Podcasts de historia

El libro de Jonás

El libro de Jonás

El libro de Jonás es el quinto libro de los cánones cristianos y del Tanaj judío. Es uno de 'Trei Asar'(Los Doce) profetas en el tanaj, y en la tradición cristiana como'oi dodeka prophetai' o 'ton dodekapropheton', Griego para "Los doce profetas". Es un libro importante para ambas tradiciones religiosas (cristianismo y judío) debido a su mensaje de perdición sobre el enemigo de Israel desde hace mucho tiempo: Asiria, cuya capital era Nínive. Sin embargo, a pesar del pequeño tamaño del libro, los estudiosos continúan discutiendo su contenido y fecha de composición. Algunos han encontrado temas importantes en el libro que no se relacionan con el contexto de Jonás del siglo VIII a. C., sino más allá de su tiempo. Otros han señalado los diferentes tipos de hebreo y argumentan que el libro ha sido editado por generaciones posteriores a Jonás. Este artículo proporciona una breve discusión sobre estos temas y dónde se encuentra ahora el libro de Jonás en la discusión académica moderna.

El nombre Jonás

El encabezado del libro proporciona el nombre completo del profeta, Jonás hijo de Amittai, que es el protagonista principal de la narración. El nombre Jonás se deriva de la palabra hebrea 'yonah' que significa "paloma". Aunque 'yonah' se define generalmente como "paloma", su significado real sigue siendo incierto según su uso en otros libros bíblicos y otras fuentes textuales (por ejemplo, Rollos del Mar Muerto). Muchos comentaristas tienden a tratar la "paloma" como un símbolo de Israel cuya tarea era transmitir el mensaje divino a los ninivitas. El padre de Jonás 'amittay' en hebreo significa "mi verdad", lo que también llevó a muchos a conjeturar que la misión de Jonás era decir la "verdad" de YHWH a los ninivitas. Esta conclusión se basa en la imposibilidad de distinguir la funcionalidad entre prosa y poesía. En el libro de Jonás, se compone principalmente en prosa y solo una pequeña parte en poesía (2: 2-9). En prosa, no todo debe interpretarse simbólicamente; algunos materiales deben tomarse literalmente, como los nombres de personas, por ejemplo.

Para numerosos eruditos, los elementos poéticos son más originales que los materiales prosaicos en la literatura profética, que se basa simplemente en la noción de que los primeros israelitas eran una comunidad analfabeta. La alfabetización era una práctica poco común en un entorno agrario. En este caso, la poesía sería la preferencia de preservación dentro de este tipo de comunidad. Esta visión chovinista del antiguo Israel debe reconsiderarse debido a los dos datos de inscripción cruciales descubiertos: el calendario de Gezer (descubierto en 1908 EC - traducido por RAS Macalister) y un fragmento de cerámica (descubierto en 2008 EC - descifrado por Gershon Galil), que apoyan las actividades literarias en el antiguo Israel antes de la época del profeta Jonás.

A pesar de la ausencia de una identificación específica de a qué tradición se refiere, los Rollos del Mar Muerto (4Q541) insinúan una posibilidad adicional de que "paloma" transmite un mensaje triste. Esta expresión también se emplea en Isaías 38:14: "Como golondrina o grulla clamo, gimo como paloma". Como se dijo anteriormente, la visión chovinista de que el antiguo Israel era analfabeto debe abandonarse. Por lo tanto, cuando se trata de prosa, no todos los nombres y lugares deben interpretarse y entenderse simbólicamente. Para los lectores modernos, cuando se encuentran con un conflicto en la evidencia, la interpretación del libro de Jonás no debe extraerse exclusivamente de los significados simbólicos de 'yonah' y 'amittay', sino de análisis meticulosos sincrónicos y diacrónicos.

Partes de la historia de Jonás contienen elementos históricos, aunque es más probable que su construcción fue diseñada para revelar la importancia del arrepentimiento y el destino de los no judíos.

Objetivo

Irónicamente, el libro de Jonás está lleno de ironía, parodia y exageración que a menudo muchos intérpretes pasan por alto. Otro elemento hiperbólico obvio en el libro es el arrepentimiento de los animales junto con los ninivitas, que influyó en varios eruditos para desafiar el nivel histórico del libro. Otro ejemplo es Jonás caminando por la ciudad de Nínive en solo tres días, que es otro discurso figurativo que a menudo se toma literalmente. Por algunas de estas razones, el libro de Jonás a menudo se ha tratado como una pieza didáctica o teológica. Un ejemplo se refleja tanto en la tradición judía como en la cristiana. En la tradición judía premoderna, partes de la historia de Jonás contienen elementos históricos, aunque es más probable que su construcción estuviera diseñada para revelar la importancia del arrepentimiento y el destino de los no judíos. En la tradición cristiana, el profeta Jonás simboliza la resurrección de la muerte después de tres días y tres noches en el vientre del pez, lo que también se refleja en la muerte y resurrección de Jesús en algunos de los evangelios sinópticos. Aparentemente, la historia de Jonás es una literatura importante para ambas tradiciones religiosas.

Tener una cita

Por las razones expuestas anteriormente, el libro de Jonás contiene elementos que revelan un escenario dual: 'Sitz im Leben' (Marco en la vida) y un 'Sitz im Literatur' (Marco de su escritura). De la pequeña porción que hace referencia al profeta Jonás en 2 Reyes 14:25, quien profetizó la expansión del reino del rey Jeroboam II, los lectores se quedan con las características literarias del libro para determinar su mensaje y la fecha de composición. Aún más, 2 Reyes 14:25 deja abierta la pregunta de si Jonás vivió antes o durante Jeroboam II (787-748 AEC). Por tanto, la datación de la composición del libro sigue siendo controvertida.

¿Historia de amor?

Regístrese para recibir nuestro boletín semanal gratuito por correo electrónico.

Brevemente, 2 Reyes 14:25 ubica a Jonás en el siglo VIII a. C. antes o durante el reinado del rey Jeroboam II, mientras que las características literarias y lingüísticas del libro exigen una composición tardía. El libro está escrito en dos formas: prosa y poesía, lo que también indica una obra compuesta. También se compone de dos tipos de hebreo: hebreo bíblico clásico y hebreo bíblico tardío. El hebreo bíblico clásico se remonta al período del Primer Templo, mientras que el hebreo bíblico tardío se remonta al período del Segundo Templo. Además, algunos eruditos también han descubierto palabras prestadas en persa en el libro, optando por la construcción post-exílica. La referencia a Nínive es otro elemento que alienta una fecha posterior de composición, ya que Nínive fue posteriormente designada como la capital asiria por el rey Senaquerib c. 705 a. C. Sin embargo, el 'Sitz im Leben' de principios del siglo VIII en el libro también da la posibilidad de una construcción anterior mediante el empleo del hebreo bíblico clásico en el libro.

Contenido

2 Reyes 14:25 indica que Jonás es de Gat-Hefer, una pequeña ciudad fronteriza en el antiguo Israel (Galilea). Jonás fue un profeta muy conocido durante el reinado del rey israelita Jeroboam ben Joás del reino del norte de Israel (c. 786-746 a. C.). Según la pequeña referencia en 2 Reyes 14:25, Jonás profetizó el gran éxito del rey Jeroboam en la restauración de las fronteras de Israel desde Lebo-Hamat (en la actual Siria) hasta el mar de Arabá, que está en el extremo norte del 'Yam Suph'. (Mar Rojo en el Septuaginta y inglés versiones). Después de que Jonás recibió su llamado de Dios para viajar a Nínive (Capítulo 1), el profeta huyó al puerto de Yaffo (Joppa), que está situado en los límites del sur de la moderna Tel Aviv. También se debate la ubicación real de Tarsis. Algunos han señalado un lugar en el Líbano; otros han abogado por una ubicación en España; y otros han señalado la correspondencia del nombre Tarsis con el término griego tarsos, "Remo".

Jonás fue un profeta muy conocido durante el reinado del rey israelita Jeroboam ben Joás del reino del norte de Israel.

Después de que Jonás se negó a obedecer el llamado de Dios para ir a Nínive, Dios lanzó un gran viento sobre el mar, lo que resultó en que Jonás fuera arrojado a las aguas profundas y se lo tragara un trozo de cuero, "Pez" y estaba en el vientre, 'meeh' en hebreo (literalmente - intestinos) durante tres días y tres noches. Siguiendo la oración de Jonás del pez meeh para la intervención divina (Capítulo 2), Dios luego le habló al pez, “y (el pez) arrojó a Jonás en tierra firme”.

Jonás fue llamado nuevamente (Capítulo 3) y finalmente obedeció el mandato de Dios y fue a predicar el arrepentimiento a los ninivitas. Como resultado, el Rey ordenó el arrepentimiento de su pueblo, incluidos sus animales, y Dios se abstuvo de desatar su ira sobre ellos. En el capítulo final (Capítulo 4) del libro, Nínive se salva y Jonás todavía se describe como insatisfecho con la decisión de Dios de salvar a los ninivitas. El libro termina con una pregunta retórica, que lleva fácilmente a los estudiosos a sugerir que el libro está diseñado para enseñar un mensaje teológico.

Temas

Basado en los problemas históricos y lingüísticos, el libro de Jonás refleja cuatro temas principales:

  • Expiación versus arrepentimiento
  • Universalismo versus particularismo
  • Profecía: realización versus cumplimiento
  • Compasión: Justicia versus Misericordia.

Dichos temas deben tratarse como elementos fundamentales fundamentales para determinar un contexto o contextos más probables del libro. Es probable que el mensaje de Jonás sea compatible con tres contextos diferentes: preexílico (siglo VIII a. C.); exilio (siglo VI a. C.); y el post-exilio (539 a. C. y después). Al hacerlo, es fundamental construir una interpretación adecuada basada en el texto y el contexto. Con el empleo del hebreo bíblico clásico y tardío en el libro, su construcción probablemente comenzó en el siglo VIII a. C. y luego se volvió a aplicar a la audiencia exiliada en Babilonia y la comunidad post-exílica en Jerusalén.

Desde que tanto Israel como Judá quedaron bajo la hegemonía asiria en el siglo IX hasta la desaparición de los asirios c. 612 a. C.; bajo los babilonios en el siglo VI; y los persas desde finales del siglo VI hasta el siglo IV a. C., la composición del libro de Jonás refleja tres funcionalidades. Primero, como una literatura de teodicea en el contexto pre-exílico (siglo VIII AEC) para desafiar la fidelidad de YHWH; una literatura didáctica en el exilio como llamado al arrepentimiento de la comunidad exiliada; y como una literatura resistente para contrarrestar la política religiosa de Esdras y Nehemías en el post-exilio (siglo V a. C.) con respecto a su política de matrimonios mixtos.

UNA LITERATURA TEÓDICA EN EL CONTEXTO DEL SIGLO VIII

Con el empleo del hebreo bíblico clásico en el libro de Jonás, indica una composición del siglo VIII. El período se alinea con la era neoasiria (siglo IX a finales del siglo VII a. C.), en la que Israel y Judá ya estaban subyugados bajo el control asirio. Las represalias a la hegemonía asiria durante este período nunca fue la mejor alternativa, lo que finalmente hicieron y, en consecuencia, trajeron consigo la aniquilación sobre ellos mismos. Durante el período neoasirio, Asiria fue considerada el "león" del antiguo Cercano Oriente. Afortunadamente, al comienzo del reinado del rey Jeroboam II, cuando el profeta Jonás estaba activo, el imperio asirio experimentó durante un breve período de tiempo problemas internos que le permitieron al rey Jeroboam restablecer su estabilidad económica y la expansión del reino. Como vasallos asirios, Israel y Judá también debían pagar impuestos a su señor.

Esta frustración continua en Israel también se refleja en la negativa del profeta Jonás de llevar el plan de perdón de YHWH a Nínive porque eventualmente se arrepentirán. El rechazo aquí no solo representa a Jonás resistiendo el perdón de su enemigo, sino que también plantea una pregunta sobre la fidelidad y justicia de YHWH con respecto a su pacto establecido. Al concluir la narración con un conjunto de preguntas retóricas (4: 9-11), sugiere en parte que a pesar de los intentos de Israel de mantener su parte del pacto, Dios cambia de opinión. Entonces, una pregunta crítica para la audiencia de Jonás del siglo VIII sería: ¿puede Dios cumplir sus promesas?

UNA LITERATURA DIDÁCTICA EN EL CONTEXTO EXÍLICO

Para una comunidad exiliada a una tierra extranjera con grandes esperanzas de la intervención divina y la restauración de su tierra natal, el arrepentimiento es clave. Si los ninivitas fueron perdonados de la ira de YHWH debido a su arrepentimiento, la comunidad exiliada debe hacer lo mismo. Dentro de este contexto exílico, el carácter de Jonás resistiendo el plan de YHWH de perdonar a los ninivitas solo retrasaría el plan de salvación de YHWH para su pueblo. Dado que el perdón es un tema importante en el libro de Jonás, el arrepentimiento indica su completa sumisión a la compasión extendida de YHWH sobre toda su creación, incluida Nínive. Limitar la compasión de YHWH dentro de un límite israelita solo interrumpiría el control universal de Dios, que es una teología importante en la literatura profética.

Desde el contexto del exilio del libro de Jonás, indudablemente hubo problemas de teodicea entre la comunidad exiliada en Babilonia desafiando la fidelidad de YHWH para mantenerlos a salvo de amenazas externas. Obviamente, el orgullo es otro tema que se refleja a través de la negativa de Jonás a cumplir con sus deberes como profeta de YHWH. En general, si la comunidad exiliada se arrepintiera de sus errores, YHWH intervendría inmediatamente tal como lo había hecho con Nínive después de su arrepentimiento. Así, el arrepentimiento inmediato de Nínive funciona como el principal elemento didáctico diseñado para convencer a la comunidad exiliada de que se arrepienta de su infidelidad.

UNA LITERATURA RESISTENTE A LA POLÍTICA RELIGIOSA DE EZRA Y NEHEMÍAS

Los lectores deben considerar la construcción de la forma final del libro de Jonás durante la era post-exílica en Jerusalén c. Siglo V a. C. basado en el empleo del hebreo bíblico tardío en el libro. Por esta razón, muchos eruditos están convencidos de que a raíz de la restauración de Judá de regreso a Jerusalén siguiendo el edicto emitido por el rey Ciro de Persia c. 539 AEC de su liberación, se produjeron problemas de matrimonios mixtos entre judíos y no judíos en Jerusalén. Un ejemplo importante sobre este tema se refleja en los libros de Esdras y Nehemías, quienes también regresaron del exilio babilónico que ayudó a restablecer la vida política y religiosa en Jerusalén.

Por ejemplo, uno de los intentos de Esdras fue restablecer el yahvismo puro en Jerusalén como una forma de prevenir la destrucción adicional de Jerusalén por parte de sus enemigos. Como resultado, Esdras y Nehemías plantean preocupaciones sobre las relaciones matrimoniales con no judíos simplemente para restablecer fielmente su relación de pacto con su Dios, YHWH. Como es generalmente mal entendido por numerosos intérpretes, el llamado a la exclusión de esposas extranjeras en Esdras y Nehemías solo se limitó a aquellos que se niegan a retractarse de sus prácticas extranjeras, excepto a aquellos no judíos que han aceptado el procedimiento de conversión. A raíz de la experiencia babilónica, la necesidad de restablecer su vida religiosa y su compromiso con YHWH fue necesaria.

En este contexto post-exílico, el libro de Jonás podría ser tratado como una literatura de resistencia contra esta política religiosa inaugurada por Esdras y Nehemías de que los extranjeros también son parte de la creación de YHWH. Por lo tanto, Judá debe purgar sus creencias tradicionales sobre la relación de matrimonios mixtos con extranjeros y adoptar una ideología más inclusiva. Una ideología más inclusiva constituye una teología más eficaz. Si la compasión de YHWH se extendió a los no judíos, también debe reflejarse a través de Jerusalén.

CONCLUSIÓN

Con solo cuatro capítulos en el libro de Jonás, su mensaje fue sin duda una pieza importante a lo largo del período bíblico basado en su reutilización por las comunidades israelitas en el exilio babilónico y la Jerusalén post-exílica. Dados los numerosos temas principales del libro y la evidencia del hebreo bíblico clásico y tardío, el mensaje de Jonás del siglo VIII tomó vida propia después de la vida del profeta por parte de comerciantes posteriores. El libro de Jonás, por lo tanto, fue originalmente una literatura teodicea en el siglo VIII que luego fue readaptada a una literatura didáctica en el siglo VI y finalmente a una literatura resistente para contrarrestar la política religiosa de Esdras y Nehemías c. el siglo IV a. C.


10 grandes lecciones del libro de Jonás

El profeta Jonás vivió en la ciudad galilea de Gat-hefer (unas cuatro millas al norte de Nazaret) durante el reinado de Jeroboam II (793-753 a. C.), rey de Israel (cf.2 Reyes 14:25). Jeroboam II era el rey más poderoso del norte de Israel, y durante su administración, las fronteras de la nación se expandieron en su mayor medida desde la época de David y Salomón.

Sin embargo, Asiria, a quinientas millas al este, era una amenaza constante. El hecho del asunto es que, debido a la rebelión progresiva de Israel, los profetas Oseas y Amós, contemporáneos de Jonás, habían declarado que Jehová usaría a Asiria como un instrumento de castigo contra su pueblo (cf. Oseas 11: 5 Amós 5 : 27). ¡Cualquier israelita patriota habría anhelado la destrucción de Asiria!

Apenas se puede imaginar, por lo tanto, la consternación que debió haber llenado el corazón de Jonás cuando recibió la palabra del Señor instruyéndole que se dirigiera a Nínive, la capital de Asiria, con un mensaje divino.


P: ¿Es el libro de Jonás un hecho o una ficción?

¿Qué está en juego al decir que el libro de Jonás no es históricamente exacto? Esa conclusión, que solo se ha sugerido en los tiempos modernos, se presenta en varias formas. Jonás, dicen algunos eruditos, es una parábola, una alegoría o un midrash (una forma judía de comentario a través de la narración). Pero no se equivoque al respecto. Las razones por las que ciertos escépticos ofrecen tales sugerencias alternativas es probablemente porque se ofenden por el milagro revelado en el libro: Jonás fue tragado por un "gran pez". Debido a su desobediencia por no estar dispuesto a predicar el mensaje de Dios a la ciudad de Nínive, el SEÑOR juzgó al profeta y, en consecuencia, “estuvo en el pez tres días y tres noches”, después de lo cual “el SEÑOR ordenó al pescado, y vomitó a Jonás en tierra seca ". (Jonás 1:17 2:10)

Algunos críticos consideran esta afirmación bíblica y simplemente concluyen “¡Esta es la historia original del pez gordo! No pudo haber sucedido ". Pero una persona solo diría esto si tuviera alguna reserva sobre las intervenciones sobrenaturales de Dios en el orden natural. En otras palabras, creen que es poco probable que un hombre pueda sobrevivir en el cuerpo de una bestia en el mar durante varios días y vivir para contarlo.Aparte de eso, es difícil ver por qué alguien pensaría que el libro no podría tener un origen histórico. De hecho, toda la evidencia bíblica interna argumenta a favor de la facticidad del libro de Jonás. Considera lo siguiente:

  1. Si la sugerencia de que Jonás es una alegoría, un midrash o una parábola es cierta, ¿por qué la historia no sigue cuidadosamente la forma de ninguno de estos géneros literarios antiguos? En otras palabras, cuando comparas a Jonás con otras historias de ficción del Antiguo Cercano Oriente, todavía se parece más a la historia que a cualquier otro tipo de literatura.
  2. El libro de 2 Reyes 14:25 habla de Jonás, hijo de Amittai, como profeta de Israel de Gat Hefer, una pequeña comunidad cerca de Nazaret. También declara que anteriormente Jonás tuvo la agradable tarea de entregar el buen informe de Dios de que Israel disfrutaría de una temporada de paz. Ese trasfondo realmente encaja con el perfil psicológico del profeta que encontramos en el libro de Jonás, el mismo individuo, "el hijo de Amittai". Presumiblemente, estaba bastante feliz de ser el profeta que anunciaba seguridad y buenos tiempos a sus compatriotas en 2 Reyes 14, pero más bien gruñón y recalcitrante cuando se trataba de entregar un mensaje de liberación a los entonces archienemigos de Israel: los crueles asirios en su ciudad capital. de Nínive.
  3. Según el distinguido arqueólogo Donald J. Wiseman, un análisis cuidadoso de la evidencia histórica muestra que los detalles relacionados en el libro de Jonás “exhiben un conocimiento íntimo y preciso de Asiria que podría provenir de un evento histórico tan temprano como el siglo VIII a. C. , ”Y como tal“ La historia de Jonás no necesita ser considerada como una historia o parábola tardía… ”Dicho simplemente, la evidencia arqueológica que tenemos hoy se ajusta a los detalles presentados en el libro de Jonás. (Ver el argumento de Wiseman en su totalidad).
  4. Finalmente, Jesús mismo consideró que la historia de Jonás es histórica y, francamente, si es lo suficientemente buena para Jesús, es lo suficientemente buena para ti. En Mateo 12: 39-41, Cristo señaló la estancia de Jonás en el vientre del pez como un precursor y una señal que apuntaba a su propia muerte, sepultura y resurrección. No hay absolutamente ningún margen de maniobra aquí, porque lo que a menudo no se recuerda es que Jesús también señala el avivamiento en Nínive como un hecho histórico. Él declara: "Los hombres de Nínive se levantarán en el juicio con esta generación y la condenarán, porque se arrepintieron ante la proclamación y la mirada de Jonás, ¡algo más grande que Jonás está aquí!" Si los hombres de Nínive aparecerán en el juicio, entonces eso significa que eran hombres REALES, que vivían en la historia REAL, que escucharon un mensaje VERDADERO de arrepentimiento de un profeta histórico Jonás.

Y si no puede aceptar el testimonio de los autores bíblicos, los arqueólogos y el mismo Señor Jesús, ¿lo haría Tony Stark? En la corriente Vengadores película, Iron Man se enfrenta a cómo derrotar a una bestia gigante voladora parecida a una ballena. Haciendo referencia al profeta Jonás, el héroe decide enfrentarse a la criatura de adentro hacia afuera, literalmente. Por ridículo que sea una referencia de los cómics, lo que Joss Whedon, el escritor y director de la Vengadores intuitivamente piensa que es cierto, en realidad fue así: Jonás estaba realmente dentro del vientre de ese pez, y Dios lo llevó al otro lado.

1 pensamiento sobre & ldquoQ: ¿El libro de Jonás es un hecho o una ficción? & rdquo

Soy un estudiante de pregrado en un Christian, y quería decir cuán absolutamente útil es para mí su respuesta a la pregunta & # 8220¿Es el libro de Jonás realidad o ficción? & # 8221. De hecho, Dios usó su artículo para hablarme personalmente.
Actualmente estoy tomando un curso que es una introducción a la Biblia. Sin embargo, el profesor de mi curso ha estado presentando mucha información a la clase sugiriendo que Dios no siempre es veraz para nosotros en la Biblia, y nos ha animado a considerar la posibilidad de que algunos libros de la Biblia sean simplemente parábolas o metáforas. Al principio no estaba de acuerdo con su lógica, pero después de pensarlo, su punto parecía tener sentido. Esto me preocupó porque siempre he creído que la Biblia es fáctica de principio a fin. Oré para que Dios revelara la verdad de una forma u otra. Después de investigar más, descubrí su artículo sobre Biblemesh. Demostró que mi profesor estaba equivocado con cuatro puntos bien escritos. Estaba completamente convencido en ese momento, pero luego, para colmo, hiciste referencia a Tony Stark y su cita de Los Vengadores. Por tonto que parezca, esa referencia fue una confirmación directa para mí. En resumen, soy un gran admirador de Tony Stark. Mis amigos y yo solíamos hacer videos de parodia de los Vengadores, y yo hago el papel de Stark. Todo en su artículo encajaba perfectamente con lo que estaba pasando en mis clases, y Dios usó algo personal como un superhéroe favorito para hablarme y confirmar que la Biblia está llena de hechos y no solo parábolas. ¡Muchas gracias por tomarse el tiempo de escribir este artículo! ¡¡Muy útil!!


Contenido

Jonás es el personaje central en el Libro de Jonás, en el que Dios le ordena que vaya a la ciudad de Nínive para profetizar contra ella "porque su gran maldad ha subido ante mí", [7] pero Jonás en cambio intenta huir de " la presencia del Señor "yendo a Jaffa (a veces transcrito como Jope o Joppe) y zarpa hacia Tarsis. [8] Surge una gran tormenta y los marineros, al darse cuenta de que no es una tormenta cualquiera, echan suertes y descubren que la culpa es de Jonás. [9] Jonás admite esto y afirma que si lo arrojan por la borda, la tormenta cesará. [10] Los marineros se niegan a hacer esto y continúan remando, pero todos sus esfuerzos fallan y finalmente arrojan a Jonás por la borda. [11] Como resultado, la tormenta se calma y los marineros ofrecen sacrificios a Dios. [12] Jonás se salva milagrosamente al ser tragado por un gran pez, en cuyo vientre pasa tres días y tres noches. [13] Mientras está en el gran pez, Jonás ora a Dios en su aflicción y se compromete a dar gracias y pagar lo que ha prometido. [14] Dios entonces ordena al pez que vomite a Jonás. [15]

Dios nuevamente le ordena a Jonás que viaje a Nínive y profetice a sus habitantes. [16] Esta vez va y entra en la ciudad gritando: "En cuarenta días será destruida Nínive". [17] Después de que Jonás cruzó Nínive, la gente de Nínive comienza a creer en su palabra y proclama un ayuno. [18] El rey de Nínive se viste de cilicio y se sienta sobre las cenizas, proclamando el ayuno, el uso de cilicio, la oración y el arrepentimiento. [19] Dios ve sus corazones arrepentidos y perdona a la ciudad en ese momento. [20] Toda la ciudad está humillada y destrozada con la gente (e incluso los animales) [21] [22] en cilicio y ceniza. [23]

Disgustado por esto, Jonás se refiere a su vuelo anterior a Tarsis mientras afirma que, dado que Dios es misericordioso, era inevitable que Dios se volviera de las calamidades que amenazaban. [24] Luego abandona la ciudad y se hace un refugio, esperando ver si la ciudad será destruida o no. [25] Dios hace que una planta (en hebreo a kikayon) para crecer sobre el refugio de Jonás para darle algo de sombra del sol. [26] Más tarde, Dios hace que un gusano muerda la raíz de la planta y ésta se seca. [27] Jonás, ahora expuesto a toda la fuerza del sol, se desmaya y suplica a Dios que lo mate. [28]

Pero Dios le dijo a Jonás: "¿Tienes derecho a estar enojado por la vid?" Y él dijo: "Sí. Estoy lo suficientemente enojado como para morir".
Pero el SEÑOR dijo: "Te has preocupado por esta vid, aunque no la cuidaste ni la hiciste crecer. Brotó de la noche a la mañana y murió de la noche a la mañana.
Pero Nínive tiene más de ciento veinte mil personas que no pueden distinguir su mano derecha de su izquierda, y también muchas cabezas de ganado. ¿No debería preocuparme por esa gran ciudad? "

En el judaísmo editar

El Libro de Jonás (Yonah יונה) es uno de los doce profetas menores incluidos en el Tanaj. Según una tradición, Jonás fue el niño que el profeta Elías devolvió a la vida en 1 Reyes. [29] [30] Otra tradición sostiene que él era el hijo de la mujer de Sunem devuelta a la vida por Eliseo en 2 Reyes [31] [32] y que se le llama el "hijo de Amittai" (Verdad) debido al reconocimiento de su madre de la identidad de Eliseo como profeta en 2 Reyes. [33] [32] El Libro de Jonás se lee todos los años, en su hebreo original y en su totalidad, en Yom Kipur, el Día de la Expiación, como la Haftará en la oración minjá de la tarde. [34] [35] Según el rabino Eliezer, el pez que se tragó a Jonás fue creado en la era primordial [36] y el interior de su boca era como una sinagoga [36] los ojos del pez eran como ventanas [36] y una perla dentro de su boca proporcionaba más iluminación. [36]

Según el Midrash, mientras Jonás estaba dentro del pez, le dijo que su vida estaba por terminar porque pronto el Leviatán se los comería a ambos. [36] Jonás prometió a los peces que los salvaría. [36] Siguiendo las instrucciones de Jonás, el pez nadó junto al Leviatán [36] y Jonás amenazó con atar al Leviatán por la lengua y dejar que los otros peces se lo comieran. [36] El Leviatán escuchó las amenazas de Jonás, vio que estaba circuncidado y se dio cuenta de que estaba protegido por el Señor, [36] por lo que huyó aterrorizado, dejando a Jonás y al pez con vida. [36] El erudito judío medieval y rabino Abraham ibn Ezra (1092-1167) argumentó en contra de cualquier interpretación literal del Libro de Jonás, [37] afirmando que "las experiencias de todos los profetas excepto Moisés fueron visiones, no realidades". [37] El erudito posterior Isaac Abarbanel (1437 - 1509), sin embargo, argumentó que Jonás podría haber sobrevivido fácilmente en el vientre del pez durante tres días, [38] porque "después de todo, los fetos viven nueve meses sin acceso al aire fresco . " [39]

Teshuvá, la capacidad de arrepentirse y ser perdonado por Dios, es una idea prominente en el pensamiento judío. Este concepto se desarrolla en el Libro de Jonás: Jonás, el hijo de la verdad (el nombre de su padre "Amitai" en hebreo significa verdad), se niega a pedir a la gente de Nínive que se arrepienta. Solo busca la verdad, no el perdón. Cuando se ve obligado a irse, su llamada se escucha alto y claro. La gente de Nínive se arrepiente extasiada, "ayunando, incluidas las ovejas", y las escrituras judías son críticas al respecto. [40] El Libro de Jonás también destaca la relación a veces inestable entre dos necesidades religiosas: el consuelo y la verdad. [41]

En el cristianismo editar

En el Libro de Tobit Editar

Jonás se menciona dos veces en el capítulo catorce del libro deuterocanónico de Tobías, [42] cuya conclusión encuentra al hijo de Tobías, Tobías, regocijándose con la noticia de la destrucción de Nínive por parte de Nabucodonosor y Asuero en aparente cumplimiento de la profecía de Jonás contra la capital asiria. [42]

En el Nuevo Testamento Editar

En el Nuevo Testamento, Jonás se menciona en Mateo [43] y en Lucas. [44] [45] En el Evangelio de Mateo, Jesús hace referencia a Jonás cuando algunos de los escribas y fariseos le piden una señal. [46] [47] Jesús dice que la señal será la señal de Jonás: [46] [47] La ​​restauración de Jonás después de tres días dentro del gran pez prefigura su propia resurrección. [46]

39 Él respondió: ¡Una generación mala y adúltera pide una señal! Pero ninguna se la dará sino la señal del profeta Jonás.40 Porque como Jonás estuvo tres días y tres noches en el vientre de un enorme pez, así el Hijo del Hombre serán tres días y tres noches en el corazón de la tierra.41 Los hombres de Nínive se levantarán en el juicio con esta generación y la condenarán porque se arrepintieron en la predicación de Jonás, y ahora algo más grande que Jonás está aquí. . "

Puntos de vista posbíblicos Editar

Jonás es considerado santo por varias denominaciones cristianas. Su fiesta en la Iglesia Católica Romana es el 21 de septiembre, según el Martyrologium Romanum. [2] En el calendario litúrgico ortodoxo oriental, la fiesta de Jonás es el 22 de septiembre (para aquellas iglesias que siguen el calendario juliano tradicional, el 22 de septiembre cae actualmente en octubre en el calendario gregoriano moderno). [49] En la Iglesia Apostólica Armenia, las fiestas móviles se celebran en conmemoración de Jonás como un solo profeta y como uno de los Doce Profetas Menores. [50] [51] [52] La misión de Jonás a los ninivitas es conmemorada por el ayuno de Nínive en las iglesias siríaca y ortodoxa oriental. [53] Jonás es conmemorado como profeta en el Calendario de los Santos del Sínodo de Missouri de la Iglesia Luterana el 22 de septiembre. [54]

Los teólogos cristianos han interpretado tradicionalmente a Jonás como un tipo de Jesucristo. [55] Jonás siendo tragado por el pez gigante fue considerado como un presagio de la crucifixión de Jesús [56] y Jonás emergiendo del pez después de tres días fue visto como un paralelo para Jesús emergiendo de la tumba después de tres días. [56] San Jerónimo equipara a Jonás con el lado más nacionalista de Jesús, [57] y justifica las acciones de Jonás argumentando que "Jonás actúa así como un patriota, no tanto que odia a los ninivitas, sino que no quiere destruir a los suyos. gente." [57]

Otros intérpretes cristianos, incluidos San Agustín y Martín Lutero, han adoptado un enfoque directamente opuesto, [58] con respecto a Jonás como el epítome de la envidia y los celos, que consideraban características inherentes al pueblo judío. [59] Lutero también concluye que el kikayon representa el judaísmo, [60] y que el gusano que lo devora representa a Cristo. [61] Lutero también cuestionó la idea de que el Libro de Jonás alguna vez fue concebido como historia literal, [62] comentando que le costaba creer que alguien lo hubiera interpretado como tal si nunca hubiera sido incluido en la Biblia. [62] La interpretación antisemita de Lutero de Jonás siguió siendo la interpretación predominante entre los protestantes alemanes a lo largo de la historia moderna temprana. [63] JD Michaelis comenta que "el significado de la fábula te golpea entre los ojos", [59] y concluye que el Libro de Jonás es una polémica contra "el odio y la envidia del pueblo israelita hacia todas las demás naciones de la tierra . " [59] Albert Eichhorn fue un firme partidario de la interpretación de Michaelis. [64]

John Calvin y John Hooper consideraron el Libro de Jonás como una advertencia para todos aquellos que pudieran intentar huir de la ira de Dios. [65] Mientras que Lutero había tenido cuidado de mantener que el Libro de Jonás no fue escrito por Jonás, [66] Calvino declaró que el Libro de Jonás era la confesión personal de culpa de Jonás. [66] Calvino ve el tiempo de Jonás dentro del vientre del pez como equivalente a los fuegos del infierno, destinados a corregir a Jonás y ponerlo en el camino de la justicia. [67] También a diferencia de Lutero, Calvino encuentra fallas en todos los personajes de la historia, [66] describiendo a los marineros en el barco como "duros y de corazón férreo, como Cyclops", [66] la penitencia de los ninivitas como " sin formación ", [66] y el rey de Nínive como" novicio ". [66] Hooper, por otro lado, ve a Jonás como el disidente arquetípico [68] y el barco del que es expulsado como un símbolo del estado. [68] Hooper deplora a esos disidentes, [68] denunciando: "¿Puedes vivir tranquilamente con tantos Jonasses? ¡No, entonces, tíralos al mar!" [69] En el siglo XVIII, a los profesores alemanes se les prohibió enseñar que el Libro de Jonás era algo más que un relato histórico literal. [62]

En el Islam Editar

Corán editar

Jonás (árabe: يُونُس, romanizado: Yūnus) es el título del décimo capítulo del Corán. Yūnus tradicionalmente se considera muy importante en el Islam como un profeta que fue fiel a Dios y entregó Sus mensajes. Jonás es el único de los Doce Profetas Menores del judaísmo que se menciona en el Corán. [70] En el Corán 21:87 [71] y 68:48, Jonás se llama Dhul-Nūn (Árabe: ذُو ٱلنُّوْن que significa "El del pez"). [72] En 4: 163 y 6:86, se le conoce como "un apóstol de Alá". [72] Sura 37: 139-148 vuelve a contar la historia completa de Jonás: [72]

Así también estaba Jonás entre los enviados (por Nosotros).
Cuando se escapó (como un esclavo del cautiverio) al barco (completamente) cargado,
Él (accedió a) echar suertes, y fue condenado:
Entonces la ballena se lo tragó y había realizado actos dignos de culpa.
Si no hubiera sido que él (se arrepintió y) glorificó a Allah,
Ciertamente habría permanecido dentro del Pez hasta el Día de la Resurrección.
Pero lo arrojamos a la orilla desnuda en estado de enfermedad,
E hicimos que creciera sobre él una planta que se extendía, como la calabaza.
Y lo enviamos (en una misión) a cien mil (hombres) o más.
Y creyeron, así que les permitimos disfrutar (de su vida) por un tiempo.

El Corán nunca menciona al padre de Jonás, [72] pero la tradición musulmana enseña que Jonás era de la tribu de Benjamín y que su padre era Amittai. [70]

Hadiths editar

Jonás también se menciona en algunos incidentes durante la vida de Mahoma. En algunos casos, Muhammad habla del nombre de Jonás con alabanza y reverencia. Según narraciones históricas sobre la vida de Mahoma, después de diez años de recibir revelaciones, Mahoma fue a la ciudad de Ta'if para ver si sus líderes le permitían predicar su mensaje desde allí en lugar de La Meca, pero fue expulsado de la ciudad por la gente. Se refugió en el jardín de Utbah y Shaybah, dos miembros de la tribu Quraysh. Enviaron a su sirviente, Addas, para que le sirviera uvas como sustento. Mahoma le preguntó a Addas de dónde era y el sirviente respondió a Nínive. "¡La ciudad de Jonás el justo, hijo de Amittai!" Muhammad exclamó. Addas se sorprendió porque sabía que los árabes paganos no tenían conocimiento del profeta Jonás. Luego preguntó cómo conocía Mahoma a este hombre. "Somos hermanos", respondió Muhammad. "Jonás fue un profeta de Dios y yo también soy un profeta de Dios". Addas inmediatamente aceptó el Islam y besó las manos y los pies de Mahoma. [75]

Uno de los dichos de Muhammad, en la colección del Imam Bukhari, dice que Muhammad dijo "No se debe decir que soy mejor que Jonás". [76] [77] [78] [79] Una declaración similar ocurre en un hadiz escrito por Yunus bin Yazid, el segundo califa de la dinastía Omeya. [79] Umayya ibn Abi al-Salt, un contemporáneo mayor de Mahoma, enseñó que, si Jonás no hubiera rezado a Alá, habría permanecido atrapado dentro del pez hasta el Día del Juicio, [79] pero, debido a su oración, Jonás " permaneció sólo unos días en el vientre del pez ". [79]

El historiador persa del siglo IX Al-Tabari registra que, mientras Jonás estaba dentro del pez, "ninguno de sus huesos o miembros resultó herido". [79] Al-Tabari también escribe que Allah hizo transparente el cuerpo del pez, lo que le permitió a Jonás ver las "maravillas de las profundidades" [80] y que Jonás escuchó a todos los peces cantando alabanzas a Allah. [80] Kisai Marvazi, un poeta del siglo X, registra que el padre de Jonah tenía setenta años cuando nació Jonah [79] y que murió poco después, [79] dejando a la madre de Jonah sin nada más que una cuchara de madera, que resultó ser una cornucopia. [79]

Tumba de Nínive Editar

La ubicación actual de Nínive está marcada por excavaciones de cinco puertas, partes de muros en cuatro lados y dos grandes montículos: la colina de Kuyunjik y la colina de Nabi Yunus (ver el enlace del mapa en la nota al pie). [81] Una mezquita en la cima de Nabi Yunus estaba dedicada al profeta Jonás y contenía un santuario, que tanto musulmanes como cristianos veneraban como el sitio de la tumba de Jonás. [82] La tumba era un lugar de peregrinaje popular [83] y un símbolo de unidad para judíos, cristianos y musulmanes en todo el Medio Oriente. [83] El 24 de julio de 2014, el Estado Islámico de Irak y el Levante (ISIL) destruyó la mezquita que contenía la tumba como parte de una campaña para destruir santuarios religiosos que consideraba idólatras. [84] [83] Después de que Mosul fuera retirado del ISIL en enero de 2017, un antiguo palacio asirio construido por Esarhaddon que data de alrededor de la primera mitad del siglo VII a. C. fue descubierto debajo de la mezquita en ruinas. [83] [85] ISIL había saqueado el palacio de artículos para vender en el mercado negro, [83] [85] pero algunos de los artefactos que eran más difíciles de transportar aún permanecían en su lugar. [83] [85]

Otras tumbas musulmanas Editar

Otros lugares de renombre de la tumba de Jonás incluyen la aldea árabe de Mashhad, ubicada en el antiguo sitio de Gat-hepher en Israel [45], la ciudad palestina de Halhul en Cisjordania, a 5 km (3,1 millas) al norte de Hebrón [86] y un santuario cerca de la ciudad de Sarafand (Sarepta) en el Líbano. [87] Otra tradición coloca la tumba en una colina que ahora se llama Giv'at Yonah, "la colina de Jonás", en el extremo norte de la ciudad israelí de Ashdod, en un sitio cubierto por un faro moderno.

Se puede encontrar una tumba de Jonás en Diyarbakir, Turquía, ubicada detrás del mihrab en la mezquita Fatih Pasha. [88] [89] Evliya Celebi declara en su Seyahatname que visitó las tumbas del profeta Jonás y del profeta Jorge en la ciudad. [90] [91]

La historia de un hombre que sobrevive después de ser tragado por una ballena o un pez gigante se clasifica en el catálogo de tipos de cuentos populares como ATU 1889G. [92]

Historicidad Editar

Muchos eruditos bíblicos [ ¿Quién? ] sostienen que el contenido del Libro de Jonás es ahistórico. [93] [94] [3] Aunque el profeta Jonás supuestamente vivió en el siglo VIII a. C., [1] el Libro de Jonás fue escrito siglos más tarde durante la época del Imperio aqueménida. [1] [95] El hebreo usado en el Libro de Jonás muestra fuertes influencias del arameo [1] y las prácticas culturales descritas en él coinciden con las de los persas aqueménidas. [1] [22] Muchos estudiosos [ ¿Quién? ] consideran el Libro de Jonás como una obra intencionada de parodia o sátira. [4] [5] [96] [97] [98] [99] Si este es el caso, entonces probablemente fue admitido en el canon de la Biblia hebrea por sabios que entendieron mal su naturaleza satírica [100] [98] [ 99] y lo interpretó erróneamente como una obra profética seria. [100] [98] [99]

Si bien el Libro de Jonás en sí mismo se considera ficción, [93] [94] [3] Jonás mismo pudo haber sido un profeta histórico [101] se lo menciona brevemente en el Segundo Libro de los Reyes: [102] [3]

El restauró el término de Israel desde la entrada de Hamat hasta el mar del Arabá, conforme a la palabra del SEÑOR, Dios de Israel, que había hablado por mano de su siervo Jonás, hijo de Amittai, el profeta, quien era de Gat-hepher.

Elementos parodicos Editar

Las opiniones expresadas por Jonás en el Libro de Jonás son una parodia de las opiniones que tenían los miembros de la sociedad judía en el momento en que fue escrito. [5] [105] [97] El objetivo principal de la sátira puede haber sido una facción a la que Morton Smith llama "separacionistas", [106] que creían que Dios destruiría a los que lo desobedecían, [97] que las ciudades pecaminosas serían borrado, [97] y que la misericordia de Dios no se extendió a aquellos fuera del pacto abrahámico. [106] McKenzie y Graham comentan que "Jonás es en cierto modo el más 'ortodoxo' de los teólogos israelitas, para hacer un punto teológico". [97] Las declaraciones de Jonás a lo largo del libro se caracterizan por su militancia, [97] [107] pero su nombre significa irónicamente "paloma", [97] [107] un pájaro que los antiguos israelitas asociaban con la paz. [97]

El rechazo de Jonás a los mandamientos de Dios es una parodia de la obediencia de los profetas descrita en otros escritos del Antiguo Testamento. [108] El arrepentimiento instantáneo del rey de Nínive parodia a los gobernantes a lo largo de los otros escritos del Antiguo Testamento que ignoran las advertencias proféticas, como Acab y Sedequías. [99] La disposición a adorar a Dios mostrada por los marineros en el barco y la gente de Nínive contrasta irónicamente con la propia desgana de Jonás, [109] al igual que el mayor amor de Jonás por kikayon proporcionándole sombra que a todo el pueblo de Nínive. [109]

El Libro de Jonás también emplea elementos de absurdismo literario [22], exagera el tamaño de la ciudad de Nínive a un grado inverosímil [1] [22] y se refiere incorrectamente al administrador de la ciudad como un "rey". [1] [22] Según los estudiosos, ningún ser humano podría sobrevivir de manera realista durante tres días dentro de un pez, [1] y la descripción del ganado en Nínive ayunando junto a sus dueños es "tonta". [22]

El motivo de un protagonista tragado por un pez gigante o una ballena se convirtió en un tropo común de escritos satíricos posteriores. [110] Incidentes similares se relatan en Luciano de Samosata Una verdadera historia, que fue escrito en el siglo II d.C., [111] y en la novela Narrativa del barón Munchausen de sus maravillosos viajes y campañas en Rusia, publicado por Rudolf Erich Raspe en 1785. [112]

Traducción Editar

Aunque el arte y la cultura a menudo representan al pez de Jonás como una ballena, el texto hebreo, como en todas las escrituras, [ cita necesaria ] no se refiere a ninguna especie marina en particular, simplemente diciendo "gran pez" o "gran pez" (los taxonomistas modernos clasifican a las ballenas como mamíferos y no como peces, pero las culturas de la antigüedad no hacían tal distinción). Si bien algunos eruditos bíblicos sugieren que el tamaño y los hábitos del gran tiburón blanco se corresponden mejor con las representaciones de las experiencias de Jonás, normalmente un humano adulto es demasiado grande para ser tragado entero. El desarrollo de la caza de ballenas a partir del siglo XVIII dejó en claro que la mayoría, si no todas, las especies de ballenas no podían tragarse a un humano, lo que generó mucha controversia sobre la veracidad de la historia bíblica de Jonás. [113]

En Jonás 2: 1 (1:17 en las traducciones al inglés), el texto hebreo dice dag gadol [114] (דג גדול) o, en el texto masorético hebreo, dāḡ gā · ḏō · wl (דָּ֣ג גָּד֔וֹל), que significa "gran pez". [114] [115] La Septuaginta traduce esta frase al griego como kētei megalōi (κήτει μεγάλῳ), que significa "pez enorme". [116] En la mitología griega, la misma palabra que significa "pez" (kêtos) se utiliza para describir al monstruo marino asesinado por el héroe Perseo que casi devoró a la princesa Andrómeda. [117] Jerónimo más tarde tradujo esta frase como piscis grandis en su Vulgata Latina. [118] Él tradujo kétos, sin embargo, como ventre ceti en Mateo 12:40: [119] este segundo caso ocurre sólo en este versículo del Nuevo Testamento. [120] [121]

En algún momento cetus se convirtió en sinónimo de "ballena" (el estudio de las ballenas ahora se llama cetología). En su traducción de 1534, William Tyndale tradujo la frase de Jonás 2: 1 como "gran fyshe" y la palabra kétos (Griego) o cetus (Latín) en Mateo 12:40 [122] como "ballena". La traducción de Tyndale se incorporó más tarde a la Versión Autorizada de 1611. Desde entonces, el "gran pez" de Jonás 2 se ha interpretado con mayor frecuencia como una ballena. En inglés, algunas traducciones usan la palabra "ballena" para Mateo 12:40, mientras que otras usan "criatura marina" o "pez grande". [123]

Especulación científica Editar

En los siglos XVII y XVIII, los naturalistas, al interpretar la historia de Jonás como un relato histórico, se obsesionaron con tratar de identificar la especie exacta del pez que se tragó a Jonás. [125] A mediados del siglo XIX, Edward Bouverie Pusey, profesor de hebreo en la Universidad de Oxford, afirmó que el Libro de Jonás debe haber sido escrito por el propio Jonás [126] y argumentó que la historia de los peces debe ser históricamente cierta, o de lo contrario no se habría incluido en la Biblia. [126] Pusey intentó catalogar científicamente el pez, [127] con la esperanza de "avergonzar a los que hablan del milagro de la preservación de Jonás en el pez como algo menos creíble que cualquiera de los otros milagros de Dios". [128]

El debate sobre el pez en el Libro de Jonás jugó un papel importante durante el interrogatorio de Clarence Darrow a William Jennings Bryan en el juicio de Scopes en 1925. [129] [130] [62] Darrow le preguntó a Bryan "Cuando leas eso. ballena se tragó a Jonás. ¿Cómo interpretas eso literalmente? " [129] Bryan respondió que creía en "un Dios que puede hacer una ballena y puede hacer a un hombre y hacer que ambos hagan lo que le plazca". [129] [62] Bryan finalmente admitió que era necesario interpretar la Biblia, [129] y generalmente se considera que parece un "bufón". [130]

Las ballenas más grandes, las ballenas barbadas, un grupo que incluye a la ballena azul, comen plancton y "comúnmente se dice que esta especie se ahogaría si intentara tragarse un arenque". [131] En cuanto al tiburón ballena, el Dr. EW Gudger, asociado honorario en Ictiología del Museo Estadounidense de Historia Natural, señala que, si bien el tiburón ballena tiene una boca grande, [132] su garganta mide solo diez centímetros de ancho. , con un codo afilado o una curva detrás de la abertura, [132] lo que significa que ni siquiera un brazo humano podría pasar a través de ella. [132] Concluye que "el tiburón ballena no es el pez que se tragó a Jonás". [132]

Los cachalotes comen regularmente calamares gigantes, por lo que podrían tragarse a un humano. [133] Al igual que una vaca, los cachalotes tienen estómagos de cuatro cámaras. [133] La primera cámara no tiene jugos gástricos pero tiene paredes musculares para triturar su comida. [134] [135] Por otro lado, no es posible respirar dentro del estómago del cachalote porque no hay aire (pero probablemente metano). [133]

En turco, "pez Jonás" (en turco Yunus Baligi) es el término utilizado para los delfines. [136] Una expresión establecida desde hace mucho tiempo entre los marineros utiliza el término, "un Jonás", para referirse a un marinero o un pasajero cuya presencia a bordo trae mala suerte y pone en peligro el barco. [137] Más tarde, este significado se amplió para significar, "una persona que lleva una maldición, alguien que traerá mala suerte a cualquier empresa". [138]

A pesar de su brevedad, el Libro de Jonás se ha adaptado en numerosas ocasiones a la literatura y la cultura popular. [139] [140] En Herman Melville's Moby Dick (1851), el padre Mapple pronuncia un sermón sobre el Libro de Jonás. Mapple pregunta por qué Jonah no muestra remordimiento por desobedecer a Dios mientras está dentro del pez. Llega a la conclusión de que Jonás comprende admirablemente que "su terrible castigo es justo". [141] Carlo Collodi Las aventuras de pinocho (1883) presenta al personaje principal ya su padre Geppetto siendo tragado por "el Terrible Cazón", una alusión a la historia de Jonah. [142] La adaptación cinematográfica de la novela de Walt Disney de 1940 conserva esta alusión. [143] La historia de Jonah se adaptó a la película animada de Phil Vischer y Mike Nawrocki. Jonás: una película de VeggieTales (2002). En la película, Jonah es tragado por una ballena gigantesca. [144] La película fue el primer estreno teatral de larga duración de Big Idea Entertainment [145] y ganó aproximadamente $ 6.5 millones en su primer fin de semana. [146]

Épica de Gilgamesh Editar

Joseph Campbell sugiere que la historia de Jonás es paralela a una escena del Épica de Gilgamesh, en el que Gilgamesh obtiene una planta del fondo del mar. [147] En el libro de Jonás, un gusano (en hebreo tola'ath, "gusano") muerde la raíz de la planta que da sombra y hace que se marchite [147] mientras que en el Épica de Gilgamesh, Gilgamesh ata piedras a sus pies y arranca su planta del fondo del mar. [147] [148] Una vez que regresa a la orilla, la planta rejuvenecedora es devorada por una serpiente. [147] [149]

Jason de la mitología griega Editar

Campbell también notó varias similitudes entre la historia de Jonás y la de Jason en la mitología griega. [147] La ​​traducción griega del nombre Jonás es Jonas, que difiere de Jason solo en el orden de los sonidos, ambos oLos omegas sugieren que Jason pudo haber sido confundido con Jonah. [147] Gildas Hamel, basándose en el Libro de Jonás y fuentes grecorromanas, incluidos los vasos griegos y los relatos de Apolonio de Rodas, Cayo Valerio Flaco y Argonáutica órfica, identifica una serie de motivos compartidos, incluidos los nombres de los héroes, la presencia de una paloma, la idea de "huir" como el viento y provocar una tormenta, la actitud de los marineros, la presencia de un monstruo marino o un dragón amenazando al héroe o tragándolo, y la forma y la palabra utilizada para la "calabaza" (kikayon). [150]

Hamel opina que fue el autor hebreo quien reaccionó y adaptó este material mitológico para comunicar su propio mensaje, bastante diferente. [151]


Comentario bíblico versículo por versículo

El profeta Jonás (= una paloma) ya se menciona en 2 Reyes 14:25. Era hijo de Amittai y era de Gat-hefer, en Galilea, al norte de Nazaret. En 2 Reyes 14 también leemos que él era un siervo de Dios y un profeta que había profetizado que las fronteras de Israel desde Hamat en Siria hasta el Mar Muerto serían restauradas. Esto tuvo lugar durante el segundo reinado del rey Jeroboam (793 - 753 a. C.). Por lo tanto, Jonás debe haber ministrado durante el tiempo de Jeroboam o poco antes. Por lo tanto, fue uno de los primeros profetas escritores después de Joel y después de Oseas y Amós.

Asiria era el imperio más poderoso de Oriente en la época de Jonás. La capital de Asiria era la antigua Nínive que ya había sido construida por Nimrod junto con Rehoboth, Resen y Calah (Calah es la única ciudad que se llama la gran ciudad en las Escrituras). Es posible que la expresión "esa gran ciudad" en Jonás 1: 2 deba entenderse de la misma manera. En este caso, el viaje de tres días en Jonás 3: 3 no sería de ninguna dificultad.

Jonás recibió la comisión de Jehová de anunciar el juicio de Dios a la ciudad pagana, impía y hostil. Pero Jonás rehusó interiormente el deseo de Dios de hablar a las naciones despreciadas que no fueran a Israel. Por eso huyó a Tarsis. Pero Dios lo alcanzó. Envió una tempestad en el mar para que pareciera que el barco se partiera. También tuvo suerte sobre Jonás y los marineros lo arrojaron al mar. Finalmente, Jehová preparó un gran pez en cuyo vientre Jonás tuvo que pasar tres días y tres noches hasta que el pez vomitó a Jonás en seco, según el mandato de Jehová.

Después de todo esto, Jonás finalmente estuvo listo para llevar a cabo la comisión de Dios y predicar el mensaje a Nínive: "¡Aún cuarenta días, y Nínive será destruida!" Pero cuando la gente de Nínive se arrepintió de la predicación de Jonás y Dios anuló el juicio amenazador, vemos el orgullo de Jonás como judío nuevamente y su enojo por la gracia de Dios hacia los paganos. Aún tenía que aprender que él mismo recibió agradecido la prueba de Dios de su bondad para su necesidad corporal, pero que no mostró comprensión cuando Dios quería mostrar misericordia por las almas de estas personas incrédulos.

2 Reyes 14:15 ya nos informa que Jonás era un profeta. En contraste con todos los demás profetas del Antiguo Testamento, su ministerio estaba dirigido a los habitantes paganos de Nínive y no al pueblo de Israel. El único mensaje profético que anunció Jonás fue el del juicio venidero sobre Nínive (Jonás 1: 2 Jonás 3: 2 Jonás 3: 4). Jonás, por tanto, es el único profeta del AT que revela la gracia de Dios hacia los paganos.

Las experiencias de Jonás forman el contenido principal y el propósito del libro. El significado profético de este libro no solo radica en el breve mensaje de Nínive, sino también en toda la historia de Jonás descrita en su libro. Sin embargo, muchos críticos quieren rebajar el libro de Jonás a una alegoría, una parábola o una leyenda debido a los milagros descritos en él (especialmente la aparición del gran pez devorando a Jonás). Pero el Señor Jesús en el NT mismo testifica claramente la historicidad del profeta Jonás y sus experiencias. También señala dos significados del libro.

En primer lugar, el libro de Jonás es una prueba de la ilimitada gracia y misericordia de Dios, no solo para su pueblo terrenal Israel, sino también para la impía ciudad pagana de Nínive. Muestra que Dios les ha dado a estas personas arrepentimiento de por vida. Para Israel o los judíos, respectivamente, esto era muy difícil de entender porque se consideraban solo a sí mismos como el pueblo elegido de Dios (Mateo 12:41 Mateo 16: 4 Lucas 11: 29-32 Hechos 10 Hechos 11).

En segundo lugar, el libro de Jonás contiene una representación tipológica de la historia del pueblo de Israel. Israel ha fallado como testigo de Dios como lo ha hecho Jonás y ha estado en el mar de naciones o en la dispersión durante mucho tiempo. Pero Israel ha sido guardado como Jonás fue guardado de una manera milagrosa y será testigo de Dios para las naciones en un día futuro. El evangelio del reino será un día difundido por judíos convertidos por todo el mundo.

En tercer lugar, Jonás es un tipo de Cristo. En Mateo 12: 39-40, el Señor Jesús anuncia a los escribas y fariseos que no se les dará ninguna señal sino la señal de Jonás: "Porque como estuvo Jonás tres días y tres noches en el vientre del gran pez, así será el Hijo del hombre sean tres días y tres noches en el corazón de la tierra ". Otra señal para Israel fue la salida del Señor Jesús a las naciones (Mateo 28:19 Marcos 16:15 Lucas 24:47) como leemos en Lucas 11:30.

En cuarto y último lugar, Jonás muestra el carácter del corazón humano. El corazón humano que, también para los creyentes, a menudo se somete de mala gana a la voluntad de Dios, busca su propio honor, se cuida a sí mismo ante todo y puede ser duro como una piedra para con los demás.¡Incluso la verdad de Dios agrada al corazón humano a menudo sólo mientras se pueda enfatizar su propia importancia! Todo esto tuvo que aprender Jonás. Por lo tanto, este pequeño libro contiene lecciones muy prácticas para todos los lectores.

a) Los milagros de dios

El libro de Jonás es un libro de milagros. Los milagros en parte parecen coincidencias, pero la mano de Dios está detrás de todos ellos.

Jehová llamó a la tempestad en el mar (cap.1: 4)

Jehová tenía la suerte de caer sobre Jonás (cap.1: 7)

Jehová había preparado un gran pez (cap.1: 17)

Jehová ordenó al pez y éste vomitó a Jonás en tierra firme (cap. 2:10)

Jehová preparó una calabaza (cap. 4: 6)

Dios preparó un gusano y golpeó la calabaza, que se secó (cap. 4: 7)

Dios preparó un sofocante viento del este (cap. 4: 8)

Especialmente el gran pez y la conversión de la gente de Nínive a menudo se han puesto en duda. Pero el Señor Jesús confirma ambos como hechos históricos (Mateo 12: 40-41).

b) Salmo de arrepentimiento de Jonás

Es muy sorprendente ver la similitud del capítulo 2 de Jonás con varios salmos. A continuación se muestran algunos paralelismos:


Jonás, el capitán y la tripulación del barco en el que navegaba, el rey y los ciudadanos de Nínive.

Jonás 1: 1-3
La palabra del Señor vino a Jonás hijo de Amittai: "Ve a la gran ciudad de Nínive y predica contra ella, porque su maldad ha subido delante de mí". Pero Jonás se escapó del Señor y se dirigió a Tarsis. Bajó a Jope, donde encontró un barco con destino a ese puerto. Después de pagar el pasaje, subió a bordo y navegó hacia Tarsis para huir del Señor.
(NVI)

Jonás 1: 15-17
Luego tomaron a Jonás y lo arrojaron por la borda, y el mar embravecido se calmó. Ante esto, los hombres temieron mucho al Señor, y ofrecieron un sacrificio al Señor y le hicieron votos. Pero el Señor proporcionó un gran pez para que se tragara a Jonás, y Jonás estuvo dentro del pez tres días y tres noches.
(NVI)

Jonás 2: 8-9
"Los que se aferran a ídolos inútiles pierden la gracia que podría ser de ellos. Pero yo, con un cántico de acción de gracias, te ofreceré sacrificios. Lo que he prometido, lo cumpliré. La salvación viene del Señor".
(NVI)

Jonás 3:10
Cuando Dios vio lo que hicieron y cómo se apartaron de sus malos caminos, tuvo compasión y no trajo sobre ellos la destrucción que había amenazado.
(NVI)

Jonás 4:11
"Pero Nínive tiene más de ciento veinte mil personas que no pueden distinguir su mano derecha de su izquierda, y también muchas cabezas de ganado. ¿No debería preocuparme por esa gran ciudad?"
(NVI)


Historicidad

Los católicos siempre han considerado el Libro de Jonás como una narración de hechos. En las obras de algunos escritores católicos recientes existe una tendencia a considerar el libro como ficción. Sólo Simon y Jahn, entre destacados eruditos católicos, han negado claramente la historicidad de Jonás y la ortodoxia de estos dos críticos ya no puede defenderse: "Providentissimus Deus" condenó implícitamente las ideas de ambos en materia de inspiración, y la Congregación de el Índice condenó expresamente la "Introducción" de este último.

Razones para la aceptación tradicional de la historicidad de Jonás:

Tradición judía

Según el texto de la Septuaginta del Libro de Tobías (xiv, 4), las palabras de Jonás con respecto a la destrucción de Ninive se aceptan como hechos, la misma lectura se encuentra en el texto arameo y en un manuscrito hebreo. El apócrifo III Mach., Vi, 8, enumera la salvación de Jonás en el vientre del pez junto con las otras maravillas de la historia del Antiguo Testamento. Josefo (Ant. Jud., IX, 2) claramente considera que la historia de Jonás es histórica.

La autoridad de Nuestro Señor

Los católicos consideran que esta razón elimina toda duda sobre el hecho de la historia de Jonás. Los judíos pidieron una "señal" y un milagro para probar el carácter mesiánico de Jesús. Respondió que no se les daría ninguna "señal" más que la "señal del Profeta Jonás. Porque como estuvo Jonás en el vientre de la ballena tres días y tres noches, así estará el Hijo del Hombre en el corazón de la tierra". tres días y tres noches. Los hombres de Nínive se levantarán en juicio con esta generación y la condenarán, porque se arrepintieron en la predicación de Jonás. Y he aquí otro mayor que Jonás aquí "(Mateo 12: 40-1 16: 4 Lucas 11: 29-32). Los judíos pidieron un verdadero milagro que Cristo los hubiera engañado si hubiera presentado un mera fantasía. Él argumenta claramente que solo como Jonás estuvo en el vientre de la ballena tres días y tres noches aún así Estará en el corazón de la tierra tres días y tres noches. Entonces, si la estancia de Jonás en el vientre del pez es sólo una ficción, la estancia del cuerpo de Cristo en el corazón de la tierra es sólo una ficción. Si los hombres de Ninive realmente no se levantarán para juzgar, tampoco los judíos realmente se levantarán. Cristo contrasta la realidad con la realidad, no la fantasía con la fantasía, ni la fantasía con la realidad. Sería muy extraño, de hecho, si dijera que es más grande que un hombre de fantasía. Sería un poco menos extraño si él reprendiera a los judíos por su falta real de penitencia al comparar esta falta con la penitencia de Ninive, que nunca existió en absoluto. Toda la fuerza de estos sorprendentes contrastes se pierde, si admitimos que la historia de Jonás no es narrativa de hechos. Finalmente, Cristo no hace distinción entre la historia de la reina de Sabá y la de Jonás (ver Mateo 12:42). Él asigna el mismo valor histórico al Libro de Jonás que al Tercer Libro de los Reyes. Este es el argumento más fuerte que ofrecen los católicos por la firme posición que adoptan sobre el terreno de la narrativa de hechos de la historia de Jonás.

La autoridad de los padres

Nunca se ha citado a un solo padre a favor de la opinión de que Jonah es un cuento de fantasía y no una narración de hechos en absoluto. Para los padres, Jonás era un hecho y un tipo del Mesías, tal como Cristo presentó a los judíos. Los santos Jerónimo, Cirilo y Teófilo explican en detalle el significado tipográfico de los hechos del Libro de Jonás. San Cirilo incluso se anticipa a las objeciones de los racionalistas de hoy: Jonás huye de su ministerio, lamenta la misericordia de Dios hacia los ninivitas y, de otras maneras, muestra un espíritu que se convierte en un profeta y un tipo histórico de Cristo. Cyril admite que en todo esto Jonás falló y no es un tipo de Cristo, pero no admite que estos fracasos de Jonás prueben que la historia de sus hechos fue una mera ficción.

  • Cristo habló de acuerdo con las ideas de la gente, y no tenía ningún propósito en decirles que Jonás realmente no fue tragado por los peces. Preguntamos: ¿Cristo habló de la Reina de Saba como un hecho? Si es así, entonces habló de Jonás como un hecho, a menos que haya alguna prueba de lo contrario.
  • Si el libro fuera histórico en su narrativa, ciertos detalles no se omitirían, por ejemplo, el lugar donde el Profeta fue vomitado por el monstruo marino, cuyos pecados particulares eran culpables de los ninivitas, el tipo particular de calamidad por el cual el la ciudad iba a ser destruida, el nombre del rey asirio bajo el cual tuvieron lugar estos eventos y que se volvió al Dios verdadero con tan maravillosa humildad y arrepentimiento.

Introducción al libro de Jonás

1. Los profetas eran conocidos por varios términos, tanto en griego como en hebreo:

una. El término griego del que proviene nuestro término en inglés es profhvth 1 (profetas) que significa uno que proclama e interpreta la revelación divina. 2 Es descriptivo de alguien que habla Palabra de Dios y rsquos. 3

B. Los términos hebreos usados ​​para un profeta son principalmente ayb! N * 4 (nabi) que probablemente sea descriptivo de "uno llamado" para hablar en nombre de Dios 5, y ha # r) h * 6 (hroeh, Inglés & ldquoseer & rdquo) que era como solían llamarse profetas en Israel antes de Samuel (1 Sam. 9: 9) porque tenían visiones

C. Otros términos para un profeta incluyeron, "hombre de Dios", "hombre de Dios", "hombre del Espíritu" y "hombre del Espíritu" 7.

2. Los profetas tenían características que eran similares y distintas de sus contemporáneos del Antiguo Cercano Oriente:

una. Características similares al ANE 8:

1) Algunas veces se identificaron con experiencias de éxtasis (1 Sam. 10: 11 - aunque esto puede ser sarcástico)

2) Los profetas hablaron con los reyes para animarlos o con críticas.

3) Los profetas hablaron sobre asuntos militares o proyectos de construcción.

4) Los profetas recibieron sus mensajes a través de sueños, visiones, trances o formas que no fueron declaradas.

B. Características disímiles con el ANE 9:

1) Los profetas bíblicos estaban seguros de sus llamados individuales de YHWH (véase Isaías 6 Jeremías 1 Ez 1 Jonás 1, etcétera)

2) Los profetas bíblicos eran hombres santos que fueron y fueron quitados por el Espíritu y rdquo (2 P. 1:21)

3) Los profetas bíblicos generalmente se identificaban con autocontrol cuando estaban bajo la revelación 10.

4) Los profetas bíblicos generalmente fueron acusados ​​de antiespiritismo en lugar de preocuparse por el ritualismo.

5) Los profetas bíblicos estaban preocupados por mensajes de exilio y destrucción de gran alcance.

6) Los profetas bíblicos a menudo hablaban tanto a la gente como a los reyes

7) Los profetas bíblicos (especialmente los profetas clásicos [ver más abajo] hablaron sobre la base del Pacto Mosaico 11 (por el cual Dios eligió a un pueblo para revelarse y llevar a cabo su plan en la historia)

8) Los profetas bíblicos incluyeron un aspecto escatológico en sus mensajes por el cual su Dios totalmente soberano revelaría porciones de Su etapa final de la historia 12

B. Clasificación de los Profetas 13: Los profetas pueden ser identificados dentro de tres categorías básicas - (1) pre-monarquía 14, (2) preclásica 15, (3) clásica 16 - según se desarrolla la siguiente tabla: 17

Orientación nacional, Mantenimiento de la justicia, Supervisor espiritual

Consejo militar, Pronunciamiento de reprensión o bendición.

La reprimenda con respecto a la condición actual de la sociedad conduce a advertencias de cautiverio, destrucción, exilio y la promesa de una eventual restauración. Llamado a la justicia y al arrepentimiento.

C. El mensaje del profeta:

1. La mayoría de los escritos proféticos clásicos fueron una colección histórica de sermones durante tiempos turbulentos en la historia de Israel y rsquos con un mensaje a los problemas de la nación 19

2. Los mensajes históricos se recopilaron y organizaron en forma de libro, por lo que están destinados a las generaciones posteriores de Israel y de aquellos hasta que se cumplan los propósitos de Dios en la historia. 20

3. El siguiente gráfico muestra cuatro categorías básicas de oráculos proféticos: 21

Centrarse principalmente en la idolatría, el ritualismo y la justicia social.

Concéntrese en no darle el debido honor al Señor

Castigo a realizar

Principalmente político y proyectado para un futuro próximo

Interpreta las crisis actuales o recientes como castigo.

Por lo general, se ofrece muy poco retorno a Dios al poner fin a la conducta inicua.

Un poco más ofrecido más específicamente dirigido a una situación particular.

Afirmación de futura esperanza o liberación.

Presentado y entendido como posterior a un período intermedio de juicio.

Presentado y entendido como que abarca un período de tiempo prolongado

4. Mensajes sobre el futuro:

una. La profecía ciertamente fue un mensaje para un pueblo histórico

B. La profecía también fue un mensaje para un pueblo histórico en vista del propósito redentor en curso de Dios y rsquos, por lo tanto, reveló el plan e intenciones soberanos de Dios y rsquos.

C. En lo que se suele llamar "profecía quopredictiva", el elemento "quopredictivo" se adjuntó a la situación actual.

D. Si bien el autor humano probablemente entendió el mensaje histórico que estaba dando, solo el Autor Divino podría conocer completamente el referente final si el mensaje hablaba del futuro. Sin embargo, el referente final no contradeciría (ni podría) contradecir el mensaje histórico del autor humano. 22

mi. Dado que Jesucristo es el centro de la historia de la salvación de Dios, toda profecía se relaciona de alguna manera con Él.

II. AUTOR: Puede haber sido Jonás (hnwy), o alguien que lo conoció y luego escribió los eventos (uno de los hijos de los profetas)

R. La evidencia externa es muy leve y tardía para Jonás:

Los Doce Profetas eran conocidos como una unidad en el siglo III a. C. (Eclesiastés 49:10), y el siglo II a.C. (Tobías 14: 4,18 Ben Eclesiástico 49:10)

1. El nombre del personaje principal es Jonás (1: 1)

2. Había un Jonás, hijo de Amittai, que vivió durante el siglo VIII a. C. en el Reino del norte 23 bajo el reinado de Jeroboam II (c. 793-753 a. C. 2 Reyes 14:25)

3. Jeroboam aumentó las fronteras de Israel y rsquos de acuerdo con la profecía de Jonás y rsquos (2 Rey. 14:25)

4. Si bien el autor pudo haber sido alguien que obtuvo la información sobre el evento (por ejemplo, de los & ldquosons de los profetas & rdquo [2 Rey. 2: 3]), no es del todo imposible que fue escrito por Jonás mismo después de que él aprendió la lección del libro en su camino de regreso a Israel.

5. Los pensamientos de Jonás se registran con cierta profundidad en el segundo capítulo de Jonás. 24 Esto podría ser más difícil de recuperar para un autor posterior, a menos que hubiera hablado con Jonah

III. FECHA: Durante el período anterior al exilio y quizás durante la vida de Jonás (primera mitad del siglo VIII a.C.)

A. La fecha debe caer entre el reinado de Jerobaom II (793-753 a. C.) y la caída de Nínive (612 a. C.) 25

B. Jonás bien pudo haber encajado en el período de tiempo de los profetas preclásicos 26, pero fue de transición hacia el período clásico 27.

C. De acuerdo con las fechas anteriores, Jonás vivió poco después de la época de Eliseo.

D. Tres profetas parecían ministrar durante el mismo tiempo: Jonás, Amós y Oseas.

E. Isaías siguió este período inmediato

F. Aunque algunos han fechado el libro tarde debido a los arameos y expresiones desconocidas para el hebreo clásico, no son concluyentes y no prueban una fecha posterior al exilio 28

G. Aunque algunos fechan el libro después del exilio como respuesta al espíritu ultranacionalista de Esdras y Nehemías, este énfasis universalista también ocurrió durante el siglo octavo en Isaías 2: 2ss.

IV. ENTORNO HISTÓRICO:

A. Israel parece estar exteriormente en el cenit de su poder. Jeroboam II tuvo un reinado exitoso (2 Reyes 14: 25-28 cf. Amós 6:14)

B. Muchos de los personajes malvados descritos en Amós 1--2 podrían traducirse mejor en el tiempo presente de las actividades que se están realizando en ese momento 30 y, por lo tanto, describir el gobierno de Jeroboam II y rsquos tan dolorosamente perturbador como sus líneas fueron violadas y los enemigos presionados en el territorio. Israel iba a librar una guerra defensiva contra los ejércitos de Siria y Ammón. Ambos eran ciertos.

C.Tres períodos de Israel desde Jehú (841-414):

1. 839-806 - Comprometidos en Oriente y desgarrados por disensiones civiles. No pudo presionar a Siria, sufrió 30 años de humillación durante Jehú, Joacaz, Joás 31

2. 806-782 - El rey de Asiria y rsquos Adad-Nirari III es gobernante y gobernó los estados circundantes y especialmente Siria, por lo tanto, Israel fue protegido y pudo restaurar algunas de sus fronteras bajo Johoás y Jeroboam II. Siria no pudo luchar en dos fronteras. 32 Israel y Judá restauraron sus fronteras a casi todas las de David y Salomón (cf.2 Reyes 14:25 para la profecía de Jonás)

3. 782-745 - los tiempos de Jonás, Amós y Oseas: Asiria estaba bajo la presión del reino norteño de Urartu que empujó a Asiria hacia abajo desde el norte, noroeste y noreste (págs. Cohen, 157-158) . Siria fue liberada para hacer frente a Israel y entró en largas batallas para recuperar Galaad, y Basán 33

4. Para fines del siglo, el Imperio Asirio sería la fuerza militar más poderosa jamás conocida en el mundo, superando y deportando al reino del norte, pero Israel no lo sabía en la época de Jonás 34.

D. La gente se volvió arrogante durante el período de prosperidad de la nación del norte y rsquos que resultó en injusticia, codicia, descuido de los pobres, persecución de los pobres y religión formalista 35

V. HISTORICIDAD: Jonás es un género (forma) de literatura que probablemente sea histórica:

A. Jonás no es una descripción alegórica de la experiencia de Israel y rsquos con Babilonia por las siguientes razones: 36

1. Aunque Jonás puede significar & ldquodove & rdquo, no es una identificación estándar ni común.

2. Aunque el pez podría ser representativo del cautiverio de Babilonia, Babilonia nunca se menciona, y Babilonia tomó a Judá, no a Israel. Además, el pescado es un medio de liberación, no de castigo.

3. Aunque Jonás podría tratarse de un mandato misionero para el mundo gentil, Jonás nunca menciona las distinciones del judaísmo, la Torá ni el monoteísmo. Además, el exilio no fue por el fracaso misionero, sino por ofensas internas contra el pacto.

4. Las alegorías en el AT tienen indicaciones inequívocas de su naturaleza alegórica (Ecl. 12: 3ff Jer. 25: 15ff Ez. 19: 2ff 24: 3ff 27: 3ff Zac. 11: 4ff), 37 de las cuales Jonás no tiene ninguna.

B. Jonás probablemente no fue una parábola por las siguientes razones:

1. No solo las parábolas tienen fines morales o didácticos. Las narraciones históricas también pueden tener este objetivo (cf. Reyes Rut)

2. La obra no se ubica en un escenario que afirme que es una historia o que no es cierto:

una. Se coloca canónicamente entre los profetas y no entre los libros poéticos.

B. No se presenta como una cuenta genérica (p. Ej., & LdquoUn hombre determinado & rdquo).

C. Es cierto que no hay un marco de tiempo directo en el libro, pero este es un argumento del silencio.

3. Comparado con otras parábolas del AT (Jueces 9: 8 en adelante 2 Sam. 12: 1 14: 6 1 Rey. 20: 39 en adelante 2 Rey. 14: 9) Jonás es mucho más largo y complejo. Además, el punto moral de la parábola nunca se aclara abundantemente ya que no se presenta ninguna explicación 38

C. Jonás fue probablemente una obra histórica:

1. A veces, la falta de voluntad para aceptar la posibilidad de sucesos milagrosos (el pez, la planta) puede ser fundamental para negar la historicidad, en otras ocasiones es una cuestión de género literario 39

2. Los detalles del libro parecen ser datos históricos:

una. Jonás fue una persona histórica (ver arriba)

B. Nínive era una ciudad histórica (ver arriba)

C. Los detalles de comprar un boleto, abordar el barco, el destino del barco, el puerto del barco, todos parecen ser históricos.

D. El relato de la tormenta, las reacciones de los marineros y rsquo, sus prácticas paganas, los gritos a YHWH y los sacrificios, todos parecen ser históricos.

3. El Libro de Jonás se presenta al igual que otras profecías: “Ahora la palabra del Señor vino a Jonás. & rdquo (Jonás 1: 1)

4. El Nuevo Testamento coincide con un enfoque histórico (Mateo 12: 39-41 16: 4 Lucas 11: 29-32)

una. Se supone que Jonás estuvo realmente en el vientre de un gran pez durante tres días.

B. Se supone que Jonás fue una señal genuina para la gente de Nínive.

C.Se supone que la gente de Nínive se ha arrepentido y está entre los que juzgarán a la generación de Jesús en el futuro.

D. La gente de Nínive está incluida entre otra figura histórica: la Reina del Sur.

VI. PROPÓSITOS DEL LIBRO DE JONAS:

A. Para enfatizar los cambios provocados por la profecía clásica en términos del valor del arrepentimiento. Incluso podría hacer retroceder el pronunciamiento de un profeta (incluso para una nación gentil, sin mencionar a Israel) 40

B. Para enfatizar la preocupación de YHWH y rsquos por toda la humanidad, incluso los malvados, y no solo por Israel.

C. Para enseñar que la salvación es de YHWH

D. Enseñar acerca de la naturaleza de YHWH como un Dios del pacto que está comprometido con su pueblo, incluso los individuos que están en rebelión.

E. Para enfatizar la necesidad de someterse al mandato de Lord & rsquos o de lo contrario no dejarle más remedio que arrastrarnos mientras trabaja en su plan soberano.

F. Enfatizar que el Señor a veces está obrando más allá de nuestros propios entendimientos teológicos y, por lo tanto, no está atado a ellos.

G. Enseñar contra la arrogancia del "orgullo espiritual".

H. Enseñar que el Señor puede ser compasivo con aquellos que muestran pequeños pasos de arrepentimiento en la dirección correcta sin contaminar su justicia que exige juicio por el mal. 41

VII. ORGANIZACIÓN Y ESTRUCTURA DE JONAS: 42

El libro tiene dos mitades paralelas: capítulos 1 y amp2 y 3 y amp4

A. Cada uno tiene un llamado de Dios y una respuesta de Jonás (1: 1-3 / 3: 1-3)

B. Jonás se encuentra con paganos que se ven obligados a considerar la influencia de su Dios (1: 4-11 / 3: 4-10)

C. Jonás se ve obligado a enfrentarse a Dios debido a sus actitudes (1: 12-17 / 4: 1-9)

D. Cada sección termina con la liberación compasiva de Dios y rsquos (2: 1-9 / 4: 10-12)

Dios demuestra su compasión tanto por los marineros como por Jonás al entregarlos a ambos.

Dios demuestra su compasión tanto por Nínive como por Jonás al entregarlos a ambos 43

3 Hill y Walton parecen tener razón al distinguir el concepto bíblico de la predicación del concepto común de que un profeta predice el futuro, ya que un profeta solo habla los planes e intenciones de Dios, y dado que los planes de Dios no son predicciones sino certezas preestablecidas de el soberano de toda causalidad (Una revisión del Antiguo Testamento, págs. 314-315.

5 La Sor, Hubbard y Bush, Encuesta del Antiguo Testamento, pag. 298-299 R. K. Harrison, Introducción, págs. 741-742. Ver también Éxodo 4: 15ff 7: 1).

6 1 Samuel 9: 9 Isa. 30:10 BDB, s.v. ha # r), pág. 909 que significa uno que ve (tal vez una visión) de har

8 Se conocían profetas en las tablas de Mari del siglo XVIII a. C. y en el Imperio Neo-Asirio durante los días de Esarhaddon y Ashurbanipal (681-633 A.C.) Ver Hill y Walton, Una encuesta, págs. 309-310.

9 Gran parte de esta información proviene de Hill y Walton Encuesta, pag. 311.

10 La Sor, Viejo, pag. 300 Véase la extensa discusión y bibliografía de R. K. Harrison, Introducción, págs. 752-754

11 Los juicios eran reafirmaciones de las maldiciones del pacto (Lev. 26 Deut. 27-28) YHWH determinaría el tiempo de los juicios como Juez, y los juicios serían ejecutados por naciones extranjeras. Solo a través de un Nuevo Pacto (Deut. 30 Jer. 31) podría la nación ser restaurada después de que cayeran bajo juicio (Elliott E. Johnson, Elements of Recognition, Dallas Theological Seminary, p. 53).

12 Algunos pasajes centrales que hablan de este tema se encuentran en las palabras del profeta Isaías (41: 21-24 43: 10-13 44: 6-11 45: 20-21 48: 3-7.

Los profetas posteriores al exilio tenían los días en que YHWH completaba su programa (los últimos días, o esos días) como un enfoque central (La Sor et al, Viejo, pag. 304.

El Día del SEÑOR (Día de YHWH) sería el momento en que YHWH consumaría su juicio y bendición.

13 La Sor et al ofrece una lista completa con pasajes centrales, Viejo, págs. 301-303.

14 Estos son Débora, Samuel (aunque Samuel es de transición como el último de los jueces y el primero de los profetas monárquicos [preclásicos]).

Fueron llamados profetas porque: (1) fueron elegidos para recibir revelación, (2) Moisés es el prototipo de profeta [Deut. 18:18 34:10], (3) Samuel marcó un momento en que se reanudó la profecía [1 Sam. 3: 7-9]. Ver La Sor et al, Viejo, págs. 300-301.

15 Estos se encuentran dispersos a lo largo de los libros históricos, incluidos los oráculos de Natán, Elías y Eliseo.

16 Estos se identifican más comúnmente con los profetas escritores del siglo VIII al IV a.C. incluyendo principalmente a aquellos que escribieron libros (Abdías, Joel, Jonás, Amós, Oseas, Miqueas, Isaías, Obed, Nahum, Habacuc, Sofonías, Jeremías, Ezequiel, Hageo, Zacarías, Malaquías).

17 Hill y Walton, Una encuesta, pag. 311.

18 Jonás es único porque no contiene una colección de oráculos proféticos para la nación, sino que es una narración sobre el profeta.

19 Elliot E. Johnson, Principio de reconocimiento, Notas de clase, Seminario Teológico de Dallas, p. 52.

21 Hill y Walton, Una encuesta, págs. 313-315.

22 El Autor Divino usaría al autor humano para comunicar Su mensaje a menudo con una referencia más allá de la conciencia consciente del autor humano.

Esto podría ilustrarse de la siguiente manera: si le digo a mi hija, no amo los besos de nadie tanto como de ti, habría límites para mi declaración (por ejemplo, no incluye a mi esposa). Sin embargo, si alguien me trae un niño y me dice: ¿Querías decir más que Alice? Yo diría: Sí, aunque no tenía a Alice en mente cuando hice esa declaración, Alice encaja con lo que he dicho. Hablo aquí como el autor humano. Pero si mis dichos fueran inspirados, Dios diría: Sí, ¡y Alice es específicamente a quien tenía en mente!

Dado que el mensaje es el mensaje del Autor Divino, a veces hay referencias más allá (pero no en conflicto) con la conciencia del autor humano.

23 Jonás vivía en Gat-hefer cerca de Nazaret (cf. Jn. 7:52)

24 Tenga en cuenta el uso de la primera persona a lo largo de este capítulo.

25 La última fecha se basa en las interpretaciones de Jonás 3: 3 que argumentan que Nínive ya no existía debido al verbo era.

Sin embargo, no tiene por qué implicar que la condición descrita ya no existía (véase 1 Rey. 10: 6 Isa. 49: 5c Jer. 14: 4a) [véase Walton, Jonás, pag. 66-67]. La narración fue escrita en tiempo pasado, por lo tanto, un verbo en tiempo presente parecería incongruente.

Algunos también argumentan que el uso que hizo Jonás del título, Rey de Nínive (3: 3) no es realista porque no se usa en ninguna otra parte de los registros bíblicos o mesopotámicos. Pero este es un argumento del silencio que no prueba una fecha tardía. También podría ser un título genuino, aunque no comprobado, del rey de Asiria, o estar refiriéndose a un gobierno de la ciudad que no era el rey de Asiria. Esta última explicación no era infrecuente (véase el rey de Edom [2 Reyes 3: 9,12], el rey de Damasco [2 Crón. 24:23] y Acab como rey de Samaria [1 Reyes 21: 1 ]).

26 Los mensajes anteriores se centraban en el juicio por el mal, la intercesión (ver Éxodo 32:11 en adelante Núm. 14:13 en adelante Deuteronomio 9:26 en adelante) y el compromiso (2 Rey. 18: 21,37).

Samuel pidió al pueblo que se arrepintiera (1 Sam. 7: 3), pero fue un juez de transición, profeta y sacerdote, y no estrictamente un profeta (ver arriba también Walton, Jonás, págs. 70-71).

Jonás le habló al Rey como los profetas preclásicos (2 Rey. 14:25, pero dentro de los cincuenta años de la declaración anterior el escritor de 2 Reyes registró: El SEÑOR había advertido a Israel y Judá a través de todos sus profetas y todo vidente diciendo: ' Apártate de tus malos caminos y guarda mis mandamientos, mis estatutos conforme a toda la ley que mandé a tus padres y que envié a ti por medio de Mis siervos los profetas '' (2 Rey.17: 13). a la edad clsica (ver el cuadro de arriba ver tambin Walton, Jonás, págs. 70-72).

27 La transición bien puede explicar algo de la resistencia de Jonás a proclamar el mensaje de arrepentimiento de YHWH. Quería que Nínive fuera juzgada como lo fue Sodoma (ver Hill, Jonás, pag. 72).

28 R. K. Harrison, Introducción, pag. 917.

29 Ibíd., Pág. 917. Además, Elías y Eliseo tenían misiones en Sidón y Siria (cf. 1 Reyes 17: 9 en adelante 2 Reyes 5: 1 en adelante).

30 Simon Cohen, El trasfondo político de las palabras de Amós, HUCA, págs. 155-156.

34 Hill y Walton, Encuesta, pag. 384.

37 Véase una discusión más completa en R. K. Harrison, Introducción, págs. 911-912.

38 R. K. Harrison, Introducción, pag. 913.

39 Hill y Walton, Encuesta, pag. 383.

41 Hill y Walton tienen una excelente discusión sobre esta función del libro (Encuesta, págs. 385-387).

42 Adaptado de Hill y Walton, Encuesta, págs. 387-388.

43 El hecho de que Jonás no sea finalmente liberado (en el sentido de que la planta es derribada) puede ser un indicio del juicio posterior que recibiría Nínive.

Malick recibió una Maestría en Teología en Exposición Bíblica, con honores, del Seminario Teológico de Dallas en 1984. En 2003, obtuvo su Doctorado en Jurisprudencia, magna cum laude, de la Facultad de Derecho de la Universidad Capital, donde recibió la Orden de la Curia. Ha realizado estudios de posgrado en Dallas T. Más


El significado del libro de Jonás

El Talmud atribuye la composición de los Doce Profetas a los Hombres de la Gran Asamblea (Bava Batra 15a). Rashi explica que los libros estaban encuadernados en un solo rollo porque cada uno era tan corto que algunos podrían perderse si no se combinaban en un rollo de mayor tamaño.

Juntos abarcan un período de unos 250 a 300 años. Jonás, Oseas, Amós y Miqueas fueron profetas del siglo VIII que Nahum, Habacuc, Sofonías y Abdías profetizaron en el siglo VII y principios del VI, y Hageo, Zacarías y Malaquías profetizaron a fines del siglo VI. De los doce, Joel es el más difícil de encontrar, y lo discutiremos en el cuarto capítulo sobre los Doce Profetas.

Es difícil encontrar una teoría completa que explique el propósito del libro o por qué Jonás huyó de su misión. Durante milenios, grandes intérpretes han rastreado los cuarenta y ocho versículos del Libro de Jonás en busca de sus mensajes fundamentales.

Una línea midráshica sugiere que el Israel impenitente quedaría mal en comparación si los no israelitas se arrepintieran. [2] Otro propone que Jonás estaba convencido de que los ninivitas se arrepentirían y Dios los perdonaría. Jonás temía que luego lo llamarían falso profeta una vez que su predicción de la destrucción de Nínive no se cumpliera. [3]

Abarbanel no encuentra ninguna respuesta convincente. Quizás Israel se sentiría inspirado a arrepentirse a la luz del arrepentimiento de Nínive. Además, dado que los ninivitas se arrepintieron, obviamente creían que Jonás era un verdadero profeta. En ninguna parte hay evidencia de que Jonás esté molesto por su reputación o la de Israel. Es poco probable que Jonás hubiera violado el mandamiento de Dios por las razones dadas por estos midrashim.

Abarbanel (seguido de Malbim) sostiene que Jonás temía la futura destrucción de Israel por Asiria, de la cual Nínive era la capital (cf. Ibn Ezra sobre 1: 1). En lugar de obedecer la directiva de Dios, Jonás eligió martirizarse a sí mismo en nombre de su pueblo. Sin embargo, el Libro de Jonás presenta a Nínive como una ciudad-estado tipológica similar a Sodoma, no como la capital histórica de Asiria. El nombre de Jonás aparece dieciocho veces en el libro, pero no se menciona a nadie más, ni siquiera al rey de Nínive. Además, no se menciona

o su rey en la historia. El Libro de Jonás parece tener un mensaje autónomo que trasciende su contexto histórico. [4]

Buscando otro enfoque, los eruditos del siglo XX Yehoshua Bachrach, [5] Elyakim Ben-Menahem, [6] y Uriel Simon [7] citan la protesta de Jonás del final del libro:

Oró al Señor, diciendo: “¡Oh Señor! ¿No es esto lo que dije cuando todavía estaba en mi propio país? Por eso huí de antemano a Tarsis. Porque yo sé que eres un Dios compasivo y misericordioso, lento para la ira, abundante en misericordia, renunciando al castigo. (Jon. 4: 2)

Estos eruditos entienden la protesta de Jonás como un rechazo de la idea misma del arrepentimiento. Para apoyar su lectura, citan un pasaje del Talmud de Jerusalén:

Se preguntó a la sabiduría: ¿cuál es el castigo para un pecador? Ella respondió: La desgracia persigue a los pecadores (Prov. 13:21). Se preguntó de la profecía: ¿cuál es el castigo para un pecador? Ella respondió: El que peca, solo él morirá (Ezequiel 18: 4, 20). Dios le preguntó: ¿cuál es el castigo para un pecador? Él respondió, que se arrepienta y obtenga la expiación. (J.T. Makkot 2: 6 [31d])

Desde este punto de vista, existe una lucha fundamental entre Dios por un lado y la sabiduría y la profecía por el otro. Jonás no estaba atrapado en los detalles de esta profecía específica, sino que estaba protestando por la existencia misma del arrepentimiento, prefiriendo en cambio que Dios imponga un castigo inmediato a los pecadores.

Aunque este enfoque es más completo que las interpretaciones anteriores, sigue siendo incompleto. Gran parte del libro tiene poco que ver con el arrepentimiento o la misericordia de Dios, particularmente el prolongado encuentro de Jonás con los marineros en el capítulo 1 que nunca necesitaron arrepentirse, y su oración en el capítulo 2 donde Jonás probablemente no se arrepintió. Además de restar importancia al papel de los marineros en el capítulo 1, Uriel Simon elude la oración de Jonah al afirmar que no era una parte original de la historia. [8] Independientemente de sus orígenes, sin embargo, la oración de Jonás parece ser parte integral del libro y probablemente contiene una de las claves para desbloquear los propósitos generales de la narración. [9] Finalmente, la mayoría de los profetas parecen haber aceptado las ideas del arrepentimiento y la misericordia de Dios. ¿Por qué debería haber huido Jonás solo de su misión?

Aunque estos intérpretes tienen razón al enfatizar la protesta de Jonás contra el atributo de la misericordia de Dios en 4: 2, Jonás también desaprobó ese atributo particularmente cuando Dios lo aplica a los paganos. Parece que este tema se encuentra en el corazón del libro, creando un conflicto insuperable entre Jonás y Dios. Jonás no estaba dispuesto a aceptar la misericordia de Dios incluso con los paganos más éticamente perfeccionados porque esa manifestación de misericordia era la antítesis de la concepción deseada de Dios por Jonás.

Aunque eran paganos, los marineros eran personas superiores. Rezaron a sus deidades durante la tormenta, trataron a Jonás con respeto incluso después de haber sido seleccionado por la lotería como la causa de sus problemas, y se esforzaron por evitar tirarlo por la borda incluso después de que confesó. Le imploraron a Dios misericordia. Cuando finalmente arrojaron a Jonás al mar, le hicieron votos a Dios.

Jonás, por otro lado, no muestra ninguna de estas elevadas cualidades. Se rebeló contra Dios al huir y luego se durmió mientras los aterrorizados marineros rezaban. Sorprendentemente, el capitán suena como un profeta cuando se dirige a Jonás: “¡Cómo puedes estar durmiendo tan profundamente! ¡Arriba, invoca a tu dios! Quizás el dios sea bondadoso con nosotros y no pereceremos ”(1: 6), mientras que Jonás suena como la audiencia distraída que un profeta normalmente debe reprender. El capitán incluso usa las mismas palabras en 1: 6 (kum kera) que Dios tenía al ordenarle a Jonás que fuera a Nínive en 1: 2 (kum lekh… u-kera).

Cuando Jonás finalmente habla en el texto, el narrador divide las palabras del profeta entre una cita directa y una narración:

“¡Soy hebreo! (Ivri anokhi)," respondió. “Adoro al Señor, Dios del cielo, que hizo el mar y la tierra”. Los hombres estaban muy aterrorizados y le preguntaron: "¿Qué has hecho?" Y cuando los hombres se enteraron de que estaba huyendo del servicio del Señor, porque así les dijo. . . (1: 9-10)

Aunque Jonás les dijo a los marineros lo que querían saber, que su huida de Dios había causado la tormenta, es el narrador quien relata esas palabras cruciales en lugar de colocarlas en el discurso directo de Jonás. Además, la afirmación de Jonás de que era un hebreo que adoraba al Dios verdadero parece tangencial a las preocupaciones de los aterrorizados marineros. ¿Por qué el narrador enmarcaría la declaración de Jonás de esta manera?

El término "Ivri (Hebreo) ”se usa a menudo cuando se contrasta a los israelitas con los no israelitas. [10] En este sentido, Elyakim Ben-Menahem señala que el uso de Jonás de Ivri en 1: 9 es apropiado, ya que se estaba contrastando con los paganos. La diferencia percibida de Jonás con los marineros paganos es el énfasis principal del capítulo 1. Ben-Menahem sugiere además que el texto no informa la respuesta de Jonás al capitán para que su dramática proclamación en 1: 9 pueda aparecer como sus primeras palabras registradas en el libro. . [11] Este contraste con los marineros fue más importante para Jonás, por lo tanto, el narrador colocó solo estas palabras en su cita directa.

Para explicar la bifurcación de la declaración de Jonás, Abarbanel adelanta un comentario de estilo midráshico: "La intención [de la palabra Ivri] no es solo que era de la Tierra de los hebreos, sino que era un pecador [avaryan] que estaba transgrediendo el mandamiento de Dios ". Abarbanel supone que los marineros dedujeron de este juego de palabras en Ivri que Jonás huía! Para que la sugerencia de Abarbanel funcionara como el significado principal del texto, por supuesto, los marineros tendrían que haber sabido hebreo y haber sido tan ingeniosos como Abarbanel para haber captado ese juego de palabras. Aunque no es convincente peshat Comentario, la percepción de Abarbanel es conceptualmente esclarecedora con respecto al propósito general del capítulo 1. Jonás se contrasta enfáticamente a sí mismo con los marineros paganos, sin embargo, el narrador en cambio ha contrastado a Jonás con Dios. En el capítulo 1, Jonás era de hecho el hijo de Abarbanel. Ivri—Un héroe profético de verdadera fe que se contrasta con los paganos, y un avaryan—Un pecador contra Dios.

Después de esperar tres días dentro del pez, Jonás finalmente oró a Dios. Algunos (por ejemplo, Ibn Ezra, Abarbanel y Malbim) concluyen que Jonás debe haberse arrepentido, ya que Dios ordenó que el pez arrojara a Jonás, y Jonás posteriormente fue a Nínive. Sin embargo, no hay indicios de arrepentimiento en la oración de Jonás. [12] Se podría argumentar además que la orden de Dios a Jonás de regresar a Nínive en 3: 1-2 indica que Jonás en verdad no se había arrepentido. [13] En su oración, Jonás estaba más preocupado por ser salvo y servir a Dios en el templo que por las razones por las que Dios lo estaba castigando (2: 5, 8).

Jonás concluyó su oración con dos versos triunfantes:

Los que se aferran a la necedad vacía abandonan su propio bienestar, pero yo, con gran acción de gracias, te sacrificaré lo que he prometido que cumpliré. ¡La liberación es del Señor! (2: 9-10)

Ibn Ezra y Radak creen que Jonás se contrastaba con los marineros que habían hecho votos en 1:16. A diferencia de sus votos poco sinceros (en opinión de Jonás), Jonás tenía la intención de mantener su voto de servir a Dios en el Templo. Abarbanel y Malbim, sin embargo, no creen que Jonás aludiría a los marineros. En su lectura del libro, los marineros son solo tangenciales a su comprensión de la historia, que concierne específicamente a Nínive como la capital asiria. En cambio, sostienen que Jonás estaba pronosticando el arrepentimiento insincero (en opinión de Jonás) de los ninivitas.

Se pueden combinar sus opiniones: los marineros y los ninivitas son fundamentales para el libro de Jonás, y cada uno recibe un capítulo de cobertura. Eran personas superiores, los marineros desde el principio y los ninivitas después de su arrepentimiento, pero Jonás los despreciaba porque eran paganos. La oración de Jonás une los episodios con los marineros y los ninivitas, creando un tema unificado para el libro, a saber, que Jonás se contrasta a sí mismo con paganos verdaderamente impresionantes. Parece que Rashi tiene la lectura más fluida:

Los que se aferran a la locura vacía : los que adoran a los ídolos abandonar su propio bienestar: su temor de Dios, de quien emana toda bondad. Pero yo, por el contrario, no soy así Yo, con gran acción de gracias, te ofreceré sacrificios. (Rashi sobre Jon. 2: 9-10)

Como en el capítulo 1, el contraste de Jonás con los paganos es el tema culminante de su oración en el capítulo 2. Para parafrasear la oración del capítulo 2, Jonás estaba diciendo "Ivri anokhi [Soy hebreo] ”(1: 9). Adoro al Dios verdadero en contraste con todos los paganos, ilustrado por los marineros y más tarde por los ninivitas. Al mismo tiempo, Jonás todavía permanecía en su rebelión contra Dios, todavía era un avaryan [pecador]. Según este punto de vista, Dios permitió que Jonás saliera del pez para enseñarle una lección, no porque se hubiera arrepentido.

¿Obedeció Jonás a Dios cuando fue a

? Radak asume que lo hizo. En contraste, Malbim cree que Jonás se rebeló incluso mientras caminaba por la ciudad malvada. Debería haber ofrecido explícitamente el arrepentimiento como una opción, en lugar de proclamar la perdición absoluta de los ninivitas.

Los ninivitas, por otro lado, llevaron a cabo uno de los mayores movimientos de arrepentimiento en la historia bíblica. El rey de Nínive incluso dijo lo que uno podría haber esperado que dijera Jonás: “Que cada uno se vuelva de sus malos caminos y de la injusticia de la que es culpable. ¿Quién sabe si Dios puede volverse y ceder? Él puede volverse atrás de su ira, para que no perezcamos ”(3: 8-9). Anteriormente notamos que se puede decir el mismo contraste del capitán del barco, que sonaba como un profeta mientras Jonás se rebelaba contra Dios.

El arrepentimiento de Nínive podría asombrar al lector, pero no impresionó a Jonás. Abarbanel y Malbim (en 4: 1-2) sugieren que Jonás estaba indignado de que Dios perdonara a los ninivitas después de su arrepentimiento por crímenes sociales, ya que seguían siendo paganos. Esta interpretación parece estar cerca del corazón del libro. A Jonás no le importaba el comportamiento extraordinariamente ético de los marineros ni los ninivitas impresionantemente arrepentidos. Jonás todavía era el Ivri se proclamó a sí mismo en 1: 9, contrastando marcadamente con los paganos que encontró, y por lo tanto permaneció alejado del Dios que sabía que tendría compasión de ellos.

Esto disgustó mucho a Jonás y se entristeció. Él oró al Señor, diciendo: “¡Oh Señor! ¿No es esto lo que dije cuando todavía estaba en mi propio país? Por eso huí de antemano a Tarsis. Porque yo sé que eres un Dios compasivo y misericordioso, lento para la ira, abundante en misericordia, renunciando al castigo. Por favor, Señor, quítame la vida, porque prefiero morir que vivir ”. (4: 1-3)

Indignado por el perdón de Dios de

Jonás reveló que inicialmente había huido porque sabía que Dios no castigaría a los ninivitas. En su protesta, Jonás apeló a los atributos de misericordia de Dios, pero con una desviación significativa de la fórmula clásica después del Becerro de Oro:

¡El Señor! ¡El Señor! Un Dios compasivo y clemente, lento para la ira, abundante en bondad y fidelidad. . . (Éxodo 34: 6)

Porque yo sé que eres un Dios compasivo y misericordioso, lento para la ira, abundante en misericordia, renunciando al castigo. (Jon. 4: 2) [14]

Jonás sustituyó "renunciando al castigo (ve-niham al ha-ra'ah) ”Por“ fidelidad (ve-emet). " El Dios de la verdad de Jonás no perdonará a los paganos, ¡sin embargo, Dios mismo le había encomendado a Jonás la misión de salvar a los paganos! Por lo tanto, la profecía de Dios al comienzo de la narración desafió la concepción misma de Dios que Jonás tenía. Jonás preferiría morir antes que vivir con un Dios que no se ajustaba a su perspectiva religiosa. Irónicamente, entonces, el profundo temor y amor de Jonás por Dios es lo que lo hizo huir inicialmente y exigir que Dios le quitara la vida.

En un intento de exponer la falacia del argumento de Jonás, Dios demostró que la voluntad de Jonás de morir se derivaba no solo de motivos idealistas, sino también de malestar físico:

"¡Oh Señor! ¿No es esto lo que dije cuando todavía estaba en mi propio país? Por eso huí de antemano a Tarsis. . . . Por favor, Señor, quítame la vida, porque prefiero morir que vivir ”. El Señor respondió: "¿Estás tan afligido?" (4: 1-4)

Y cuando salió el sol, Dios proporcionó un sofocante viento del este que el sol golpeó sobre la cabeza de Jonás y se desmayó. Rogó por la muerte, diciendo: "Preferiría morir que vivir". Entonces Dios le dijo a Jonás: "¿Estás tan triste por la planta?" "Sí", respondió, "tan profundamente que quiero morir" (4: 8-9)

Dios agregó una variable sorprendente al explicar su perdón de los ninivitas. Aunque en el capítulo 3 parecía que los ninivitas se habían salvado a sí mismos con su arrepentimiento, Dios de repente ofreció una razón diferente [15]:

Entonces el Señor dijo: “Te preocupaste por la planta, que no trabajaste y que no cultivaste, que apareció de la noche a la mañana y pereció de la noche a la mañana. ¡Y no debería preocuparme por Nínive, esa gran ciudad, en la que hay más de ciento veinte mil personas que aún no distinguen su mano derecha de su izquierda, y muchas bestias también! " (4: 10-11)

Dios había estado dispuesto a destruir a los ninivitas por su inmoralidad, pero los perdonó una vez que se arrepintieron. Aunque los ninivitas tenían creencias equivocadas, Dios tuvo compasión de ellos sin esperar que se volvieran monoteístas. Después de todo, no podían distinguir su derecha de su izquierda en el sentido de que servían a falsas deidades. Para Jonás, sin embargo, la verdadera justicia requería castigar incluso a los ninivitas arrepentidos porque todavía eran paganos.

Parafraseando la respuesta de Dios: tú, Jonás, querías morir por el más alto de los ideales. Sin embargo, también estabas dispuesto a morir antes que enfrentarte al calor. Tus limitaciones humanas ahora están completamente expuestas. Entonces, ¿cómo puede esperar comprender los atributos de Dios? [16] Dios tiene poca paciencia con la inmoralidad humana, pero puede tolerar a las personas morales con creencias equivocadas. El severo silencio de Jonás al final del libro refleja el abismo entre Dios y él mismo. Él siguió siendo un "Ivri”Hasta el final.

La historia de Jonás trata sobre la profecía, el pináculo del amor de Dios y el mayor logro espiritual humano. Pero la profecía también causa una mayor angustia, ya que el profeta aprehende la brecha infinita entre Dios y la humanidad más intensamente que nadie. Los logros espirituales de Jonás eran obviamente muy superiores a los de los marineros o la gente de Nínive; ciertamente podía distinguir su mano derecha de su izquierda. Cuanto más se acercaba a Dios, más al mismo tiempo ganaba reconocimiento de lo poco que realmente sabía de los caminos de Dios. Este descubrimiento lo torturó hasta la muerte.

Dios le enseñó a Jonás que no necesitaba desear la muerte. Había influido en otros para mejorar y había alcanzado un nivel más profundo de comprensión de Dios y de su propio lugar en este mundo. A pesar de su apasionado compromiso con Dios, Jonás necesitaba aprender a apreciar a las personas morales y brindarles orientación. Tenía un papel vital que desempeñar para permitir que se manifestara la misericordia de Dios.

El Libro de Jonás es una historia más grande que la vida de cada individuo que busca la cercanía con Dios. Hay un reconocimiento paradójico de que cuanto más se acerca uno a Dios, más se vuelve consciente del abismo que separa la sabiduría de Dios de la nuestra. Existe un desafío adicional en estar absolutamente comprometido con Dios, sin dejar de respetar a las personas morales que defienden creencias diferentes. Un midrash coloca una última línea en la boca de Jonás: "¡Conduce tu mundo según el atributo de la misericordia!" [17] Este midrash señala la lección de humildad que Jonás debería haber aprendido de este notable episodio, y que todo lector debe aprender.

[1] Este capítulo está adaptado de Hayyim Angel, "‘Yo soy hebreo! ’: El conflicto de Jonás con la misericordia de Dios hacia el más digno de los paganos", Biblia judía trimestral 34: 1 (2006), págs. 3-11 reimpreso en Angel, A través de una lente opaca (Nueva York: Fundación de Publicaciones Sefardíes, 2006), págs. 259-269. También apareció en Lector de Yom Kipur (Nueva York: Tebah, 2008), págs. 59-70.

[2] Ver, por ejemplo, Mekhilta Bo, J.T. Sanedrín 11:5, Pesahim 87b, citado por Rashi, Kara, Ibn Ezra y Radak.

[3] Pirkei D’Rabbi Eliezer 9, citado por R. Saadyah (Emunot ve-De’ot 3: 5), Rashi, Kara, Radak y R. Isaiah de Trani.

[4] Ver más discusión y crítica de los puntos de vista antes mencionados en Uriel Simon, Comentario bíblico de JPS: Jonás (Filadelfia: The Jewish Publication Society, 1999), introducción, págs. 7-12.

[5] Yehoshua Bachrach, Yonah ben Amitai ve-Eliyahu: le-Hora'at Sefer Yonah al pi ha-Mekorot (Hebreo) (Jerusalén: Departamento Religioso de la División de Jóvenes y Pioneros de la Organización Sionista, 1967), pág. 51.

[6] Elyakim Ben-Menahem, Da'at Mikra: Jonás, en Doce Profetas vol. 1 (hebreo) (Jerusalén: Mossad HaRav Kook, 1973), introducción págs. 7-9.

[7] Simón, Comentario Bíblico JPS: Jonás, introducción págs. 12-13.

[8] Simón, Comentario Bíblico JPS: Jonás, introducción págs. 33-35 comentario págs. 15-17.

[9] Ver una crítica adicional de Simón en David Henshke, "El significado del libro de Jonás y su relación con Yom Kippur", (hebreo) Megadim 29 (1998), págs. 77-78 y ver la respuesta de Uriel Simon a Henshke, "Verdadera oración y verdadero arrepentimiento" (hebreo), Megadim 31 (2000), págs. 127-131.

[10] Véase, por ejemplo, Génesis 39:14, 17 40:15 41:12 43:32 Éxodo. 1:15, 16, 19 2: 7, 11, 13 3:18 5: 3 7:16 9: 1, 13 10: 3. Cf. Gen. Rabbah 42:13: R. Judah dijo: [ha-Ivri significa que] el mundo entero estaba de un lado (siempre) mientras [Abraham] estaba del otro lado (siempre).

[11] Ben-Menahem, Da'at Mikra: Jonah, págs. 6-7. En su introducción, págs. 3-4, Ben-Menahem agrega que el capítulo 1 está organizado quiásticamente y la proclamación de Jonás en el v. 9 se encuentra en el centro de esa estructura, destacando aún más su centralidad en el capítulo.

[12] Cfr. Rashi, Kara y R. Eliezer de Beaugency. Incluso Ibn Ezra, Abarbanel y Malbim, quienes afirman que Jonás debió haber aceptado ir a Nínive, reconocen que Jonás no estaba contento con esta concesión. Adoptando una posición intermedia, Sforno sugiere que Jonás se arrepintió, pero la oración incluida en el libro es un salmo de gratitud después de que Jonás ya fue salvo. Rob Barrett ("Significa más de lo que dicen: el conflicto entre Y-H-W-H y Jonah", JSOT 37: 2 (2012), pág. 244) sugiere ironías adicionales en la oración de Jonás: Jonás proclama que ha llamado a Dios (2: 3), pero de hecho se ha negado a llamar a Nínive oa Dios mientras está en el barco. Jonás declara que Dios lo salvó porque se volvió a Dios, mientras huía del mandato de Dios.

[13] Ibn Ezra responde que Jonás se quedó específicamente cerca de Nínive para estar listo para partir con un segundo mandato. Alternativamente, Ben-Menahem (Da'at Mikra: Jonah, pag. 13) sugiere que Jonás podría haber pensado que Dios había enviado a otra persona.

[14] Para un análisis más detallado de la interrelación entre Joel, Jonah y Éxodo 34, consulte Thomas B. Dozeman, "Inner Biblical Interpretation of Y-H-W-H’s Gracious and Compassionate Character", JBL 108 (1989), págs. 207-223.

[15] Para una exploración más completa de esta y otras disparidades relacionadas, ver Hayyim Angel, "The Uncertainty Principle of Repentance in the Books of Jonah and Joel", en Angel, Textos revelados, significados ocultos: encontrar el significado religioso en Tanaj (Jersey City, Nueva Jersey: Ktav-Sephardic Publication Foundation, 2009), págs. 148-161.

[16] Ver discusión adicional en Bachrach, Yonah ben Amitai ve-Eliyahu, págs. 66-68.

[17] Midrash Jonás , ed. Jellinek, pág. 102, citado en Simon, Comentario Bíblico JPS: Jonás, introducción p. 12. R. Samson Raphael Hirsch sugiere que durante todo el episodio, Jonás necesitaba aprender lecciones importantes para convertirse en profeta. Por tanto, Dios lo envió en esta misión inicial a Nínive. Solo después de este episodio Dios lo envió en una misión profética más favorable a Israel (II Reyes 14: 23-27). "Comentario sobre Jonás" (hebreo), HaMa'ayan 51: 1 (Tishri 5771-2010), págs. 8, 9.


Dios en el agua

Volviendo al primer capítulo de Jonás. Parecería que Jonás les dijo a sus compañeros marineros desde el principio que buscaba huir de su Dios. Si esto no les molestó, fue porque navegaban hacia aguas internacionales donde los dioses territoriales no tenían poder. Luego, cuando llega la tormenta, cada uno clama a su propio dios y mdash con la vana esperanza, tal vez, de que las diversas deidades así convocadas puedan reunirse y montar una operación de rescate internacional. Cuando eso falla, cuando la suerte recae sobre Jonás, y cuando ellos exigen saber quién es realmente, y él les dice, entonces, atónitos y atemorizados, los hombres finalmente comprenden la verdadera gravedad de su situación. El resto de la historia, comenzando con el lanzamiento de Jonás al mar, sigue una progresión lógica.

Y así volvemos a lo que los rabinos pudieron haber tenido en mente al elegir el libro de Jonás como la lectura bíblica final sobre Yom Kipur. El sol está comenzando a ponerse, y los adoradores están a escasas horas de regresar a sus vidas normales, donde la presencia de Dios no es tan fácil de aprehender como en la sinagoga el día del año más sagrado, y donde existe toda tentación de manipular lo divino. fuera de la experiencia diaria de one & rsquos. Aquí, en Jonás, es el único lugar de la Biblia donde la esencia de la identidad judía se resume de manera tan sucinta y poderosa.

Ivri anokhi! Dios se encuentra en cualquier lugar, en cualquier momento. En palabras del fundador estadounidense John Adams, esta doctrina y mdash & rdquo de un soberano supremo, inteligente, sabio y todopoderoso del universo & rdquo, que Adams tomó por ser & ldquot el gran principio esencial de toda moralidad, y consecuentemente de toda civilización & rdquo & mdash constituía el don de los antiguos hebreos. , quien es el único "que lo ha preservado y propagado a toda la humanidad". Es la lección que enseña el libro de Jonás, y su mensaje para todos los que lo escuchan en Yom Kipur es que debemos vivir nuestras vidas en consecuencia.

Reimpreso con permiso de Jewish Ideas Daily.


Ver el vídeo: Jonás - Yiye Avila (Enero 2022).