo ver el encuentro de ellos '', mientras que el biógrafo de Tudor, Polydore Vergil, escribiría más tarde que Tudor y Stanley se tomaron de la mano 'y, rindiendo el saludo mutuo' entró en 'consejo sobre qué tipo de acusación batalla con el rey Ricardo '.

La iglesia parroquial, antiguamente parte de la abadía

Posteriormente se han utilizado pruebas para apoyar la teoría de que el ejército de Enrique se quedó en la abadía de Merevale. Como el rey Enrique emitió una orden de reembolso a la abadía con 100 marcos por haber 'sufrido grandes daños, cargos y pérdidas, con motivo de la gran reparación y recurso que hizo nuestra gente que venía hacia nuestro campo tardío, así como a la casa de Merevale antes mencionada como en pasando por su tierra, para la destrucción de sus callos y pastos ”. También se hicieron pagos a otros asentamientos en la región, incluyendo £ 24 20 chelines 4 peniques a Atherstone, £ 20 a Fenny Drayton y £ 13 a Witherley entre otros municipios.

Además, en septiembre de 1503, el rey regresó a Merevale mientras avanzaba y visitó la abadía. Conmemoró su gran victoria al sancionar una nueva vidriera que representa a su santo favorito, Armel. La decisión de utilizar un santo que era muy personal para él en lugar de un símbolo nacional como George sugiere que Henry sintió una profunda conexión con Merevale y quería transmitir su aprecio por el papel que desempeñó la abadía en su victoria. La pequeña figura de Armel todavía se puede ver en el pasillo sur de la Capilla Gate, una rara representación de este santo en Inglaterra. Otro lugar donde se puede ver al santo es en la Lady Chapel en la Abadía de Westminster, donde se encuentra una estatua de Armel cerca de la magnífica tumba del rey. El 30 de octubre de 1511, el hijo y sucesor de Enrique Tudor, Enrique VIII, visitó la abadía con su esposa, la reina Catalina de Aragón.

Impresión artística de la abadía de Merevale

A pesar de esta estrecha conexión con la dinastía Tudor, la abadía de Merevale fue disuelta el 13 de octubre de 1538 por orden de Enrique VIII y gradualmente se fue arruinando. La entrega de la casa fue firmada por el abad William Arnold, quien fue compensado con una pensión de 40 libras esterlinas. El sub-abad John Ownsbe y cuatro de los monjes recibieron £ 5 6s 8d, otros tres monjes recibieron £ 5 y otro monje recibió sólo 3s 4d. El monasterio y las tierras pasaron a manos de Lord Ferrers dos días después.

Hoy en día, la única parte que queda de la Abadía que todavía se utiliza para el servicio religioso es la antigua Capilla de la Puerta, que ahora se utiliza como iglesia parroquial. Esta iglesia contiene un grado considerable de vidrieras de importancia histórica, incluida una ventana de Jesse a menudo considerada entre las más importantes de Gran Bretaña. La ventana data de alrededor de 1330 y se presume que fue colocada originalmente dentro de la abadía propiamente dicha. Contiene un árbol que une a diez reyes y profetas. En otra parte está la vidriera mencionada que representa a San Armel, colocada allí por Henry Tudor después de convertirse en rey.

Ruinas de la abadía (parte de la finca Abbey Farm B & ampB)

El resto de las ruinas de la abadía se encuentran en terrenos privados, es decir, terrenos propiedad de Abbey Farm Bed & amp Breakfast. Se cree que los restos son principalmente los que están conectados a las paredes norte y sur del refectorio, incluida una entrada totalmente moldeada.


El tradicional fabricante de ladrillos que abastece a Hampton Court: & # 8216Es como amasar masa & # 8217

Solo queda una empresa en Gran Bretaña que todavía produce ladrillos hechos a mano, y entre sus clientes se incluyen empresas como Hampton.

La tela del mantel del altar de Bacton, que alguna vez pudo haber sido parte de uno de los vestidos de la corte de la reina Isabel I, se exhibirá después de un extenso trabajo de conservación. Crédito: © Palacios Reales Históricos / St Faith & # 039s Church

Restauración de la vidriera de Enrique VIII de Vyne & # x27s

Se han reinstalado dieciocho ventanas del siglo XVI en The Vyne en Sherborne St John, propiedad del National Trust.

Fueron restaurados para combatir la corrosión causada por la condensación.

Enrique VIII se quedó en la casa con su primera y segunda esposas, Catalina y Ana Bolena.

En ese momento, The Vyne era propiedad de William Sandys, quien era su Lord Chamberlain.

Se espera que el vidrio, que se encuentra en la capilla de la casa y que tardó seis meses en restaurarse, dure ahora otros 500 años.

Una plataforma de observación de andamios permanecerá en su lugar hasta el 16 de marzo que permitirá a los visitantes acceder a las ventanas.

"Pararse allí, nariz a nariz con un joven Enrique VIII en vidrieras, para ver el nivel de detalle y las marcas de vidrieros & # x27, es realmente asombroso", dijo Kathryn Allen-Kinross, gerente de colecciones de The Vyne.

Originalmente, se cree que fueron creados para la cercana Capilla del Espíritu Santo por vidrieros flamencos.

Sin embargo, se cree que fueron retirados y escondidos durante la Guerra Civil Inglesa para protegerlos y luego reaparecieron en la capilla de The Vyne.

La hermana de Enrique VIII y la reina Margarita, que se casó con James IV de Escocia cuando tenía 13 años, también está representada en las vidrieras, junto con querubines y la crucifixión y resurrección de Jesús.


La persecución católica bajo Isabel

Se intensificó la persecución de los católicos en la Inglaterra isabelina. Las estatuas a cada lado de la Iglesia Superior dan testimonio de los hombres y mujeres del distrito que se mantuvieron leales a su antigua fe y que se convirtieron en mártires.

Swithin Wells era un caballero isabelino que vivía en una casa cerca de St Etheldreda & # 8217s. Puso su casa a disposición de los sacerdotes y allí se celebraba con regularidad la misa. El 8 de noviembre de 1591, el padre Edmund Gennings, un sacerdote de 24 años, estaba celebrando misa cuando la casa fue allanada por el cazador y arcipreste, Richard Topcliffe, y sus hombres. Diez personas que escucharon la misa fueron arrestadas y luego condenadas a la horca.

El padre Gennings fue declarado culpable de traición y condenado a ser ahorcado, descuartizado y descuartizado.

Swithin Wells fue arrestado a su regreso a la casa y en su juicio fue declarado culpable de albergar a un sacerdote y fue ahorcado frente a su propia puerta.

Margaret Ward se enteró de un sacerdote atormentado en la famosa prisión de Bridewell. Habiéndose hecho amiga del carcelero y la esposa de # 8217, logró pasar de contrabando una cuerda a la celda. El sacerdote bajó al río abajo en medio de la noche donde un barquero John Roche tenía un bote esperándolo. El sacerdote escapó, pero Margaret y el barquero fueron arrestados. Margaret estaba colgada de modo que solo las puntas de los dedos de los pies tocaran el suelo cuando la azotaban. Luego, ella y John Roche fueron ahorcados en Tyburn.

En 1620, el embajador de España, el conde de Gondomar, rostro tan querido por el artista El Greco, se trasladó a Ely Place. El Palacio del Obispo fue su residencia y nuevamente se permitió que se dijera misa en St Etheldreda & # 8217s, porque la residencia y los terrenos de un embajador se consideran parte del país que representan.

Escuchar misa todavía se castigaba con la muerte para los católicos ingleses, pero a pesar de los peligros, acudían en masa a St Etheldreda & # 8217s. En ese momento se escribió que más personas fueron atraídas a misa en la pequeña capilla privada de Gondomar en Holborn que en cualquier otro lugar.


¿Los reyes de York y los asesinos reales ndash?

En 1455, estalló la Guerra de las Rosas cuando Ricardo Duque de York desafió el derecho de Enrique al trono. La historia posterior de la construcción de la Capilla y las Guerras de las Rosas están estrechamente entrelazadas. Durante los primeros 11 años de disturbios, la construcción continuó bajo el patrocinio de Enrique, a pesar de que la concesión anual de & pound1000 de las propiedades familiares del rey, el Ducado de Lancaster, se volvió irregular y luego cesó por completo. Luego, en 1461, Henry fue hecho prisionero.

Al escuchar la noticia, los obreros empacaron y se fueron a casa, se dice que una piedra a medio cortar estaba donde la dejaron y finalmente se utilizó como piedra fundamental para el edificio vecino de Gibb en 1724.

Después de 15 años de construcción, se habían colocado los cimientos de la Capilla y los muros se levantaban irregularmente de este a oeste. Una piedra caliza de magnesio blanca, procedente de las canteras de Tadcaster que pertenecían al Colegio, se utilizó durante gran parte de esta fase temprana y el límite superior de esta, más claramente perceptible en los contrafuertes (ver foto a continuación), marca aproximadamente el nivel que había alcanzado el edificio. en 1461.

Enrique fue asesinado en la Torre de Londres el 21 de mayo de 1471. Había heredado dos grandes reinos (Inglaterra y Francia) de su padre y los perdió a ambos. Sin embargo, había fundado dos de las mejores universidades de Inglaterra.

El nuevo rey, Eduardo IV, pasó al Colegio un poco del dinero que Enrique había destinado a su Capilla, pero se construyeron muy pocas obras en los 22 años transcurridos entre el encarcelamiento de Enrique y la muerte de Eduardo IV en 1483.

El trabajo comenzó de nuevo gracias a la generosidad de Ricardo III, que más tarde sería representado popularmente como un siniestro jorobado. Richard dio instrucciones de que "el edificio debería continuar con todo el despacho posible" y de "presionar a los trabajadores y todas las manos posibles, proporcionar materiales y encarcelar a cualquiera que se oponga o se demore". Al final de su reinado, los primeros seis tramos de la Capilla habían alcanzado su altura máxima y los primeros cinco tramos, techados con roble y plomo, estaban en uso.


Europa y el mártir más grande # 8217: cómo Thomas Becket resucitó de entre los muertos

El 29 de diciembre de 1170, cuatro de los caballeros del rey Enrique II asesinaron al arzobispo Thomas Becket dentro de la catedral de Canterbury, esparciendo su sangre y cerebro por la acera. El asesinato, hace 850 años, marcó el final de una de las carreras más brillantes y divisorias de la Edad Media de Inglaterra. Sin embargo, en muchos sentidos, también fue un comienzo.

La noticia del asesinato de Becket se difundió rápidamente y, en cuestión de meses, se transformó en uno de los mártires más famosos de la historia cristiana. Becket fue canonizado apenas tres años después de su muerte, mientras que, dentro de una década, los monjes de Canterbury habían registrado 703 milagros relacionados con el arzobispo asesinado, y decenas de miles de visitantes habían acudido en masa a la catedral para venerar sus restos. Con el apoyo de la circulación de nuevas liturgias, historias de milagros, objetos sagrados y reliquias sagradas, el culto de Becket pronto dominó el panorama de la cristiandad, desde Trondheim a Tarso y de Rochester a Reykjavik.

Al conmemorar el aniversario del asesinato de Becket, nunca ha habido un mejor momento para explorar su extraordinaria vida y el más allá para preguntarnos cómo el hijo de un comerciante nacido en Cheapside hace nueve siglos puede, en la actualidad, atraer a miles de peregrinos al lugar de su vida. muerte y entierro.

Escuche: hace 850 años, el arzobispo de Canterbury, Thomas Becket, fue brutalmente asesinado en su catedral. La Dra. Emily Guerry explica lo que sucedió a continuación, en este episodio de la HistoriaExtra pódcast:

Debido en parte a la sensacional historia de esta muerte, y al rápido proceso de su canonización, los historiadores de hoy conocen más detalles sobre Becket (desde sus hábitos alimenticios hasta sus cambios de humor) que quizás cualquier otro inglés que vivió durante la Edad Media.

Thomas Becket nació en c1120, el día de la fiesta del apóstol Tomás (21 de diciembre), de un comerciante llamado Gilbert Becket y su esposa, Matilda. Estudió en Londres y París, regresó a Inglaterra con una serie de poderosas conexiones sociales y, en 1145, había entrado en la casa del arzobispo Theobald de Canterbury. Becket se convirtió rápidamente en uno de los favoritos del prelado y, a menudo, ayudó en negociaciones importantes, incluidas las relativas a la familia real y sus disputas dinásticas en curso.

Poco después de la coronación de Enrique II el 19 de diciembre de 1154, el nuevo rey nombró a Becket, digno de confianza y capaz, como su canciller real. Los dos hombres se hicieron amigos cercanos, y aunque Becket todavía era técnicamente el sirviente de Enrique, el rey lo colmó de regalos: Becket vestía las mejores ropas en la corte, viajaba con un séquito deslumbrante y tenía acceso sin obstáculos al tesoro real.

Para aquellos que continuarían escribiendo biografías de Becket, la llamativa apariencia exterior del futuro santo fue mera actuación. Este hombre verdaderamente ascético, sugirieron, estaba esperando su momento, fingiendo esplendor.

Después de la muerte de Theobald, Henry defendió el nombramiento de Becket a la sede vacante (sede de autoridad) de Canterbury, y fue consagrado el 3 de junio de 1162. En su nueva capacidad como prelado de más alto rango en el reino y un 'vicario de Cristo ', Becket ahora reclamaba una autoridad directa de Dios y del Papa, totalmente independiente y separada de la corona de Plantagenet. A partir de ese día, la relación entre el amo real y su antiguo sirviente cambiaría para siempre y sería muy tensa.

En un año, los dos hombres más poderosos que vivían en las Islas Británicas entraron en agresivos conflictos públicos sobre la jurisdicción eclesiástica. Para imponer la obediencia, Henry presidió el Concilio de Clarendon en enero de 1164 y exigió la lealtad de Becket, alegando que él (no la iglesia) tenía la autoridad para castigar a los empleados criminales. Becket se negó a ceder. En poco tiempo, Enrique usó su poder real para despojar a Becket de tierras y dinero, y Becket usó su poder eclesiástico para excomulgar a los amigos y partidarios más cercanos del rey. Más tarde ese mismo año, cuando las relaciones entre el arzobispo y el rey se deterioraron aún más, Becket se fue a Francia, donde pasó seis años en el exilio, viviendo en Sens y Pontigny. Regresó a Canterbury en diciembre de 1170.

Recuerdos sombríos

Sobreviven cinco relatos de testigos presenciales del martirio de Becket, y cada uno de estos biógrafos (o más bien hagiógrafos) pinta un retrato dramático de su espantosa muerte. La versión más influyente de los hechos fue escrita por un transeúnte herido llamado Edward Grim, un empleado de Cambridge que casi pierde un brazo durante el asalto.

Solo unos días antes, cuatro caballeros, Reginald FitzUrse, William de Tracy, Hugh de Morville y Richard le Bret, habían cruzado el Canal de la Mancha juntos, después de quedarse con el rey en Bur-le-Roi en Normandía durante la Navidad. Habían escuchado a Enrique II expresar su frustración con Becket, y es de esta explosión de resentimiento real que la frase coloquial (de origen espurio): "¿Nadie me librará de este sacerdote entrometido?" deriva.

Los caballeros, evidentemente, interpretaron el clamor del rey como una directiva y se apresuraron a Canterbury, llegando a la catedral el 29 de diciembre. Entraron en el recinto a última hora de la tarde, se enfrentaron a Becket en su palacio arzobispal e intentaron (pero fracasaron) arrestarlo sin la fuerza. Luego salieron corriendo y regresaron con armas.

Mientras tanto, los monjes de Canterbury alentaron a Becket a tomar santuario dentro de la catedral (algunas de las fuentes informan que tuvo que ser arrastrado allí) mientras se llevaban a cabo las Vísperas, los monjes cantaban y (como era Navidad) la gente del pueblo estaba presente. para la oración. Habrían sido alrededor de las 4 de la tarde, un momento de oscuridad en el invierno de Kent, y procedieron desde el palacio arzobispal a lo largo del claustro monástico hacia el crucero norte. Fue aquí donde Becket, vestido con una túnica negra, dio sus últimos pasos.

Momentos después, los conspiradores entraron por la puerta de la iglesia, ahora con armadura y espadas. Grim informa que gritaron: "¿Dónde está Thomas Becket, traidor al rey y al reino?" Ahora se les unió un subdiácono llamado Hugh de Horsea, que sería recordado como "Mauclerk" por el papel desagradable que desempeñó en el asesinato. El coro y la gente guardaron silencio y Becket proclamó: “Aquí estoy. No un traidor al rey, sino un sacerdote ”, emergiendo de un pilar situado entre los altares dedicados a la Virgen María y San Benito.

Los asaltantes ahora lanzaron amenazas al arzobispo y lo maltrataron, intentando sacarlo de la iglesia. Becket se aferró a la columna. En medio de esto, el arzobispo llamó proxeneta a FitzUrse, un insulto que enfureció al caballero, que desenvainó su espada. Sabiendo que se acercaba la hora de su muerte, Becket se recompuso, inclinó la cabeza y rezó.

FitzUrse golpeó la cabeza de Becket y le abrió la parte superior del cráneo, casi cortándole el brazo a Grim en el proceso. Un segundo golpe volvió a golpear la cabeza de Becket, y un tercer golpe lo hizo caer sobre los codos y las rodillas, con el cerebro expuesto. Grim relata que desde esta posición postrada, Becket oró en voz baja: "Por el nombre de Jesucristo y el bienestar de la iglesia, estoy preparado para abrazar la muerte". El cuarto golpe, asestado por Le Bret, le cortó el casquete y le hizo añicos la punta de la espada de este caballero.

Grim describe este horror con un lenguaje memorable y alegórico: "La corona ... se separó de la cabeza, de modo que la sangre blanca del cerebro, y el cerebro igualmente rojo de la sangre, iluminaron el suelo con los colores del lirio y la rosa". , la virgen y madre, y la vida y muerte del confesor y mártir ”.

El golpe final no vino de un caballero, sino del escribiente, Hugo, que “puso su pie en el cuello del santo sacerdote y precioso mártir, y - horrible decirlo - esparció los sesos con sangre por el pavimento”. Complacido con su trabajo, Hugh exclamó: "Vámonos, caballeros. ¡Este hombre no volverá a levantarse! ”, Y salieron de la catedral. Ni siquiera en Game of Thrones ¿Podrían mezclarse tanta violencia y malicia en un contexto tan sagrado?

Escena del crimen profano

Los hombres del rey habían convertido la catedral de Canterbury, fundada por San Agustín en el siglo VI, en una escena de un crimen profano, y los monjes y la gente de Canterbury permanecieron unidos en absoluta conmoción. La gente del pueblo usaba sus ropas como trapos para limpiar la sangre, otros mojaban sus manos en ella, la recogían en sus propios recipientes para resguardarla y se la frotaban alrededor de los ojos.

Estas acciones pueden parecer extrañas a la persona moderna, pero, en la Edad Media, este comportamiento ritual significaba algo extremadamente importante: el arzobispo de Canterbury acababa de transformarse en un mártir, y su sangre podía servir como una reliquia poderosa y milagrosa. .

Según William FitzStephen, un amigo de Becket, ocurrió un milagro esa misma noche cuando cierto hombre en Canterbury colocó un paño empapado en sangre de Becket en agua y luego se lo dio a su esposa enferma. Bebió la mezcla y se curó. Este sería el primero de muchos milagros relacionados con el culto de Becket. Inició una práctica ritual especial y específica del lugar de beber 'El agua de Santo Tomás', una combinación sagrada de manchas de sangre de Becket mezcladas con agua, preparada por los monjes de Canterbury y ofrecida, a menudo en ampollas, a los peregrinos de Canterbury como curativo. bebida.

Meanwhile, the terrified monks hurried to bury Becket before the knights could subject his body to further desecration. They turned him over and tried to fit his severed cranium back on his head. One eyewitness named Benedict of Peterborough remarked that the archbishop’s face looked peaceful and perfect – except for a single line of blood that stretched diagonally across his left cheek to his right temple. In a number of miracles, in which Becket would visit people in their dreams, the saint appeared with this same line across his face it became an uncanny signature of his saintly identity.

When Henry II heard the news of the assassination, he was afraid. Contemporary historians relate that the king had no intention of this murder, nor any idea that it would take place. However, Henry admitted to strongly disliking the archbishop, so he called himself a sinner and asked for forgiveness.

On 21 May 1172, Henry admitted – swearing upon a book of the Gospels – that he was to blame for inadvertently causing the death of Becket. Part of his penance would include donations in Becket’s name, and the restoration of property and positions to his friends and family. On 12 July 1174, Henry agreed to an act of almost unparalleled royal humiliation to express his shame. He removed his crown and walked barefoot in humble clothes from St Dunstan’s Church through the West Gate and through the streets of the city of Canterbury, leading his own penitential parade to the cathedral. He then spent that night fasting by the tomb of Saint Thomas Becket, trembling and sobbing.

Gothic masterpiece

On 5 September 1174 – less than four years after Becket’s death – tragedy once more struck Canterbury Cathedral, when a fire ripped through its east end. Far from diminishing the building’s status, however, this event would elevate it to the status of one of Europe’s most sacred sites – and help explain why the cult of Becket proved so alluring to so many people for so many years.

Over the 14 years following the fire – first under the stewardship of the French architect William of Sens, and then (after William fell 50 feet from scaffolding), directed by a monk named William the Englishman – Canter-bury was transformed into a Gothic masterpiece. The walls were vaulted with pointed arches and flooded with colourful glass the experience of the space was enhanced by maximising height and light and the building’s most sacred site, the Trinity Chapel, was overhauled because, as Gervase of Canterbury observed, “a chapel of Saint Thomas was to be built there”. William the Englishman also directed the construction of the Corona chapel to house the top of Becket’s skull, which he completed in 1184.

With the new Gothic fabric in place, the stone walls would be filled with the vivid stories of Becket’s miracles, illustrated in the c1180–1220s stained glass surrounding the Trinity Chapel. If the ambulatory around the shrine was a highway for the traffic of pilgrims, then the windows were the billboards, advertising Becket’s miracle-working power.

This traffic came to a crashing halt in 1538, when Henry VIII ordered – as part of the dissolution of the monasteries – the destruction of Becket’s relics and shrine. Most historians agree that Becket’s bones were burned and the ashes scattered, though some claim that they were shot out of a cannon, or thrown into the river Stour. Others maintain, with limited evidence, that they could have survived in some secret place (and assume that a skeleton unearthed in 1888 in the crypt might actually be that of the saint).

A glittering ruby once affixed to the shrine – thought to be a gift of King Louis VII of France, which was admired by countless pilgrims – is said to have been converted into a ring by Henry VIII, which some scholars believe he wore on his thumb.

Resurrected and retold

But not even a figure as formidable as that of Henry VIII could totally extinguish interest in Becket. After a protracted silence – and with a little help from playwrights like Alfred, Lord Tennyson and actors such as Laurence Olivier and Richard Burton – the archbishop’s story has been resurrected and retold. From the enduring appeal of Geoffrey Chaucer’s Canterbury Tales to TS Eliot’s Murder in the Cathedral, Becket’s martyrdom continues to captivate the public imagination today.

This was evidenced in 2016, when what was purported to be a fragment of Becket’s elbow was ‘returned’ to the cathedral for a brief visit by its guardians in Esztergom, Hungary in a ceremonial procession. In the near future, a fragment of a vestment he once wore, now venerated in the church of Santa Maria Maggiore in Rome, will return to Canterbury, on loan for an exhibition.

Even though Becket’s body has been absent from Canterbury Cathedral for nearly five centuries, his presence can still be seen and felt today. Eagle-eyed visitors can spot the former outline of the Trinity Chapel shrine and in the visible indent of the paving stones, left behind by the imprint of countless curved knees pressed – again and again – into the marble. Suspended from the central vault of the crypt, an evocative sculpture by Antony Gormley (pictured below), installed in 2011, hovers above the former location of Becket’s body.

But perhaps the most meaningful, physical legacy of Becket at Canterbury is the Gothic cathedral itself, erected to enable the archbishop to become a major martyr, to explicate his power in art and architecture and facilitate the experience of devotion for pilgrims. If Becket’s body – and severed ‘crown’ – once served as the battery for an encounter with the holy, then the Gothic design of the cathedral is a machine charged with meaning.

Just look closely whenever you next visit Canterbury and you’ll see some trace of the saint whose blood and brains once covered the floor, and whose spirit and story gave solace to so many people.

Emily Guerry is senior lecturer in medieval history at the University of Kent. She is a co-organiser of the conference Thomas Becket: Life, Death and Legacy, due to be held online in April 2021

A major exhibition, Thomas Becket: Murder and the Making of a Saint, is scheduled to run at the British Museum in 2021

You can view reconstructions of Becket’s shrines on the web resource The Becket Story


Related Research Articles

Abadía de Westminster, formally titled the Collegiate Church of Saint Peter at Westminster, is a large, mainly Gothic abbey church in the City of Westminster, London, England, just to the west of the Palace of Westminster. It is one of the United Kingdom's most notable religious buildings and the traditional place of coronation and a burial site for English and, later, British monarchs.

los Basilica of Saint-Denis is a large former medieval abbey church and present cathedral in the city of Saint-Denis, a northern suburb of Paris. The building is of singular importance historically and architecturally as its choir, completed in 1144, is widely considered the first structure to employ all of the elements of Gothic architecture.

Holyrood Abbey is a ruined abbey of the Canons Regular in Edinburgh, Scotland. The abbey was founded in 1128 by David I of Scotland. During the 15th century, the abbey guesthouse was developed into a royal residence, and after the Scottish Reformation the Palace of Holyroodhouse was expanded further. The abbey church was used as a parish church until the 17th century, and has been ruined since the 18th century. The remaining walls of the abbey lie adjacent to the palace, at the eastern end of Edinburgh's Royal Mile. The site of the abbey is protected as a scheduled monument.

Richard of Shrewsbury, Duke of York, was the sixth child and second son of King Edward IV of England and Elizabeth Woodville, born in Shrewsbury. Richard and his older brother, who briefly reigned as King Edward V of England, mysteriously disappeared shortly after Richard III became king in 1483.

A fan vault is a form of vault used in the Gothic style, in which the ribs are all of the same curve and spaced equidistantly, in a manner resembling a fan. The initiation and propagation of this design element is strongly associated with England.

Henry Yevele was the most prolific and successful master mason active in late medieval England. The first document relating to him is dated 3 December 1353, when he purchased the freedom of London. In February 1356 he was sufficiently well known as a mason that he was chosen as one of a commission of six cutting masons who were to inform the mayor and aldermen about the acts and articles of the craft.

Nicholas West, was an English bishop and diplomatist, born at Putney in Surrey, and educated at Eton and at King's College, Cambridge, of which he became a fellow in 1486. He also had periods of study at Oxford and Bologna.

In architecture, a vault is a self-supporting arched form, usually of stone or brick, serving to cover a space with a ceiling or roof. The simplest kind of vault is the barrel vault, which is generally semicircular in shape. The barrel vault is a continuous arch, the length being greater than its diameter. As in building an arch, a temporary support is needed while rings of voussoirs are constructed and the rings placed in position. Until the topmost voussoir, the keystone, is positioned, the vault is not self-supporting. Where timber is easily obtained, this temporary support is provided by centering consisting of a framed truss with a semicircular or segmental head, which supports the voussoirs until the ring of the whole arch is completed. With a barrel vault, the centering can then be shifted on to support the next rings.

English Gothic is an architectural style that flourished from the late 12th until the mid-17th century. The style was most prominently used in the construction of cathedrals and churches. Gothic architecture's defining features are pointed arches, rib vaults, buttresses, and extensive use of stained glass. Combined, these features allowed the creation of buildings of unprecedented height and grandeur, filled with light from large stained glass windows. Important examples include Westminster Abbey, Canterbury Cathedral and Salisbury Cathedral. The Gothic style endured in England much longer than in Continental Europe.

los medieval cathedrals of England, which date from between approximately 1040 and 1540, are a group of twenty-six buildings that constitute a major aspect of the country’s artistic heritage and are among the most significant material symbols of Christianity. Though diverse in style, they are united by a common function. As cathedrals, each of these buildings serves as central church for an administrative region and houses the throne of a bishop. Each cathedral also serves as a regional centre and a focus of regional pride and affection.

William Vertue was an English architect specialising in Fan vault ceilings.

Robert Vertue was an English architect and master mason.

Stephen Ernest Dykes Bower was a British church architect and Gothic Revival designer best known for his work at Westminster Abbey, Bury St Edmunds Cathedral and the Chapel at Lancing College. As an architect he was a devoted and determined champion of the Gothic Revival style through its most unpopular years. He rejected modernism and continued traditions from the late Victorian period, emphasising fine detail, craftsmanship and bright colour.

los Doberan Minster is the main Lutheran Church of Bad Doberan in Mecklenburg, Germany. Close to the Baltic Sea and the Hanseatic city of Rostock, it is the most important religious heritage of the European Route of Brick Gothic. It is the remaining part of the Ex-Cistercian Doberan Abbey, dedicated in 1368. The first abbey in Mecklenburg, founded in 1171, which was also used as the burial site for the regional rulers, became important both politically and historically.

Honouring individuals with burials and memorials in Westminster Abbey has a long tradition.

St George's Chapel at Windsor Castle in England is a chapel built in the late-medieval Perpendicular Gothic style. It is both a Royal Peculiar and the Chapel of the Order of the Garter. It is located in the Lower Ward of the castle. St George's castle chapel was originally founded in the 14th century by King Edward III and extensively enlarged in the late 15th century. It has been the scene of many royal services, weddings and, particularly in the 19th and 20th centuries, burials. Although occasional monarchs and their consorts were buried at the castle from the 15th century, it was not until the 19th century that St George's Chapel and the nearby Frogmore Gardens superseded Westminster Abbey as the chosen burial place for the British royal family. Windsor Castle is a principal residence of Queen Elizabeth II.

Pendant vaulting is considered to be a type of English fan vaulting. The pendant vault is a rare form of vault, attributed to fifteenth century English Gothic architecture, in which large decorative pendants hang from the vault at a distance from the walls. In some cases, the pendants are a large form of boss. In his book on fan vaults, Walter Leedy defines the fan vault stating: “Fan vaults have the following specific interrelated visual and structural characteristics: (1) vaulting conoids of regular geometric form, (2) vertical ribs, each of consistent curvature and placement, (3) a distinct central spandrel panel, (4) ribs perpendicular to the vaulting surface, and (5) applied surface patterning.”

los Thistle Chapel, located in St Giles' Cathedral, Edinburgh, Scotland, is the chapel of the Order of the Thistle.

Gothic cathedrals and churches are religious buildings created in Europe between the mid-12th century and the beginning of the 16th century. The cathedrals are notable particularly for their great height and their extensive use of stained glass to fill the interiors with light. They were the tallest and largest buildings of their time and the most prominent examples of Gothic architecture. The appearance of the Gothic cathedral was not only a revolution in architecture it also introduced new forms in decoration, sculpture, and art.

Perpendicular Gothic architecture was the third and final style of English Gothic architecture developed in the Kingdom of England during the Late Middle Ages, typified by large windows, four-centred arches, straight vertical and horizontal lines in the tracery, and regular arch-topped rectangular panelling. Perpendicular was the prevailing style of Late Gothic architecture in England from the 14th century to the 17th century. Perpendicular was unique to the country: no equivalent arose in Continental Europe or elsewhere in the British Isles. Of all the Gothic architectural styles, Perpendicular was the first to experience a second wave of popularity from the 18th century on in Gothic Revival architecture.


Ver el vídeo: Teatro en TVE Estudio 1 1968 Ricardo III William Shakespeare (Octubre 2021).